Por más que nos esforcemos en nuestros hábitos de reciclaje para cuidar el medio ambiente y consumir menos energía, es posible que algo se nos escape y que no estemos haciéndolo tan bien como pensamos, aunque sea insconscientemente.

Por esa razón, hoy ponemos el foco de atención sobre cinco objetos que son menos ecológicos de lo que pensamos para que los uses de manera racional cuando eches mano de ellos.

Bolsitas de té

Bolsas de infusiones
Fuente: Pixabay/congerdesign

Hablamos de las bolsitas de té, pero también podríamos hacerlo de forma general de todas las infusiones que vienen presentadas en tal formato. Seguramente, estas bolsitas de papel nos parecen ecológicas, pero puede que nos equivoquemos.

Estudios como los realizados por la Universidad MacGill de Montreal, en Canadá, tras haber analizado distintos tipos de bolsas de té, concluyen que es posible ingerir micropartículas de plástico a través de ellas. Y es que hay algunas marcas que en la elaboración de estas bolsitas de papel incluyen el plástico. En consecuencia, las bolsitas no son del todo reciclables, ya que la mayoría está compuesta de un 80% de papel, que sí es biodegradable, y un 20% de polipropileno.

Por ello, si quieres comprobar de qué están hechas las bolsitas de tus infusiones, deberás leer la composición en el envase, aunque no todos los fabricantes lo detallan. Por otro lado, lo más ecológico es que compres las infusiones a granel en bolsitas de papel o en las propias latas que luego puedes reutilizar para rellenar.

Tetrabrik

leche
Fuente: Pixabay/Beeldredacteur

Normalmente utilizamos los envases de leche o de zumo, los tiramos en el contenedor amarillo y no nos preocupamos más, porque si tenemos dónde reciclarlos y cómo, tampoco deben de ser un problema. Sin embargo, aunque los tetabrik sean menos dañinos para el medio ambiente que las botellas de plástico, su composición es más compleja de lo que parece, ya que incluye cartón, aluminio y polietileno. Ahí reside el problema, pues, para que su reciclaje sea el adecuado, debe realizarse en una planta de reciclado específica, que no siempre existe.

El consumo racional es lo más adecuado y si podemos optar por botellas de vidrio, que se reciclan sin problema al 100%, mucho mejor.

Vasos de cartón

Vaso de papel
Fuente: Pixabay/Olga1205

Al igual que sucede con el tetrabik, reciclar un vaso de cartón o de papel es complicado, ya que en su interior hay una pequeña capa de plástico. De tal modo, que abandones el vaso de plástico para tomarte el café o el chocolate en uno de cartón no es tan ecológico como crees.

Además, el material para su elaboración tiene que ser virgen, porque va a estar en contacto con la bebida, por lo que el impacto de su fabricación es total sobre el medio ambiente.

Bolsas de tela

bolsa de tela
Fuente: Pixabay/catayhome

Para saber si una bolsa es más ecológica que otra debemos tener en cuenta factores como la energía necesaria para su elaboración, la cantidad de veces que puede reutilizarse, su reciclaje y el tiempo que tarda en descomponerse.

Así las cosas, en lo que respecta a las bolsas de tela que tan de moda se han puesto en los últimos tiempos en sustitución de las de plástico o papel no son precisamente las más ecológicas si tenemos en cuenta todos esos factores. Se considera que para que una bolsa de papel cuide el medio ambiente deberá ser reutilizada, por lo menos, en tres ocasiones; sin embargo, para conseguir el mismo efecto con una de tela, deberemos reutilizarla más de un centenar de veces. Esto es así por la elevada cantidad de energía que conlleva la producción de algodón. Su huella de carbono es mayor, y solo cuidarás el medio ambiente si la usas centenares de veces y no si la cambias por haber pasado de moda o haberse desgastado su dibujo.

De nuevo, lo más importante va a ser cómo usemos la bolsa y si la reciclamos adecuadamente. En el supuesto de que uses bolsas de plástico, lo mejor es que las reutilices todas las veces que puedas y, al final, las uses como bolsas de basura para tirar los envases y plásticos. En el caso de las bolsas de papel puedes hacer lo mismo con el contenedor de cartón y si usas bolsas de tela sé responsable con su compra y utilización.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here