Público
Público

Banco Santander apoya la investigación sobre por qué el coronavirus afecta menos a los niños

El Banco Santander ha donado 200.000 euros al proyecto de investigación Kids Corona, del Hospital Infantil San Joan de Déu, de Barcelona. El objetivo es generar y almacenar datos científicos sobre el Covid-19 para proporcionar a la comunidad científica evidencias sobre cómo afecta el virus a niños y embarazadas, y por qué los pequeños parecen estár más protegidos.

Patricia, de 7 años, no está afectada por el coronavirus pero ha vivido la experiencia de que sus padres caigan gravemente contagiados. Su caso ha lanzado la investigación del Hospital Sant Joan de Deu, de Barcelona, que busca donaciones para progresar co
Patricia, de 7 años, no está afectada por el coronavirus pero ha vivido la experiencia de que sus padres caigan gravemente contagiados. Su caso ha lanzado la investigación del Hospital Sant Joan de Deu, de Barcelona, que busca donaciones para progresar con su estudio. El mayor apoyo hasta ahora lo ha proporcionado el Banco Santander.

CONTENIDO PATROCINADO

La pandemia del Covid-19 es una calamidad para el mundo entero y está generando miles de ensayos e investigaciones clínicas y científicas en busca de tratamientos y vacunas, con todo tipo de enfoques. Algunos de ellos van encaminados a intentar descubrir por qué el virus parece afectar menos, en volúmenes de infectados y gravedad, a los niños.

Uno de los primeros casos que se hicieron más conocidos a nivel internacional fue el de Carmina Medel, una adolescente británica de 14 años cuyos padres, treintañeros, fueron tan gravemente afectados por el coronovirus que su madre murió y su padre aún lucha por su vida. Carmina no se ha contagiado y está atendida ahora por el departamento de atención social Brigdend Children’s Social Care Department, en Gales, ya que el resto de su familia vive en Filipinas y no puede hacerse cargo de ella. Su madre, Leilani, era enfermera hospitalaria. Murió el Viernes Santo en el hospital Princess of Wales de Bridgend. Su padre, Johnny, es técnico médico. Ingresó en cuidados intensivos a finales de abril. Todavía no hay más noticias sobre su evolución. En España, el caso más significativo es el de Patricia, una chica de Barcelona de 7 años, que ya sabe disfrutar de la cocina y las buenas recetas, practica gimnasia rítmica y hace rabiar a su perro Lacky. La mayoría de los niños, según se ha podido documentar ya en muchos países, resisten mejor que los adultos. Patricia también ha resistido al Covid-19, a pesar de estar en un ambiente de altísimo riesgo: en marzo su padre fue hospitalizado con los pulmones gravemente afectados por el coronavirus y tres días después, también su madre con pronóstico aún peor. El caso particular de esta familia animó a los investigadores del Hospital San Joan de Déu, de Barcelona, a intentar descubrir por qué la fisiología infantil es más fuerte que la del resto de nosotros y si la respuesta nos puede llevar a a luchar más eficazmente contra el virus. Busca donaciones para poder financiar su investigación. El donante más generoso hasta ahora ha sido el Banco Santander, con 200.000 euros.

Efectivamente, la gran mayoría de los niños menores de 15 años reaccionan frente al coronavirus SARS-CoV-2 de una manera completamente diferente a como lo hacen los mayores: casi no presentan síntomas, y si lo hacen, sufren muchas menos complicaciones. La donación del Santander a la investigación del hospital materno infantil se enmarca dentro del lamado Fondo Solidario Juntos, una herramienta dotada con 100 millones de euros que el banco está empleando en varios países, incluido España, para la compra y donación de material sanitario, investigación y colaboración con distintas instituciones frente al coronavirus. Ana Botín, presidenta de Banco Santander, ha afirmado: "Queremos ser parte de la solución de esta emergencia sanitaria y económica sin precedentes".

La infancia, y el embarazo, representan una oportunidad científica única para entender el porqué de esta baja susceptibilidad a la enfermedad y, potencialmente, señalar el camino hacia posibles terapias en el adulto. Pero otro motivo para apoyar el proyecto catalán es también que, aunque los pequeños parezcan más protegidos en lo clínico, pueden sufrir graves daños colaterales a medio plazo: consecuencias sociales, familiares, económicas y de salud mental.

"Kids Corona" aspira a generar un conocimiento científico sólido sobre las familias afectadas, a fin de conseguir crear la mayor base de datos y biobanco más grande posible, con información y muestras biológicas de niños y madres que hayan estado en contacto o afectados por el Covid-19. La investigación, ya en marcha, ha contado de arranque con una muestra de 500 familias voluntarias con niños y niñas menores de 15 años en las que al menos un adulto ha dado positivo en Covid-19. El proyecto desarrolla cuatro líneas de investigación: microbiológica, clínica, inflamatoria y materno-fetal.

Sus conclusiones facilitarán datos científicos críticos sobre el virus y toda la información útil se trasladará de modo íntegro y transparente a la sociedad.  Para Juanjo García, coordinador de Kids Corona y Jefe de Pediatría del Hospital Sant Joan de Déu, "los niños son la clave para vencer esta pandemia".

Otros proyectos científicos contra el virus

Además de a este proyecto del hospital de Barcelona, el banco presidido por Ana Botín ha destinado 100.000 euros al proyecto de investigación del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC) que está probando el uso del preparado MV130 como refuerzo para generar una respuesta inmunitaria al Covid-19 en forma de vacuna. El MV130 contiene varias bacterias inactivadas que previene la morbilidad y mortalidad en infecciones virales respiratorias, como la gripe, que podría impulsar y mejorar una vacuna con antígenos SARS-CoV-2. Las vacunas en estudio tienen como objetivo preparar al sistema inmunitario frente al virus que provoca Covid-19. El efecto protector de estas vacunas se genera gracias a lo que se denomina memoria inmunológica.

La gestora del Santander, Santander Asset Management, ha donado a su vez 250.000 euros a otro proyecto científico para luchar contra el Covid-19. En este caso, ha convertido su fondo de inversión de ISR Santander Sostenible 1 en "solidario" y va a destinar parte de las comisiones que obtiene de los clientes a la lucha científica contra el coronavirus, en concreto al Instituto de Investigación del Hospital Universitario La Paz, que también ha iniciado un proyecto clínico y de investigación para conseguir una clasificación de los pacientes afectados que permita anticipar su evolución desde el primer momento, así como encontrar un tratamiento efectivo para aquellos pacientes que presentan peor pronóstico.