Público
Público

Resultados Bankia gana 744 millones hasta septiembre

El consejero delegado del banco nacionalizado respalda la estrategia de esperar a que mejore el mercado y suba el precio de la acción para acometer la privatización de la entidad 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Una sucursal de Bankia en el centro de Madrid. REUTERS/Susana Vera

Bankia obtuvo un beneficio neto atribuido de 744 millones de euros en los nueve primeros meses de este año, lo que supone un aumento del 0,6% respecto al mismo periodo del año anterior, según ha informado este lunes la entidad. El beneficio del tercer trimestre estanco ascendió a 229 millones de euros, lo que supone un aumento del 1,7% respecto al mismo periodo del año anterior.

En un contexto "muy complejo" de tipos de interés, el banco elevó el resultado con un aumento en los ingresos por comisiones, con una nueva reducción en los costes por la aceleración en la captación de sinergias tras la fusión con BMN y con un volumen estable de provisiones y saneamientos.

Los bancos españoles están luchando por mejorar el beneficio que extraen del crédito en un momento en el que hay pocas señales de que los tipos de interés vayan a subir sostenidamente en la zona euro. Bankia, cuya cartera crediticia está dominada por las hipotecas, trata de responder a esta coyuntura poniendo el foco en el crédito al consumo, un negocio más rentable.

El margen de intereses se elevó a 1.542 millones, un 5,1% más que hasta septiembre de 2017, consecuencia de la integración de BMN, e impactado por las ventas de renta fija y las repreciaciones todavía a la baja de la cartera hipotecaria. A perímetro constante, es decir, incluyendo a BMN todo 2017, habría caído un 10%.

Los ingresos por comisiones aumentaron un 25,8% (+3,1% en comparación homogénea) y se elevaron a 799 millones de euros, con una positiva evolución de las tasas por medios de pago (+13,1%), y de administración y gestión de activos, principalmente fondos de inversión (+13,6%) y planes de pensiones (+8,5%).

El resultado por operaciones financieras creció, por su parte, en 67 millones (+21,4%), hasta 381 millones, por la materialización de plusvalías latentes derivadas de las ventas de renta fija para adelantarse a la previsible evolución de los tipos de interés. De esta forma, el margen bruto avanzó un 12,8%, hasta 2.706 millones.

Bankia redujo sus activos tóxicos en 700 millones de euros en el tercer trimestre, bajando la tasa de morosidad al 7,8% desde el 8,1% del periodo anterior. El banco presidido por José Ignacio Goirilgoizarri cerró septiembre con un ratio core capital tier-1 fully-loaded (la medida más estricta de solvencia) del 12,46%, frente al 12,70% de junio, pero por encima del 12% que se ha fijado como objetivo en su plan estratégico para el periodo 2018-2020.

Bankia ve "sentido" a esperar para privatizar

En la presentación de los resultados, el consejero delegado de Bankia, José Sevilla, ha reconocido que la estrategia de esperar a que mejore el mercado y suba el precio de la acción para acometer la privatización de la entidad "tiene sentido", y ha mostrado su confianza en que los mayores beneficios en los próximos trimestres dentro de su plan estratégico redunden en el incremento del precio de sus títulos.

La acción de Bankia ha descendido casi un 40% en los que va de año y se sitúa por debajo de los 2,8 euros por título, muy por debajo del precio al que el FROB vendió los últimos dos paquetes de acciones. El Estado tiene hasta finales de 2019 para vender su participación del 61%.

Sevilla ha asegurado que la caída en Bolsa está afectando a todas las entidades bancarias, tanto españolas como europeas, si bien reconoce que "no es el mejor timing para llevar a cabo un proceso de privatización".

"Habrá que esperar, pero estoy convencido de que seremos capaces de ir haciendo la entrega de beneficios que redundará en un precio de la acción más elevado. Sobre cambiar el plazo de la privatización, creo que es el Ministerio el que se tiene que pronunciar y es él quien lo tiene que valorar", ha señalado el directivo.

Sobre el incremento de las posiciones cortas en el capital de la entidad, el consejero delegado de Bankia no se ha mostrado preocupado. "Muchas veces las estrategias de los inversores son difíciles de leer y responden a cuestiones que tienen poco que ver con los valores de Bankia", ha indicado Sevilla, quien ha afirmado que monitorizan la actividad de los inversores bajistas pero sin "especial preocupación" por ella.