Público
Público

Briatore, expulsado de por vida de la Fórmula 1

Renault es suspendida por dos años pero no tendrá que cumplirlos. La FIA concede inmunidad a Nelson Piquet por revelar la trama

AGENCIAS / PUBLICO.ES

La escudería Renault ha sido suspendida por dos años de la Fórmula Uno, exentos de cumplimiento, por el accidente voluntario en el pasado Gran Premio de Singapur de su piloto Nelson Piquet, mientras que Flavio Briatore ha sido apartado de por vida de la competición, informó hoy la FIA.

El ex estratega del equipo Pat Symonds fue apartado durante cinco años, mientras que los dos pilotos implicados, Piquet y el español Fernando Alonso, que se benefició del incidente, fueron absueltos.

El Consejo Mundial de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) se mostró clemente con la escudería francesa, pese a considerarla culpable del incidente, y cargó con dureza contra su anterior responsable, el italiano Flavio Briatore, y contra Symonds.

Ambos habían sido apartados la semana pasada del equipo por Renault, que anunció que no contestaría las alegaciones de la FIA en este caso.

La FIA consideró de una "extrema gravedad" el accidente voluntario de Piquet, que no perjudicó sólo a la imagen del deporte, sino que también puso en peligro la vida de los espectadores, oficiales, el resto de los competidores y el propio Piquet.

Ante ello, el Consejo Mundial se planteó la descalificación de Renault, pero tuvo en cuenta la cooperación de la escudería para aclarar los hechos e identificar a los responsables individuales de los mismos -Briatore y Symonds-, por lo que limitó la sanción.

Ésta durará hasta 2011 y quedará en suspenso mientras el equipo no cometa una pena comparable durante ese periodo.

Renault deberá pagar los gastos de la investigación y se comproetió a hacer una contribución a los trabajos de seguridad de la FIA.

La Federación agradeció a Alonso su colaboración en el caso y concluyó que el piloto no estaba envuelto en ninguna forma en la maquinación.

Tampoco sancionó a Piquet, que se benefició de la inmunidad a cambio de su confesión.

Todo lo contrario que el ex responsable del equipo Flavio Briatore y el anterior estratega del mismo Pat Symonds, a los que consideró cerebros del caso y les apartó de la Fórmula Uno.

El primero fue apartado "de por vida" de la competición, al tiempo que le negaron las funciones de representante de pilotos, lo que obligará a Alonso a buscarse otro colaborador.

Symonds fue suspendido sólo durante cinco años, al tener en cuenta la FIA que el anterior estratega de Renault admitió haber participado en la maquinación y pidió perdón por ello.

Ni Briatore ni Symonds estuvieron presentes en la audición hoy en París, en la que Renault estuvo representado por Alonso y por el presidente de la escudería, Bernard Rey.