Público
Público

Eriksen Eriksen se mantiene estable y sin cambios

"Estuvimos en contacto con él ayer y hoy. Su condición es la misma que ayer: estable, bien", dijo el jefe de prensa de la Federación Danesa (DBU). El jugador continúa hospitalizado mientras es sometido a más exámenes médicos.

Momento en el que los jugadores daneses tapaban a su compañero Eriksen para que las cámaras no grabaran su estado.
Momento en el que los jugadores daneses tapaban a su compañero Eriksen para que las cámaras no grabaran su estado. REUTERS

La condición del futbolista danés Christian Eriksen se mantiene estable después de que sufriera un paro cardíaco y colapsara durante el debut de su equipo en la Eurocopa, dijo este lunes el director de comunicaciones de la asociación local.

"Estuvimos en contacto con él ayer y hoy. Su condición es la misma que ayer: estable, bien", dijo el jefe de prensa de la Federación Danesa (DBU) Jakob Hoeyer a los medios de comunicación.

El médico de la selección danesa, Morten Boesen, había explicado ayer en otra comparecencia que el jugador se desvaneció solo junto a la banda, sufrió un paro cardíaco y estuvo clínicamente muerto unos segundos, hasta que fue reanimado con un desfibrilador. De momento, se desconoce la causa, de ahí que continúe hospitalizado mientras es sometido a más exámenes médicos.

Los cardiólogos recuerdan que la RCP "salva vidas"

La Sociedad Española de Cardiología (SEC) ha recordado que resulta "vital" reconocer una parada cardiorrespiratoria y saber cómo actuar en estos casos. "Cualquiera puede sufrir un paro cardiaco y es vital reconocerlo. Si una persona está inconsciente y no responde, está en parada cardiorrespiratoria, por lo que hay que llamar inmediatamente al 112 e iniciar las maniobras de reanimación cardiopulmonar hasta que llegue la ambulancia", ha señalado el doctor Pablo Jorge Pérez, coordinador del Grupo de Trabajo de Reanimación Cardiopulmonar de la SEC.

Los cardiólogos recuerdan que es "vital" reconocer una parada cardiorrespiratoria

El cardiólogo remarca que "no se debe perder tiempo con dudas sobre la respiración y el pulso porque cada segundo es importante". También sostiene que cuando alguien sufre una parada cardiorrespiratoria no puede tragarse la lengua y, por tanto, no hay que distraerse con maniobras innecesarias.

Los cardiólogos detallan que el tiempo de actuación y la implicación de los que presencian la parada cardiaca es esencial, pues por cada minuto que pasa sin actuar se reduce un 10% la supervivencia. En España se producen unas 52.300 paradas cardiacas al año, 22.300 en los hospitales y 30.000 en el entorno comunitario. De las que se producen fuera del entorno hospitalario, tan solo entre el 5 y el 10% se recuperan.

"En España, la formación en técnicas de reanimación cardiopulmonar es escasa frente a la realidad de otros países de nuestro entorno. Sin duda, necesitamos más información, formación y sensibilización", explica el especialista en cardiología.

La muerte súbita en el deporte

Desde la Sociedad Española de Cardiología destacan que "aunque la muerte súbita asociada a la actividad deportiva en España tiene una incidencia muy baja, es un acontecimiento dramático con importantes implicaciones en el ámbito clínico y social".

Los cardiólogos cuentan cómo debe ser la respuesta más rápida ante una parada cardiaca: comprobar si la persona está consciente y respira; si no respira (o hay dudas), llamar al 112 e iniciar compresiones torácicas; practicar las maniobras de RCP (100-200 compresiones por minuto en el tercio inferior del esternón); pedir a una tercera persona que localice el desfibrilador más cercano; seguir las instrucciones del desfibrilador para aplicar las descargas; y por último continuar con las maniobras de RCP hasta que llegue la ambulancia.