Público
Público

El jefe de la Fed reafirma su independencia en una reunión "cordial" con Trump en la Casa Blanca

En el encuentro, según el banco central estadounidense, no se habló "de sus expectativas para la política monetaria, salvo para enfatizar que dependerá exclusivamente de la nueva información que afecte a los pronósticos de la economía".

El presiodente de EEUU, Donald Trump, estrecha la mano de Jerome Powell, enm los jardines de la Casa Blanca, tras anunciar su nominación para presidir la Reserva Federeal, en noviembre de 2017. REUTERS/Carlos Barria

Agencias

El presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed), Jerome Powell, ha reafirmado su independencia a la hora de establecer la política monetaria del país, en una reunión con Donald Trump que se ha celebrado este lunes en la Casa Blanca, que se ha  interpretado como una tregua a varios meses de críticas e insultos al jefe del banco central estadounidense.

La Fed ha informado de que los comentarios de Powell durante el encuentro han sido "consistentes" con sus declaraciones ante el Congreso, celebradas la semana pasada. Powell "no ha hablado de sus expectativas para la política monetaria, salvo para enfatizar que la senda de la política dependerá exclusivamente de la nueva información que afecte a los pronósticos de la economía", ha apostillado la Fed en un comunicado.

Asimismo, el banquero central ha reafirmado ante Trump que él y el resto de miembros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas en inglés), el órgano ejecutivo y de decisión de la Fed, establecerá la política monetaria con el objetivo de apoyar el pleno empleo y unos precios estables. De esta forma, Powell ha reafirmado que la Fed "tomará sus decisiones basándose solamente en análisis cuidadosos, objetivos y no políticos".

Powell "no ha hablado de sus expectativas para la política monetaria, salvo para enfatizar que la senda de la política dependerá exclusivamente de la nueva información que afecte a los pronósticos de la economía", ha apostillado la Fed.

Por su parte, el presidente estadounidense calificó  la reunión en la Casa Blanca con Powell de "muy buena y cordial".

"Hablamos de todo, incluidos los tipos de interés, los de interés negativos, bajar la inflación, (la política monetaria) expansiva, la fuerza del dólar y su efecto en las manufacturas, el comercio con China, la UE y otros, etcétera", añadió.

La reunión fue la primera entre ambos desde que Trump invitó a Powell a cenar con él en la Casa Blanca en febrero, y desde entonces el mandatario ha tuiteado más de 50 críticas a la Fed y su presidente, según un recuento del diario The Wall Street Journal.

Los insultos a Powell, al que Trump ha llamado entre otras cosas "enemigo" de Estados Unidos y le ha acusado de "no tener ni idea" de política monetaria, han generado incomodidad en los mercados financieros, dado que la independencia de los bancos centrales se considera uno de los elementos claves de la ortodoxia económica.

Fue Trump quien invitó a Powell a reunirse con él y con el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, señaló la Fed en un comunicado tras la cita.

Después de tres recortes consecutivos, los tipos de interés de referencia en EEUU se encuentran actualmente entre el 1,5% y el 1,75%.

Trump insiste en que es necesario rebajar aún más los tipos, y ha acusado a la Fed de ser un obstáculo para la expansión económica.

La próxima reunión de la Fed está prevista para el 10 y 11 de diciembre.