Público
Público

Sánchez ve aspectos "muy positivos" en la fusión Bankia-CaixaBank y defiende que no dijera nada de la operación a Podemos

El presidente del Gobierno reconoce que se "está lejos" de recuperar el dinero de las ayudas a la banca: "La herencia que hemos recibido como consecuencia del rescate al sector financiero es uno de los asuntos pendientes".

Las sedes de Caixabank y de Bankia en Madrid. EFE/REUTERS
Las sedes de Caixabank y de Bankia en Madrid. EFE/REUTERS

AGENCIAS

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, consideró este lunes que la fusión Bankia-CaixaBank es una operación con "aspectos muy positivos" para la economía española, y celebró la "acogida" que han dado los mercados al anuncio de la fusión, y destacó que la valoración ha subido estos días un 33% en Bolsa.

En una entrevista con TVE, el jefe del Ejecutivo dijo que la unión de las dos entidades tiene "lógica empresarial" porque estaríamos hablando "del primer banco en España y décimo europeo", y por las dificultades que tiene ahora el sector financiero, sobre todo el español, "que desde el punto de vista de la dimensión tiene que dar todavía pasos adelante".

"Es una operación que tiene buenos mimbres para ser positiva para la economía española", remarcó Sánchez, que puso en valor la presencia importante de CaixaBank en importantes sectores industriales del país y la labor de "cohexión territorial" que puede ejercer la alianza por la presencia que los dos socios tienen en comunidades como Catalunya, Madrid, Valencia y Baleares.

Sánchez dice que la fusión, "desde el punto de vista financiero como el territorial", tiene "buenos mimbres"

Sobre la queja de Unidas Podemos de que no fue informada de la fusión por el Gobierno antes del anuncio, mantuvo que la negociación para la fusión "es una información muy sensible, que lógicamente sólo sabían los responsables de Economía del Gobierno", y que no lo sabía ningún otro miembro del Ejecutivo.

"Evidentemente, tenemos que garantizar esa confidencialidad y ser conscientes de que el proceso no ha terminado", ya que el Estado "tiene primero que ver las condiciones", si le "interesa defender la estabilidad del sector, el interés general, y maximizar la participación pública en esta operación".

Sanchéz, además, respondió indirectamente a Unidas Podemos asegurando que él también defiende la banca pública: "No es una cuestión solamente de un parte de la izquierda; el conjunto de la izquierda es consciente de que si queremos incidir en un sector tan importante como el sector financiero, está bien tener una presencia pública", comentó. "Esa presencia pública está garantizada por el ICO, que a mi juicio es la verdadera banca pública".

Asegura que ningún ministro no económico del Gobierno, tampoco los socialistas, fue informado de la fusión

En este sentido, apuntaló su argumento recordando los 100.000 millones de línea de crédito que el ICO ha puesto a disposición de las pymes durante la pandemia y la que se pondrá en marcha en breve para animar a la inversión. De hecho, dijo, desde que firmó el acuerdo de coalición, Unidas Podemos también había focalizado en el ICO y no en Bankia su aspiración a una banca pública.

Preguntado sobre si el Estado recuperará los 22.000 millones destinado a Bankia en el marco del rescate bancario de 2012, Sánchez ha reconocido que se está "lejos" de ello y ha aludido a la "herencia" recibida como consecuencia de dicho rescate, que sigue siendo un "asunto pendiente".

"La herencia que hemos recibido como consecuencia del rescate al sector financiero es uno de los asuntos pendientes, pero el objetivo del Gobierno es maximizar la participación pública, defender el interés general y dar estabilidad a un sector muy importante para la recuperación económica, que ha sufrido por la pandemia y está altamente impactado por la transición digital", añadió.

Más noticias de Economía