Sol, buen tiempo, aire libre… ¿Apetece una buena barbacoa con los amigos o la familia? Seguro que sí. Además, si tienes espacio en la terraza o en la azotea de tu casa para colocar una, mejor que mejor. No lo dudes e invierte en una barbacoa para disfrutar de tu tiempo de ocio y de la cocina.

Primero debes tener en cuenta que en el mercado encontrarás disponibles barbacoas de carbón y barbacoas de gas, pero ¿sabes cuál es la que más te conviene? Ambos tipos cuentan con sus ventajas e inconvenientes y según lo que tú necesitas, te será mejor adquirir una u otra. Te contamos las diferencias para ayudarte a decidir cuál escoger.

Ventajas:

Ventajas de las barbacoas de carbón

barbacoa
Fuente: Pixabay/suju-foto

Las barbacoas de carbón o de leña, pues pueden funcionar con ambos tipos de combustible, son las que dan a los alimentos ese sabor de toda la vida, con un olor más que característico. Cocinar en ellas es todo un arte, que comienza con el momento del encendido y prosigue hasta conseguir las brasas más adecuadas para la comida que vayas a preparar.

La barbacoa de carbón alcanza temperaturas muy elevadas, de hasta 500 ºC, y son perfectas para reuniones pequeñas y medianas que no superen la docena de comensales. En el mercado encontrarás modelos muy económicos, desde las portátiles hasta las que tienen un mayor tamaño.

Y tampoco podemos olvidar la posibilidad de construir una barbacoa de obra si resides en una vivienda unifamiliar o adosada o cuentas con una terraza adecuada para ello.

A favor de las barbacoas de gas

barbacoa
Fuente: Pixabay/RAMillu

Las barbacoas de gas son perfectas para aquellos que buscan rapidez y limpieza. La barbacoa siempre está a punto, pues solo tienes que encenderla y en diez minutos estará caliente. De igual modo, la temperatura de su parrilla es por completo homogénea, así que también resulta más fácil para los más novatos cocinar en este tipo que en las de carbón o leña. Además, casi todos los modelos de barbacoas de gas disponen de una tapa que permite mantener la temperatura y evitar una gran salida de humos.

La temperatura máxima que alcanzan este tipo de barbacoas ronda los 300 ºC, y son más ecológicas y seguras que las barbacoas de carbón. Y si la limpieza de la barbacoa es algo que te da mucha pereza, también es cierto que las de gas se limpian con mayor facilidad, ya que no queda ningún resto de combustible en ellas.

Inconvenientes

Inconvenientes de las barbacoas de carbón

grill
Fuente: Pixabay/olafhunck

Vamos con los puntos en contra de ambos tipos de barbacoas. Las de carbón o leña son lentas de encender y hay quien se desespera por completo a la hora de preparar las brasas. Además, requieren mayor tiempo de preparación, pues necesitarás prenderlas unos 45 minutos antes de empezar a cocinar.

Por otro lado, también te costará aprender a que la carne o el pescado te queden perfectos y de forma similar, pues la parrilla tiene distintas temperaturas según el estado de las brasas y conseguir que alcance una homogénea no siempre es fácil. Sea como fuere, ten mucho cuidado al andar con el fuego, ya que este tipo de barbacoas incrementa el riesgo de incendio en comparación con las de gas. Por último, no podemos olvidar que son menos ecológicas y que causan mucho más humo. Eso sí, el sabor de la carne a la brasa no tiene nada que ver con el de las barbacoas de gas.

Inconvenientes de las barbacoas de gas

barbacoa de gas
Fuente: Pixabay/biggi219

Pero por más que pueda parecer que las barbacoas de gas tienen más ventajas, aunque haya que sacrificar algo de ese sabor tan característico, también cuentan con una serie de inconvenientes que debes conocer antes de decantarte por una de ellas.

Las barbacoas de gas pesan más que las barbacoas de carbón, y su transporte resulta más complicado. De igual manera, son más caras y tendrás que usarla bastante para rentabilizarla. El combustible también sale más caro que el carbón o que la leña. Ten en cuenta que el precio del gas propano o butano está siempre oscilando en función de las subidas y bajadas del coste del petróleo.

Y aunque pueda parecer algo sin importancia, si lo tuyo es el acontecimiento social de la barbacoa cuando te reúnes con tus amigos y te tomas el aperitivo mientras se consume el carbón o la leña para conseguir las brasas, las barbacoas de gas eliminan por completo ese encantador ritual. Algo que también deberás tener en cuenta en función del uso que vayas a darle.

Barbacoa de gas o barbacoa de carbón

En definitiva, si no quieres renunciar a ese sabor rústico y piensas preparar la barbacoa los domingos o cuando tengas tiempo para ello, no dudes en elegir la barbacoa de carbón. Pero si prefieres algo fácil de usar, rápido y que seguramente utilizarás con más frecuencia, puedes elegir la barbacoa de gas, que también cocinan estupendamente y te permitirán disfrutar de la barbacoa en cualquier momento.

Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here