Público
Público

Guindos El Eurogrupo elige este lunes entre Guindos y Lane al próximo vicepresidente del BCE

Hasta las 17.00 horas no se esperan noticias sobre el debate de la Vicepresidencia de la institución monetaria.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El ministro de Economía, Luis de Guindos, durante el Pleno del Congreso de los Diputados. EFE/ J.J. Guillén

Los ministros de Economía y Finanzas de la eurozona (Eurogrupo) decidirán este lunes quién será el próximo vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE): el titular español de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos, que parte como favorito, o el gobernador del Banco de Irlanda, Philip Lane.

Los responsables de la cartera económica de la zona euro iniciarán su encuentro a las 15.00 horas, pero antes de centrarse en este asunto abordarán las últimas novedades del rescate de Grecia y la reciente misión de supervisión a Irlanda. Por lo tanto, hasta las 17.00 horas no se esperan noticias sobre el debate de la vicepresidencia de la institución monetaria, según calculan fuentes comunitarias.

El candidato español parte como favorito en los círculos de Bruselas y lo cierto es que De Guindos ha reiterado en numerosas ocasiones durante meses que el próximo puesto del BCE será para España. "Estoy convencido de que tenemos muchos apoyos, España va a conseguir este puesto y es el escenario que contemplamos", dijo De Guindos cuando confirmó su candidatura.

España cuenta con el apoyo de Portugal, Eslovaquia y Malta, tres gobiernos socialdemócratas que han avanzado públicamente que respaldarán al ministro español. Aunque se desconoce la posición oficial de Francia, fuentes diplomáticas galas recuerdan que el ministro Bruno Le Maire "siempre ha dicho que De Guindos" tiene experiencia para "este tipo de posición", y enfatizan que "no habrá sorpresas el lunes".

También se especula con que Alemania votará a favor del español a cambio del apoyo a Jens Weidmann como sucesor de Mario Draghi al frente del BCE a partir 2019.

En todo caso, si el lunes ambos candidatos todavía estuvieran en liza, el presidente del Eurogrupo haría un "sondeo" para averiguar cuál de los dos tiene más posibilidades de convertirse en el nuevo vicepresidente del BCE, en sustitución del portugués Vítor Constancio.

Cuando el Eurogrupo comience las deliberaciones sobre el BCE se dará la circunstancia de que uno de los dos candidatos, el español De Guindos, estará presente en el debate al ser ministro, mientras que Lane no participará en el mismo en persona, sino que estará representado por el titular irlandés de Finanzas, Paschal Donohoe.

No habrá presentación de las candidaturas

El hecho de que uno de los dos no vaya a estar presente en las conversaciones explica que no vaya a haber presentaciones formales de las candidaturas, según ha indicado un alto funcionario comunitario, que además ha añadido que "muchos querrían ver algo sin voto".

Esta frase sugiere la posibilidad de que uno de las dos personas que se han postulado al cargo decida retirar su candidatura tras comprobar que no tiene apoyos suficientes entre los ministros. Lane es por ahora el candidato con menos respaldo público pero Dublín asegura que el ministro está "totalmente comprometido" con la candidatura del gobernador de Irlanda.

"El ministro Donohoe apoya completamente la nominación del gobernador Lane y confía en que hay un apoyo sólido para el candidato irlandés", señalan a Europa Press fuentes del Ministerio de Finanzas irlandés, que añaden que seguirán haciendo campaña "en los próximos días".

Lane llega fortalecido tras las audiencias celebradas esta semana ante la comisión de Asuntos Económicos de la Eurocámara, puesto que una mayoría de grupos políticos concluyó que el candidato irlandés fue más convincente que el español, sobre el que algunas formaciones tienen "reservas". No obstante, este dictamen no es vinculante.

Así, los ministros de Finanzas del euro acordarán el lunes, salvo sorpresa, quién será el nuevo vicepresidente del BCE a partir del próximo 1 de junio, aunque la decisión no se formalizará hasta el día siguiente, durante la reunión de ministros de Economía de la UE (Ecofin).

Si finalmente no hay consenso entre los socios, se efectuará una votación mediante mayoría reforzada, que exige recibir el apoyo de al menos 14 de los 19 países de la moneda única, que representen como mínimo al 65% de la población de la eurozona. El último paso del nombramiento no llegará hasta el 22 o 23 de marzo, cuando los líderes europeos confirmen definitivamente el nombramiento.

El Parlamento Europeo debe pronunciarse sobre el candidato que sea elegido, y para ello tendrá lugar una nueva comparecencia el próximo 26 de febrero. De nuevo, el dictamen que apruebe la Eurocámara no será vinculante, al igual que el dictamen que emita el propio BCE.