Público
Público

Los Goya más exóticos

La 30 edición de los Premios de la Academia de Cine, un cóctel de mujeres cineastas mezclado con intérpretes de prestigio, personajes ilustres con mucho morbo y un Goya Honorífico que rinde homenaje a la popularidad de cierto cine español.

Publicidad
Media: 5
Votos: 2

Inma Cuesta en 'La novia', de Paula Ortiz.

MADRID.- La 30 edición de los Premios Goya tiene todos los ingredientes para convertirse en la más ‘exótica’ de la historia de la Academia de Cine. El año en que, por fin, hay una presencia importante de mujeres directoras nominadas en distintas categorías –once, en total- es también el del Goya Honorífico a Mariano Ozores, flamante cineasta de los años del franquismo –“(Franco) era una necesidad que tenía la sociedad de aquel momento, igual que ahora Podemos es una necesidad”-.

Si algunos nominados que asistirán como Juliette Binoche, Penélope Cruz y Tim Robbins concederán glamur y prestigio cinematográfico a la gala, otros invitados como Mario Vargas Llosa del brazo de Isabel Preysler otorgarán a la noche ‘otro’ aliciente diferente. Con todo ello, la ceremonia será, sin duda, la de las favoritas: La novia (doce nominaciones), Nadie quiere la noche (nueve), Un día perfecto y El desconocido (ocho), y Truman (seis).

Sorpresas y veteranos

Aspirantes las cuatro al Goya a la Mejor Película, también compite por esta estatuilla la ópera prima de Daniel Guzmán, A cambio de nada, una de las sorpresas del año, que se ha plantado en los galardones con seis nominaciones: Película, Dirección Novel, Guion Original, Actor de Reparto, Actor Revelación y Actriz Revelación. En esta última se encuentra Antonia Guzmán, abuela del director, y una de las más veteranas de la noche, junto con el mencionado Mariano Ozores.

'A cambio de nada', de Daniel Guzmán

Veterano también y, sin embargo, feliz candidato al Goya al Mejor Actor Revelación es el cineasta Fernando Colomo, protagonista de su película Isla bonita. Setenta años recién cumplidos, no es el primer caso de experimentado profesional compitiendo con jóvenes promesas en esta categoría. 2007, ya estuvo a punto de conquistar este premio el magnífico Walter Vidarte y Saturnino García lo ganó en 1994.

Ricardo Darín y Javier Cámara, en 'Truman'

Once directoras nominadas

Pero la 30 edición de los Goya es, sobre todo, la de las mujeres. Once directoras aspiran a diferentes galardones y aunque el número de sus compañeros varones sea mucho mayor (más del doble, de hecho), es todo un logro una representación como ésta en un país donde solo un 8% de las películas que se estrenan han sido dirigidas por una mujer (la participación en producción es del 21% y en guion del 15%) y donde más de la mitad de las directoras solo ha hecho una película en los últimos 10 años.

'Nadie quiere la noche', de Isabel Coixet

Con Paula Ortiz e Isabel Coixet a la cabeza, ambas podrían conquistar el Goya a la Mejor Dirección por La novia y Nadie quiere la noche (los otros dos nominados son Cesc Gay y Fernando León de Aranoa), en la gala estarán también Leticia Dolera, que con su ópera prima, Requisitos para ser una persona normal, podría ganar el Goya a la Mejor Dirección Novel, y Mabel Lozano, autora de una de las películas documentales nominadas, ‘Chicas nuevas 24 horas’.

De Turquía a Auschwitz

En las categorías de Mejor Película Iberoamericana y Mejor Película Europea también hay nombres destacados de mujeres cineastas. Maite Alberdi compite con La once y Marilyn Soraya, con Vestido de novia, en el primer apartado, mientras que Deniz Gamze Ergüven, lo hace con Mustang, denuncia de la situación de la mujer en Turquía, en el segundo.
Las otras cuatro directoras que optan a un galardón se encuentran en las categorías de cortometraje. La vicepresidenta de la Academia, Gracia Querejeta, acude con Cordelias a Mejor Cortometraje de Ficción. En animación están Francisca Ramírez (Honorio, dos minutos de sol) y María Lorenzo Hernández (La noche del océano). Además, Pilar García Elegido aspira al Oscar al Mejor Cortometraje Documental con Ventanas, sobre el campo de concentración de Auschwitz.

'Un día perfecto', de Fernando León de Aranoa

Goya honorífico

Mariano Ozores será protagonista del que suele ser el momento más emotivo de la gala de estos premios, el del Goya Honorífico. 89 años, actor y director, recogerá un galardón que este año recompensa la popularidad (87 millones de espectadores y casi 100 películas) por encima de cualquier otra virtud. Personaje de éxito durante el franquismo, dirigió Morir en España, un documental sobre la reciente historia de España en el que se deleitaba ensalzando las ‘hazañas’ franquistas durante la Guerra Civil. También participó, aunque sin aparecer en créditos, en Franco, ese hombre, como director de la segunda unidad. Es mucho más conocido, sin embargo, por títulos de comedias como Los bingueros, Yo hice a Roque III, Cristóbal Colón, de oficio… descubridor o Manolo, la nuit.

Luis Tosar, en 'El desconocido'

Los otros ‘protagonistas’, actores y actrices, son los que tienen, por cierto, las quinielas más abiertas. Pedro Casablanc, un actor esencialmente de teatro, que acaba de conquistar el premio de Días de Cine por su papel de Bárcenas en B, suena como favorito. Aunque también se habla mucho de los otros aspirantes: Ricardo Darín, que ya ganó en el Premio en San Sebastián por Truman; Luis Tosar, que está magnífico en El desconocido, y Asier Etxeandia, protagonista de La novia. En el apartado de Mejor Actriz Protagonista, la batalla se librará entre Inma Cuesta, Juliette Binoche, Penélope Cruz y Natalia de Molina. Todas con méritos para conquistar la estatuilla, éste podría quedar en manos de la última en llegar, Natalia de Molina, por su papel de una madre soltera a punto de ser desahuciada, en Techo y comida.