Los crepes son una de esas comidas que siempre resultan un éxito si das con la receta adecuada para cada ocasión. Están tan buenos que puedes tomarlos solos sin necesidad de rellenarlos, pero si quieres un postre o una comida especial y eliges el relleno adecuado, obtendrás un gran éxito seguro, sin necesidad de haber pasado grandes dificultades en la cocina.

Hoy te proponemos media docena de recetas con crepes originales y fáciles de preparar, salados y dulces, para que te des un capricho o para que sorprendas a tus invitados con motivo de cualquier ocasión especial. Seguro que estarán deseando que vuelvas a hacerlos.

Crepes salados de espárragos y queso brie

crepes
Fuente: Pixabay/debrankine

Los crepes salados son una estupenda opción para comidas, meriendas y cenas rápidas que pueden resultar muy saludables según el relleno que elijas. Recuerda que la masa para los crepes salados no lleva azúcar y puedes prepararla con 3 huevos, ¼ de leche, 1 cucharada de aceite de oliva, sal y una cucharadita de mantequilla.

Bate los ingredientes húmedos con la sal y deja reposar en la nevera un par de horas. Luego funde la mantequilla en la sartén y ves extendiendo una capa fina de la masa para que se cocine. Dale la vuelta y retira. Luego solo tienes que rellenarlos.

Para el relleno de espárragos y queso brie solo tienes que extender sobre el crepe colocado en la sartén unas lonchas finas de queso brie y espárrago verde bien picado, aunque hay quien prefiere colocar los espárragos enteros, y hasta que se derrita el queso. Y si quieres una elaboración más completa, puedes preparar una bechamel, cubrirlos con ella y gratinar. Las opciones son tan variadas que puedes elegir según el gusto de tus comensales.

Crepes rellenos de atún y mostaza

Una receta muy sencilla de crepes saladas rellenas para servir en frío, perfecta para el verano o días de calor, es la de atún y mostaza. Solo necesitas escurrir bien un par de latas pequeñas de atún en aceite o una grande, picar cebolleta y pepinillos muy finos y añadir un par de cucharadas de mayonesa y una cucharadita de mostaza. Ten en cuenta que puedes variar la cantidad de ingredientes en función de tu gusto o incluso omitir la mostaza y prepararlos solo con el atún y la mayonesa. Rellena los crepes con la mezcla una vez la hayas removido bien y enrolla.

Crepes salados de champiñones y queso

Si quieres algo un poco más contundente, prepara el relleno de champiñones y queso. Necesitas 300 gramos de champiñones, 200 gramos de cebolla, 100 gramos de queso fresco para untar, sal, pimienta negra y una cucharada de aceite de oliva.

Pica la cebolla muy fina y corta el champiñón en láminas. En una sartén con el aceite, pocha la cebolla y los champiñones. Cuando la cebolla esté transparente y los champiñones adopten ese típico color dorado, añade el queso, la sal y la pimienta. Remueve hasta que todo ligue bien y retira para rellenar cada una de las crepes. Debes servir bien caliente.

Crepes con surimi y piña

panqueques
Fuente: Pixabay/KavindaF

Otra receta original y en frío de crepes salados son los crepes con surimi y piña. Pica unos palitos de surimi y unas rodajas de piña fresca o en conserva (nunca en almíbar, pues se trata de una receta salada y no dulce) en trozos muy pequeños. Mezcla con un par de cucharadas de mayonesa y rellena con ella los crepes. Resultan tan sabrosos como refrescantes.

Crepes dulces de nueces y requesón

Encontrarás infinidad de recetas de crepes dulces, y no todas ellas fáciles, sobre todo si cuentan con salsas o cremas muy elaboradas en su preparación. Para la receta básica, con la que te saldrán unos 8 crepes, necesitas 1 huevo, 65 gramos de harina, 125 gramos de leche, una cucharadita de mantequilla y una pizca de sal. Mezcla todos los ingredientes salvo la mantequilla y deja reposar la masa en la nevera, al igual que sucede con los crepes salados. Engrasa la sartén con la mantequilla y ves preparando uno a uno.

Para el relleno que te proponemos los ingredientes son requesón, nueces y miel. Funde la miel en el microondas, pica un puñado de nueces y mezcla con el requesón y la miel en un bol. Coloca en la sartén la masa coloca el relleno sobre ella y enrolla. Puedes decorar con nueces picadas, un chorro de miel o simplemente azúcar glass.

Crepes de manzana y canela

pancakes
Fuente: Pixabay/Zozz_

Si buscas unos crepes que te recuerden al sabor de las tartas para dejar con la boca abierta a tus invitados, prueba los crepes de manzana y canela. Resulta especialmente adecuado para las meriendas o para servir con el café o las infusiones a media tarde, además de ser uno de esos postres fáciles de preparar.

Solo tienes que pelar y cortar una manzana muy fina y ponla en la sartén con un poco de azúcar y zumo de limón para que se cocine lentamente hasta que se caramelice. Luego rellena la crepe y, antes de cerrarla, espolvorea bien con canela. Debrás servir bien caliente. Puedes decorar con canela y azúcar glass, e incluso servir acompañada de una bola de helado de vainilla.

Esta receta también te sirve para prepararla con panqueques. De una u otra forma, puedes ir extendiendo las capas de manzana caramelizada entre uno y otro para montar una tarta con los crepes o los típicos pancakes. Simplemente deliciosa.

Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here