Público
Público

Paco León y su estreno multimedia: "Es hacer algo contra no hacer nada"

El popular actor debuta como director con 'Carmina o revienta', una película "familiar" que se estrena hoy de manera simultánea en salas de cine, Internet y DVD

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

Con los nervios propios de los días previos al debut, Paco León se muestra solícito con los periodistas poco antes del estreno de su opera prima como director. Carmina o revienta, premiada y aplaudida en el pasado Festival de Málaga, ha pasado de ser una 'película familiar' a todo un fenómeno. Más por su singular distribución que por su contenido, que no defrauda. Desde hoy, todo aquel que quiera ver la película puede elegir entre los tres canales posibles: salas de cine, Internet y DVD. Se trata de una iniciativa pionera que servirá para tomar el pulso al público en una época de crisis en la que toca reinventarse.

'Mucha gente ha querido simplificar esta propuesta como el cine contra Internet. Para nada es eso, es hacer algo contra no hacer nada', explica Paco León, que se toma con calma el llamado boicot que algunos exhibidores le han hecho a su película. El actor entiende el recelo ante un estreno de estas características, pero también que es mejor intentar plantar cara la crisis (económica y pirata) que quedarse de brazos cruzados esperando a que se solucione sola.

'Espero que este experimento sirva para ver que es posible, que pueden convivir las salas con Internet y el lanzamiento en DVD y que no pasa nada''El boicot me parece lógico hasta cierto punto, pero creo que hay que evolucionar de alguna manera. Espero que este experimento sirva para ver que es posible, que pueden convivir las salas con Internet y el lanzamiento en DVD y que no pasa nada, que hay espectadores para todos'. Es más, León envía un mensaje a los exhibidores que no quieren compartir y es que ya lo están haciendo sin quererlo. 'Ahora mismo hay una competencia totalmente desleal. Se comparte en las salas de cine, con la piratería en Internet y el top manta. Son las tres formas. Lo único que propongo es legalizarlo y que esto vaya a favor de la producción de cine', remarca.

Todo comenzó después del Festival de Málaga, en el que Carmina o revienta se llevó las Biznagas de Plata a la Mejor Actriz, Premio Especial del Jurado y Premio del Público. León preguntó en su cuenta de Twitter (en la que pasa del medio millón de seguidores) que si estarían dispuestos a pagar por verla en Internet. En cuestión de una hora recibió 1.000 mensajes. Cada uno contándole su historia personal y sus razones. Este pequeño estudio de marketing online llegó a oídos de Juan Carlos Tous, fundador y director de Filmin, y, casualidades del destino, solo unos días después ambos coincidían en Madrid.

Ninguno de los dos sabía que el otro estaría en ese restaurante aquel día, pero el destino lo quiso así. 'Fue justo antes de la reunión con Alta Films. Es una de las casualidades. Ha habido muchas, de gente que te encuentras... Creo que es saber escuchar y aprovechar la sinergia de lo que pasa. Parece muy metafísico, pero yo creo mucho en esto, en seguir la corriente y en escuchar lo que está pasando'. Tous se le presentó, se sentaron a hablar y allí se cuajó esta 'distribución integral' cuya principal intención es tomar el pulso al mercado. Ver si realmente funciona y servir al resto como ejemplo.

El visionado online cuesta entre 1,95 y 2,95 euros y el DVD 5,95 eurosLo del estreno simultáneo en salas e Internet no es algo que haya inventado Carmina o revienta. De hecho, en España ya se ha hecho antes con Tiro en la cabeza, de Jaime Rosales, y muy recientemente -concretamente la semana pasada- con Marley. Sin embargo, como explica Tous, esta sí es la primera vez que el estreno simultáneo llega también en formato DVD. Ahí está la novedad. Los precios varían según el canal de distribución. El precio de la entrada lo ponen los exhibidores (20 salas estaban dispuestas a proyectarla el martes). En Internet (vía Filmin o Mitele, por ejemplo) puede verse por 1,95 euros durante las dos semanas inmediatas al estreno y 2,95 euros después. Otra opción es alquilarlo a través de iTunes por 3,99 euros. El DVD sale al mercado con un precio de 5,95 euros.

Una vez puesto en marcha el plan de distribución la duda es si funcionará. 'Si no funciona no pasa nada, habremos hecho una bonita película familiar que ya está premiadísima. Además, por muy mal que vaya habrá merecido la pena', reconoce un Paco León al que no parecen preocuparle demasiado las cifras. 'Creo que puede salir medio bien, regular o muy bien, pero no creo que haya posibilidad de que salga mal porque hay muy poco que perder. La película ha sido muy barata'. Y tanto, costó 100.000 euros y se rodó en 11 días.

'Si no funciona no pasa nada, habremos hecho una bonita película familiar que ya está premiadísima'A la espera de ver cómo funciona esta iniciativa pionera y con parte de los exhibidores en contra, tanto León como Tous coinciden en que el experimento ha podido hacerse porque Carmina o revienta es una película independiente y pequeña. El director de Filmin tiene claro que no todas las películas son idóneas para una distribución de este tipo. 'Cada película tiene su propio plan de distribución y exhibición. Su propia vida'. Cuando el espectáculo entra de por medio, la cosa es distinta. León comparte esa opinión, aunque solo a medias, porque superproducciones como Cleopatra o Los Diez Mandamientos casi todo el mundo las ha visto en el salón de su casa.

A parte de ser una película pionera en esto de la distribución, Carmina o revienta es también un tanto distinta en cuanto a la historia que cuenta y a la forma en que lo hace. Paco León ha cogido a su madre, Carmina Barrios, y la ha convertido en actriz de la noche a la mañana. Ahí es donde reside la frescura de Carmina o revienta, un trabajo familiar (también participan en ella María León, hija de la protagonista y hermana del director y guionista, y un buen puñado de familiares más) que acaba de dar el salto para el público en general.

La protagonista es una mujer corriente, como podría serlo la madre de cualquiera, que tiene que luchar para enfrenarse a una vida llena de sinsabores que incluye un sinfín de deudas y un marido alcohólico. Pero lejos del tono que acostumbra el cine social, Paco León lo cuenta con ese punto de humor que siempre le da a todo. Con un humor y con una forma de rodarlo y montarlo que está a medio camino entre el documental y el western. Difícil, sino imposible de definir, el culpable de todo dice de que su obra 'es diferente, por lo insólita. Refresca de alguna manera, aunque te provoque y haya cosas que no te gusten. Es algo muy auténtico'.