Público
Público

Más de 300 familias, pendientes del ERE en la editorial leonesa Everest

Los trabajadores se concentran hoy en el centro de León mientras preparan una gran manifestación con apoyos de la cultura y el deporte.

Una de las protestas de los trabajadores de Everest. /@salvemoseverest

"Perdona, pero es que me emociono y me cabreo…" Al otro lado del teléfono, Enrique Reguero, portavoz de los trabajadores del Grupo Everest, detiene su relato para contener las lágrimas. Aunque inmediatamente aclara: "Pero tengo las fuerzas intactas para encabezar la lucha".

Su voz se quiebra mientras explica la situación que viven los trabajadores. La empresa les adeuda ya tres pagas extraordinarias y aún no han ingresado la nómina de diciembre ni tienen muchas expectativas de cobrar la de enero. "Hay trabajadores que ya han dejado de pagar las rentas de los pisos y el seguro del coche porque no tienen dinero. Esa es la realidad".

Además, entre esos empleados hay casos de parejas con hijos en los que ambos trabajan en Everest, o que ya tienen a su marido o mujer en paro "y lo están pasando muy mal".

"Hay trabajadores que ya han dejado de pagar las rentas de los pisos y el seguro del coche porque no tienen dinero. Esa es la realidad"

La realidad también es que la empresa ha convocado a los trabajadores la próxima semana para, probablemente, anunciarles un nuevo ERTE para la mayoría de los 320 empleados.

Será el cuarto expediente de regulación de empleo que sufren en dos años, uno de los cuales extinguió 67 puestos de trabajo.

La editorial Grupo Everest es una de las empresas más emblemáticas de la ciudad de León y de la que dependen además otras muchas proveedoras.

Con 53 años de antigüedad, está especializada en publicaciones educativas, infantiles y turísticas.

Acciones de los trabajadores de Everest.

Llamamiento a las instituciones

"León no se puede permitir el lujo de perder una gran editorial. Es la mayor de Castilla y León". "La empresa tiene futuro, es una cuestión de gestión y de liquidez", asegura Reguero.

Por ello piden a la Junta de Castilla y León que se implique de forma más activa en la tarea de buscar una solución, al igual que ha hecho en otros casos.

Esa posible solución parecía pasar hasta ahora por lograr un crédito de los Fondos del Banco Europeo, aunque finalmente no será posible. El Gobierno regional, no obstante, se ha comprometido a seguir buscando otras posibles soluciones.

Mientras tanto, varios partidos con representación parlamentaria llevarán el conflicto a las cortes de Castilla y León y también al Congreso de los Diputados.

#SalvemosEverest
Los trabajadores se han organizado y han comenzado la batalla en varios frentes, incluido el de las redes sociales. Bajo el hashtag #SalvemosEverest han desplegado una campaña en Twitter y Facebook.

"Hacemos una llamada al sector de la cultura, dado que somos una de las principales empresas culturales de la comunidad"

​Juan Carlos Paredes, uno de los responsables de la acción en las redes sociales, explica a Público que se busca la ayuda de la ciudadanía, las administraciones, partidos políticos y todo aquel que pueda hacer algo para lograr para un objetivo: salvar al grupo.

Pero no se van a quedar en lo virtual. "No descartamos nada: encierros, huelgas... Lo que haga falta". 

Para empezar, este domingo llevarán a cabo una concentración a las 13.00 horas en la céntrica Plaza de Botines de Léon.

Además, se está organizando una gran manifestación para el próximo sábado que contará con el apoyo del mundo de la cultura y el deporte leonés. "Hacemos también una llamada al sector de la cultura, dado que nosotros somos una de las principales empresas culturales de la comunidad", explica Paredes.

"Diferentes partidos, como Podemos, PSOE, IU, UPyD, UPL nos han manifestado su apoyo. También el alcalde de León, del PP, ha manifestado su intención de acudir a la manifestación".

Más noticias de Economía