Público
Público

Zegona desbanca a Kutxabank y se convierte en primer accionista de Euskaltel 

El movimiento apunta a cambios en la gestión ante la voluntad del fondo británico de impulsar medidas para aprovechar el potencial del operador.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Sede la operadora de telecomunicaciones vasca Euskaltel. E.P.

El fondo británico Zegona se ha convertido en el primer accionista de Euskaltel, con una participación del 20,94%, desbancando a Kutxabank, que era hasta ahora el que ostentaba un mayor porcentaje del accionariado, y que se queda con un 19,88%, según información remitida a la CNMV.

Zegona anunció en octubre del pasado año su intención de lanzar una oferta pública voluntaria parcial para aumentar su participación en el operador, que en ese momento era del 15%, hasta el 29,9%, pero finalmente, dado el deterioro del mercado, desistió de esa opción y se decantó por comprar directamente acciones en el mercado.

En enero de este año, anunciaba que había alcanzado un pacto de accionistas con Talomon Capital Limited, accionista tanto de Zegona como de Euskaltel (con una participación aproximada del 1,4% en esta última) y, en virtud del acuerdo, tenía derechos de propiedad de hasta el 2,4% de Euskaltel.

Posteriormente, la junta de accionistas de Zegona aprobaba en febrero de este año por unanimidad, una ampliación de capital por 112,8 millones para financiar la compra de acciones de Euskaltel.

Finalmente, la operación de Zegona le ha aupado como primer accionista al lograr el 20,94% de las acciones a fecha del 3 de abril. Al superar el umbral del 20%, tiene la obligación de comunicar a la CNMV los datos sobre su participación que, en su última comunicación a la Comisión Nacional del Mercado de Valores, era del 16,4%.

De esta manera, Kutxabank, que ha ido reduciendo su participación en Euskaltel, ya no es el primer accionista del operador como lo había sido hasta la fecha. En marzo de este mismo año, el banco vasco, que no ha querido pronunciarse sobre este cambio en el accionariado, daba a conocer a la CNMV que había reducido su participación en un 1,43% del capital, de manera que pasaba del 21,32% al actual 19,88%.

El resto del accionariado lo integran, entre otros, Corporación Financiera Alba, con un 11%, Abanca Corporación Bancaria con un 4,481%, Capital Group con más del 5%, Artemis Investment con un 3,75% o NN Group con un 3%.

Euskaltel celebraba este pasado 1 de abril su Junta de Accionistas sin que hubiera ni una sola mención a Zegona y a sus planes de hacerse con el control del operador. El operador, que tampoco se ha pronunciado tras conocerse que Zegona es el primer accionista, presentaba sus cuentas de 2018, ejercicio que cerró con un crecimiento del 11,2% de facturación y un beneficio neto de casi 63 millones, un 26,6% más.

El grupo está integrado por Euskaltel, R y Telecable, compañía que adquirió la empresa vasca en 2017 tras llegar a un acuerdo con Zegona, que era titular del 100% de las acciones del operador asturiano. El acuerdo suponía la incorporación de Zegona como accionista del Grupo Euskaltel con el 15% del capital y contar con un consejero.

Planes de Zegona

Este movimiento en el accionariado apunta a cambios dentro del grupo y en su gestión, teniendo en cuenta que la propia Zegona, en el momento en que anunció su intención de aumentar su participación en el operador ya apuntaba que creía que la compañía tenía "potencial" para crear un "valor añadido significativo" mediante el impulso de mejoras en la eficiencia, incrementando el crecimiento de los ingresos en las regiones actuales y acelerando la expansión fuera del espacio que ocupa actualmente.

Tras el aumento de su participación, fuentes cercanas al fondo británico han señalado que convertirse en el primer accionista le otorga una "mayor influencia interna" y, por tanto, están en una "mejor posición" para impulsar las medidas, planes y estrategias que quieren implementar en Euskaltel.

Las mismas fuentes han señalado que, precisamente, ese el motivo por el que decidieron aumentar su participación, ya que Zegona siempre ha trasladado la idea de que "no está aprovechado" todo el potencial de Euskaltel y entiende que se podía maximizar y, para ello, cuentan con planes e iniciativas.

En octubre del pasado año, Zegona ya adelantaba que contaba con una
amplia red de contactos en el sector de las telecomunicaciones internacionales que le podían permitir acceder a capacidades que podían beneficiar a Euskaltel y, en concreto, confirmaba que había mantenido contactos con el antiguo CEO de Jazztel, José Miguel García, alguien que entendía que podía ser una "valiosa aportación" para la dirección de Euskaltel. Otra las propuestas expuestas tiene que ver con el grupo Virgin y con la posibilidad de que Euskaltel utilice esta marca.