Público
Público

Carlos Sadness: "La situación no está como para desentenderse
de la política"

El artista indie, que afirma inspirarse en actos cotidianos como una simple conversación de Whatsapp, vuelve con 'La idea salvaje', un disco de extremos -menos sensible y redondo que los anteriores- en el que hay desde canciones "muy oscuras" hasta algunas para relajarse y "echarse la siesta".

.

Parece mentira que Carlos Sadness (antaño Shinoflow) sea del 87.  Con sus cortos 27 años puede decir que es un artista polifacético. Compositor, cantante, dibujante y publicista, ha llegado a idear campañas para firmas como Carolina Herrera o diseñar para las míticas muñecas Barbie, algo que recuerda entre risas en su charla con Público. Lo mismo compone una canción nacida de algo tan cotidiano como una conversación de Whatsapp como diseña él mismo la portada de su disco.

Catalán de nacimiento, condena la actitud del Gobierno bloqueando el diálogo y la necesidad de que se escuche a los catalanes. Asegura que aunque en sus canciones no habla de política, en las redes sociales se "saca la espinita" y opina sobre una situación de la que, en su opinión, nadie puede permanecer indiferente. 

El indie de la eterna melena reaparece con La Idea Salvaje, su décimo trabajo (quinto como Carlos Sadness) en el que expresa todo tipo de sensaciones y emociones encontradas y en el que -aunque esta vez no hay nada 'celeste', el color que le evoca tranquilidad y misticismo-colorea las letras con melodías luminosas y variadas que sirven, como él mismo asegura, para bailar, relajarse y echarse una siesta o incluso reflexionar. 

/SONYMUSIC

¿En qué destaca tu nuevo trabajo La idea salvaje? ¿Y por qué ese título?
Pues es bastante diferente a todo lo que he hecho, sobre todo respecto al anterior, que es mucho más sensible, redondo, más correcto, no pinchaba. Éste no tiene nada que ver, mucho más salvaje como su nombre indica. De hecho, se llama así porque llegó un momento en el que me fue de las manos. Hay un poco de todo: canciones muy luminosas, otras muy oscuras, otras bailables, otras son casi para echarse una siesta, digamos que es un disco muy de extremos.  

Los colores y lo que evocan son muy importantes para los artistas, el celeste parece tu predilecto…
El celeste me lleva como a algo tranquilo, a la vez mágico, místico, luminoso. Es un color que te lleva a algo casi celestial, quizás. Llamé a ese disco Las Ciencias Celestes porque era un poco jugar con los términos, algo metafísico, el contraste de dos palabras.

Se sabe que además de cantante eres dibujante. La portada de Ideas Salvajes es muy creativa…tiene toda la pinta de ser de tu autoría…
Sí, es mía. Yo soy un poco contador de historias, me gusta la creatividad en general. He trabajado incluso en publicidad, he hecho anuncios, incluso he hecho campañas para Carolina Herrera, he hecho cosas hasta para Barbie (lo dice entre risas), me lo he pasado en grande. Tanto en la música como en mis dibujos todo parte de una idea, de una conversación, a veces de una simple frase me viene la inspiración.

"En España se ponen muchas etiquetas, aquí hasta que no se normalizan determinados looks, no se aceptan, y te ponen el género en función de cómo vistas"

Escribes mucho sobre relaciones, desamor… ¿te consideras un romántico?
No tanto (sonríe pícaro). Yo escribo de lo que siento, a veces se me ocurren letras a partir de una conversación de Whatsapp con alguien, de hecho alguna vez he contestado algo con una frase y luego he pensado: ‘ostias esto vale para una canción’. Ser amigo mío es peligroso porque una conversación conmigo puede ser una canción mañana. No sé si soy romántico pero sí lo que transmite es algo emotivo. No tengo canciones que hablan de amor como tal (en la forma tradicional, aclara) ni tampoco de desamor porque no he tenido muchos desamores, pero si escribo sobre relaciones, sobre lo que es conectar con una persona. También tengo canciones más hot, más eróticas, pero creo lo que hago vestido de una forma que no se vean obscenas. Frases del estilo: “las constelaciones en el asiento trasero y tus piernas de fuego, que sin caer en el mal gusto son muy sugerentes".

Tener personalidad, vestir diferente y llevar el pelo largo… aquí en España ¿Se paga o se premia?
Desde luego en España se castiga más que se premia. Aquí hubo un momento, en los 80, en los que molaba ser diferente, destacar, estaba bien visto. Pero hoy si Bisbal por ejemplo sale con pintas, todo el mundo empezará a hablar de ello, cosa que no pasa en otros países. Por ejemplo, en México, cuando yo aparezco como artista y ven mis pintas, les encanto, flipan con mi pelo, con mi manera de vestir. En España no se premia mucho la extravagancia, no sé si por culpa de que los medios han convertido a los músicos en gente muy correcta, en el tío que toda madre querría para su hija. Han buscado mucho la imagen del ‘músico correcto’ y es una lástima porque yo creo que cuando se es artista, mola aplicarlo un poco también en todo, no solo en tu música. Pero si yo quiero llevar el pelo largo o una chupa de cuero de chica, ¿quién va a decirme que no puedo? Es absurdo. Las mujeres lo cogen mejor, aceptan mucho más todo en cuestiones de estética, los hombres aún son más reticentes. Se ponen muchas etiquetas, aquí hasta que no se normalizan determinados looks no se aceptan y se asocia a determinada música con determinada forma de vestir. Te ponen el género en función de cómo vistas.

