Público
Público

Velasco archiva la causa contra un yihadista por la limitación de la justicia universal

Alabó el 11-M. Combatió en Siria, fue detenido en España y extraditado a Francia. Se le incautaron manuales sobre cómo fabricar explosivos y vídeos con discursos de líderes de Al-Qaeda en los que instan a recuperar Al-Andalus, así como fotos de las víctimas de la masacre de Atocha.

El juez de la Audiencia Nacional, Eloy Velasco. EFE

JULIA PÉREZ


MADRID. -Ni reside en España, ni ha causado víctimas con nacionalidad española ni se ha probado que atacara instalaciones nacionales. Por ello, el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha archivado una causa abierta contra un presunto yihadista que ha regresado a Europa tras combatir en Siria: considera que no puede ser juzgado tras la limitación de la justicia universal introducida por el PP.

La causa había sido abierta contra Abdelmalek Tanem, detenido el pasado 30 de abril en Almería, acusado de ayudar a combatientes europeos a entrar en Siria y unirse a los grupos yihadistas miembros de la organización Estado Islámico de Irak y Levante.

Nacido en mayo de 1989 en Vitry-Sur-Seine (Francia), Tanem tiene la nacionalidad franco-argelina y fue detenido a petición de Francia. El juez Eloy Velasco ordenó su ingreso en prisión y su traslado al país galo, toda vez que el detenido mostró su conformidad con la entrega. Antes de su traslado, el titular del juzgado central 6 ordenó a la Guardia Civil un informe pericial de la tableta Samsung y dos memorias USB que le fueron incautados en Almería al ser detenido.

Una vez recibido el estudio, Velasco ordena archivar la causa por cuanto no cumple los requisitos para poder juzgar a este combatiente en Siria: ni es español, ni ha causado víctimas españolas ni ha atacado instalaciones españolas.

Los dispositivos electrónicos contenían numerosos manuales para elaborar explosivos, consejos y pautas para conseguir las sustancias químicas necesarias para fabricarlas, así como vídeos con discursos de los líderes de Al Qaeda en los que llaman a la yihad y otros en los que se insta a recuperar Al-Andalus. También aparecen propuestas para promover la yihad global, priorizando los ataques a los países occidentales: “mejor atacar en el país del poresor a atacarle en el país donde está atacando”, reza uno de ellos.

Los analistas han encontrado un detallado análisis de Tanem sobre los atentados de 11 de marzo de Madrid, que “pretende servir como modelo ejemplarizante para la ejecución de un atentado exitoso”, sostiene el informe de la Guardia Civil. El detenido califica los atentados de Atocha como “bendecidos” junto a fotografías de víctimas de la masacre. Asegura además que se trata de la operación más exitosa desde el 11-S, y analiza los puntos positivos y negativos de los atentados terroristas de Madrid, ocurridos en 2004.

A juicio de Tanem, este análisis es necesario para que cualquier “operación” yihadista futura “sea más profesional y más precisa y no ignorar los puntos negativos para que la nueva generación de mujahidines aprenda de lo que pasó” y eviten los puntos negativos “en próximas operaciones”.

Tanem analiza de forma minuciosa los detalles de los atentados del 11-M, desde el tipo de explosivo hasta su capacidad de destrucción, aporta fotografías de los trenes destruidos y fotos de las víctimas.
El supuesto terrorista reprocha la presencia en Afganistán de las fuerzas armadas españolas y hace mención a las cárceles españolas, a las que denomina “Guantánamo europeo” en las que están presos varios “hermanos muyahidines”.

El informe de la Guardia Civil reconoce que no puede vincular a este combatiente en Siria directamente con un interés español, pero destaca la importancia de la creciente llegada de yihadistas que han combatido en las zonas de conflicto, “puesto que la amenaza no solo se limita a aquellos de nacionalidad española, sino que se extiende a todos aquellos originarios de cualquier país del espacio Schengen, dada la posibilidad de moverse libremente por todos los países que lo componen”.

También considera relevante la “cantidad de material radical de entrenamiento” que se encontró en los dispositivos y no se descarta que Tanem “pudiese elegir” España como uno de los países para captar y adoctrinar candidatos para enviar a Siria y a otras zonas de conflicto.