Consejos de almacenaje para pisos pequeños

3 minutos

La organización y el orden son las dos claves fundamentales para sacar partido al poco espacio del que se dispone en un piso de pocos metros cuadrados. La elección de cada mueble y de cada objeto resulta fundamental para aprovechar cada rincón y conseguir que no pierda la luminosidad que posea, ya sea mucha o poca.

Para todo ello, siempre es una buena opción seguir estos consejos de almacenaje para pisos pequeños. Tenlos en cuenta para reorganizar tu casa o antes de adquirir algún elemento nuevo para no desperdiciar ningún hueco de tu hogar.

Utiliza todos los espacios de la cocina

cajón
Fuente: Pixabay/congerdesign

La cocina es uno de esos lugares de la casa en los que desperdiciamos sitio sin percatarnos de ello u ocupamos espacio con pequeños electrodomésticos que no utilizamos. Para subsanarlo, instala en los armarios y los cajones algunos separadores para guardar los utensilios, soportes esquineros, estanterías extraíbles, módulos de almacenamiento para platos, especieros o vasos…

Te sorprenderá cuánto más podrás almacenar solo añadiendo algunos de estos objetos. Pero antes de comprar cualquiera de ellos, recuerda medir muy bien el lugar de la alacena o el cajón donde vayas a colocarlos. Cada milímetro cuenta.

Mobiliario plegable o extensible

Cuando de ahorrar espacio se trata, nada como contar con mobiliario plegable o apilable, como sillas y taburetes, o extensible, como las mesas de cocina, de comedor o de salón. Sin ningún problema, podrás recibir a tus amigos u organizar una comida familiar. Y, si no tienes espacio para un escritorio, sitúa uno abatible en alguna pared con un hueco disponible. Puedes aprovechar para situarlo debajo de la ventana.

Pon ruedas a los muebles

Tienes la posibilidad de adquirir muebles auxiliares con ruedas o, si eres habilidoso, comprar las ruedas en función de a qué se las quieras colocar y usar el taladro. Y es que los carritos, los baúles, los revisteros o algunas cajoneras quedan estupendos con ellas.

Las ruedas te facilitarán moverlos de sitio, guardarlos bajo la mesa, apoyarlos contra la pared o apartarlos si necesitas hacer espacio en la habitación. En todo caso, ten en cuenta al colocar las ruedas que influirán en el peso que soporte la estantería o mueble auxiliar, ya que si los cargas mucho pueden terminar cediendo las baldas.

Gana espacio con puertas correderas

armario
Fuente: Pixabay/lrainero

Si hay algo que marca la diferencia en un piso pequeño son las puertas correderas. Y es que estas, ya sean en las zonas de paso o en los componentes del mobiliario, ahorran mucho espacio. Gracias a las puertas de corredera podrás aprovechar cada centímetro de pared, pues no necesitarás tener en cuenta lo que ocupa una puerta cuando se abre.

En el supuesto de que las puertas de las habitaciones no sea posible cambiarlas, opta sin dudar por armarios de puertas correderas para los dormitorios. También son la mejor opción en el mueble del salón y en las cómodas y tocadores.

Elige estanterías sin fondo

Ya sean las estanterías para colocar libros, ciertos objetos decorativos o pequeñas cajas de almacenaje, recuerda que no deben tener fondo. Tal vez te parezca que pocos centímetros puedes aprovechar así, pero se nota la diferencia. Y no solo porque podrás apoyar las cosas directamente en la pared, sino también porque el efecto óptico y la luz contribuirán a que el espacio se vea más grande. De igual modo, si buscas dividir ambientes, la estantería sin fondo será la mejor opción. El piso seguirá siendo diáfano.

Saca partido a las zonas de paso

balda
Fuente: Pixabay/giovannacco

En aquellos pisos que dispongan de un pequeño pasillo, también puedes aprovechar para colocar una estantería o una balda con libros, un perchero de pared o un banco con fondo y tapa que te sirva de almacenaje.

Si te atrae la idea de la librería y eres bueno con el bricolaje, compra las baldas a medida y móntala teniendo en cuenta la medida de los libros que vayas a colocar. Mejor que reserves este espacio para las ediciones de bolsillo y tapa blanda. Podrás colocar más ejemplares, te bastarán 25 centímetros de profundidad y no te preocuparás tanto por el peso.

Crea una zona de almacenaje bajo las camas

dormitorio
Fuente: Pixabay/StockSnap

Otro de esos huecos a los que puedes quitar mucho partido en un piso pequeño son los que se encuentran debajo de las camas. Aquí tienes la opción de comprar directamente una cama tipo canapé o con arcón, en donde podrás almacenar mantas y otros artículos voluminosos, o adquirir cajas de almacenaje con ruedas para meter debajo de la cama en el caso de que tengas una con patas.

Una opción más elaborada que las anteriores es crear un altillo, algo más útil en los dormitorios de niños y adolescentes, donde ganarás mucho espacio de almacenamiento. Si vas a comprar una habitación nueva, comprueba si hay algún modelo modular que lo incluya, ya que te resultará mucho más práctico.



Silvia Pato

Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.