Si la calefacción nos preocupa durante el invierno porque incrementa la cuantía de nuestras facturas, cuando llega el verano, la preocupación la provoca el aire acondicionado. Y es que estos aparatos en el hogar contribuyen a que podamos disfrutar de una temperatura agradable, pero también es cierto que su utilización afecta al cuidado del medio ambiente y puede producir efectos nocivos para la salud. Para evitar esos inconvenientes, hoy te proponemos algunas alternativas económicas al aire acondicionado, de manera que puedas prescindir de él o, cuando menos, reducir al máximo su uso.

Arquitectura y decoración

toldos
Fuente: Pixabay

En primer lugar, cuando hablamos del frío o del calor en las casas, es necesario recordar que un buen aislamiento es fundamental para mantener una temperatura adecuada en su interior, tanto en invierno como en verano.

Por todo ello, cómo está construida la vivienda resulta fundamental, así como los detalles de su decoración, como colocar un toldo en las ventanas y en las terrazas, pintar las paredes con colores claros, bajar las persianas o estores en los momentos centrales del día y utilizar telas ligeras y eliminar alfombras de lana para que el ambiente se mantenga más fresco. A partir de aquí, debemos elegir el sistema de enfriamiento más económico y adecuado a nuestras necesidades.

Ventiladores

Un clásico de los aparatos más económicos para combatir el calor es el tradicional ventilador. Es posible adquirir uno a partir de 10 euros, y los encontrarás en distintos formatos: de pie, de sobremesa y de techo. Su funcionamiento facilita que la temperatura descienda entre 4 y 8 grados, sin que disminuya la humedad del ambiente.

casa
Fuente: Pixabay

Recuerda que los ventiladores de techo son los más efectivos para refrescar las estancias, y que sea cual sea el modelo que elijas, su consumo energético es muy inferior al del aire acondicionado.

Termoventiladores

termoventilador
Fuente: www.amazon.es

Si el ventilador no te convence, puedes adquirir un termoventilador, que difunde frío o calor, según como lo programes. Los distintos modelos que encontrarás en el mercado cuentan con regulador de temperatura y su precio oscila entre los 20 y 150 euros.

Entre sus otras ventajas, hay que mencionar su pequeño tamaño, que permite colocarlo en cualquier rincón, y la facilidad para su transporte, además de consumir la mitad de energía que un aparato de aire acondicionado.

Climatizadores evaporativos

climatizador evaporativo
Fuente: YouTube/Cecotec

La opción más en auge en los últimos tiempos frente al aire acondicionado, en relación al precio y a los resultados obtenidos, es colocar en tu hogar climatizadores evaporativos, también denominados enfriadores de aire. Estos aparatos portátiles, que no necesitan instalación y utilizan el agua para enfriar el ambiente, pueden llegar a disminuir la temperatura entre 12º y 16º, por lo que resultan perfectos para aquellos lugares en los que no suelen sobrepasarse los 40º en verano. Los encontrarás a la venta a partir de 49 euros.

En lo que respecta a su consumo energético, ten en cuenta que un climatizador evaporativo necesita cinco veces menos energía que un aparato de aire acondicionado para enfriar la misma estancia. Además, entre sus ventajas, debes considerar que puedes encontrarlos con función frío y función calor, ionizador y ventilador, por lo que tal vez te compense invertir un poco más en la compra de alguno de los modelos más completos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here