5 recetas que te harán amar las espinacas

Seleccionamos para ti algunas recetas que te harán amar las espinacas. Además, resultan muy sencillas de hacer. ¡Seguro que repiten!

7 minutos
tortitas de espinacas
Depositphotos

Las espinacas son uno de esos alimentos que debemos incluir en nuestra dieta. Sin embargo, aunque son tan deliciosas como nutritivas y saludables, no siempre gustan a todo el mundo y los más pequeños, en ocasiones, se resisten a tomarlas.

Así que para que no haya problemas cuando las pongan en tu mesa, seleccionamos para ti estas cinco recetas que te harán amar las espinacas. Además, resultan muy sencillas de hacer. ¡Seguro que repiten!

Las mejores recetas con espinacas

Bolitas de espinacas

albóndigas de espinacas
Pixabay

Las bolitas de espinacas son estupendas tanto como plato principal como para poner con acompañamiento y no tendrás que gastar mucho dinero para prepararlas. Solo necesitas 400 gramos de espinacas cocidas y escurridas, una barra de pan duro del día anterior, bien machacada, una chalota picada, 3 huevos batidos, media taza de queso parmesano rallado, una cucharadita de pimienta negra y sal al gusto.

Mezcla todos los ingredientes con las espinacas bien picadas hasta formar una masa con la que puedas ir formando bolitas. Si ves que te queda muy líquida, puedes espesarla con pan rallado. Ves dando forma a las bolitas y distribúyelas separadas sobre una fuente de horno don papel de hornear. Hornea durante 20 minutos a 200 ºC y gira para que se doren uniformemente por ambos lados.

Muffins de espinacas y champiñones

muffins
Depositphotos

Si los peques de la casa se vuelven locos con los muffins, verás cuando prueben estos salados. Los muffins de espinacas y champiñones son muy fáciles de preparar. Saltea en una sartén con un poco de aceite 250 gramos de champiñones para que suelten todo el agua. Retira y reserva en un bol. Saltea en la sartén 300 gramos de espinacas y añade los champiñones. Remueve y retira.

En un bol bate 4 huevos, añade una taza de queso rallado y 2 cucharadas de nata para cocinar. Después, añade las espinacas y los champiñones. Reparte en moldes para muffins esta masa e introduce en el horno precalentado a 190 ºC unos 20 minutos o hasta que, cuando insertes un palillo, salga seco y limpio.


Meter al horno precalentado 190º durante 20-23 minutos (depende de cada horno), hasta que al insertar un palillo salga limpio. Puedes servirlos calientes, pero también están deliciosos en frío. Y si lo prefieres, también puedes añadirles unos dados de jamón o de bacon.

Espinacas a la marinera

Depositphotos

Las salsas marineras suelen ser una apuesta segura. Les gustan a casi todo el mundo, así que si las combinas con espinacas, verás que plato más sabroso te saldrá. Solo necesitas 600 gramos de hojas de espinacas frescas, 400 gramos de gambas cocidas, 12 barritas de surimi, un par de dientes de ajo, aceite de oliva y sal.

Calienta un par de cucharadas de aceite de oliva y añade el ajo picado, las gambas, el surimi y la zanahoria. Remueve y agrega luego las espinacas bien escurridas. Deja cocinar hasta que estén tiernas, agrega sal al gusto y sirve. Y recuerda que para preparar las espinacas a la marinera puedes sustituir las gamas por langostinos o camarones y si quieres darle un toque más de mar, agrega unas vieiras.

Espinacas con pollo

Para aquellos a los que les gusta la carne, una estupenda forma de incluir las espinacas en la dieta de una forma sabrosa son las espinacas con pollo. Para medio kilo de espinacas necesitas dos pechugas de pollo, 20 mililitros de salsa bechamel o nata para cocinar, curry, sal y aceite de oliva.

Dora en una cazuela con aceite de oliva las pechugas de pollo cortadas en trozos. Una vez estén doradas, espolvorea con curry. Después es el momento de añadir las espinacas y, una vez que estén casi hechas, agrega la salsa bechamel o la nata, removiendo bien. Baja el fuego y deja que reposar unos minutos. Luego, sirve bien caliente.


Tortitas de espinacas

tortitas de espinacas
Depositphotos

Las tortitas nos gustan a casi todos. Además, valen para picar, para merendar, para poner de acompañamiento en la comida… Y por si eso fuera poco son muy fáciles de hacer. Necesitas medio kilo de espinacas, lavadas y muy bien picadas, así como un huevo batido, una cucharada y media de harina y una pizca de sal.

Mezcla los ingredientes en un bol hasta que estén todos bien ligados. Luego, en una sartén con un poco de aceite muy caliente, tienes que agregar de una en una cucharada para ir haciendo las tortitas vuelta y vuelta. Retira cada una cuando esté dorada por los dos lados y echa la siguiente. Acompaña de las salsas que más os gusten. ¡Os encantarán!

Por último, recuerda que para aprovechar todos los beneficios de las espinacas, la mejor forma de cocinarlas es en las recetas salteadas y al vapor, así como en el microondas. Cuando se prepara hervida, disminuye la cantidad de nutrientes que nos aporta. Un matiz a tener en cuenta.

Silvia Pato

Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.