"Tengo canciones bastante
'hot', pero creo lo que hago con frases que son sugerentes sin caer en el mal gusto"

Has hecho muchas colaboraciones con varias artistas como Iván Ferreiro, Bebe, Miss Caffeina… ¿con qué cantante no has colaborado y te gustaría?
Lo que me falta para coronarme es con Pitt Bull (se ríe y aclara enseguida que es broma). Hacer colaboraciones es algo muy divertido y enriquecedor. En este disco iba a haber otra pero no se pudo, con la distancia, con León Larregui, el cantante del grupo mexicano Zoe, y me he quedado francamente con muchas ganas, pero seguramente la haremos.

Eres muy joven y la situación está difícil. ¿Son malos tiempos para ser joven?

A ver, ser joven siempre es un plus pero es cierto que ahora se nos exige mucho más. Es decir, tener una carrera un máster y experiencia parece no ser suficiente para que te reconozcan algo o para que te respeten. Se tiende a medir muchísimo la trayectoria y en ese sentido salimos los jóvenes perdiendo claramente. La situación para muchos chicos es chunguísima, tardamos más en demostrar todo, a veces te preguntas: ¿cuántos años de mi vida necesito para que se me considere una persona válida? O para que se nos pague bien, es una vergüenza. Es una mecánica social que va a costar quitar.

En tus letras no tratas como otros artistas temas políticos o sociales pero por ejemplo en Twitter a veces sí, ¿Escribirías algo reivindicativo? ¿Qué opinas de la situación actual?
Pues la verdad es que, aunque lo veo muy bien, a mí personalmente no me sale y yo soy de los que pienso que lo que escribas y cantes tiene que ser algo natural y espontáneo. Quiero que mis canciones sean 100% yo en el sentido artístico. Pero por ejemplo por Twitter sí que a veces meto mucha caña política, porque es algo que me mola, y me quito esa espina. Creo que es importante tener una conciencia política, porque la situación actual no es para desentenderse, pero no creo que haya que meterla en todo lo que haces, dependerá de cómo se haga. Lo que pasa es que quizás para mí la política no tiene nada de poética. Pero luego sí que en Twitter pongo muchas cosas, por ejemplo que no me gustan los toros, o en contra de las injusticias como los desahucios, tengo un pensamiento muy social y me gusta que los que me sigan sepan lo que pienso, pero ya digo que traducir eso a una canción no me sale, aunque nunca digas ‘de éste agua no beberé’.

"¿Cómo se va a hablar de independencia en Catalunya si no se sabe lo que la gente de verdad quiere?, igual se pregunta y sale que solo quiere la mitad de la gente y entonces se podría llegar a un consenso"

Eres catalán, ¿Cuál es tu percepción de todo lo que se está viviendo allí?
Pues es curioso porque la cuestión catalana se vive en España mucho más que en Catalunya. Fuera se magnifica todo. Yo lo que de verdad pienso es que por lo menos se debe escuchar a la gente, negarle la democracia a la gente está muy mal y es un error por parte del Gobierno que no hace más que empeorar las cosas. ¿Cómo se va a hablar la independencia de Catalunya si no se sabe lo que la gente de verdad quiere?, igual se pregunta y sale que solo quiere la mitad de la gente y entonces se podría llegar a un consenso, conseguir negociar, que se sienta que España arrima el hombro y que se nos quiere dentro. Si las cosas se hicieran así, yo creo que la gente que se quiere independizar no estaría tan cabreada con España. Hay que replantearse las cosas.

No cantas en catalán ¿Por qué? ¿Crees que eres profeta en tu tierra?

No canta ni escribo en catalán pero a veces me apetece porque es un idioma muy bonito, y musicalmente suena muy bien, pero como siempre he cantado en castellano y cuando escribo pienso en castellano, sería raro, además tengo seguidores en América Latina y de cara a ello no lo entenderían. Además me va muy bien en Andalucía o en otros sitios castellanoparlantes, digamos que no que no se puede decir que sea profeta en mi tierra (aunque aclara que no le va nada mal) pero tengo mucho más público fuera de Catalunya que dentro. En Barcelona es complicado llegar, todo es muy cosmopolita y lo de fuera pega más siempre, si eres de aquí no molas tanto.