Público
Público

Amnistía defiende las acampadas como forma "legítima" de protesta

La manifestación pacífica "puede incluir conductas que incomoden, dificulten o impidan temporalmente actividades de terceros"

PÚBLICO.ES / EFE

Amnistía Internacional ha querido recordar a las autoridades, a pocos días del aniversario del 15-M, que debe asegurar el libre ejercicio del derecho a reunión pacífica y a la libertad de expresión.

Esteban Beltrán, director de la organización de defensa de derechos humanos, ha explicado que, "aunque este derecho podrá estar sujeto a ciertas restricciones en interés de la seguridad", las autoridades españolas deben "garantizar que dichas restricciones son necesarias y proporcionadas" y que no se hace un uso excesivo de la fuerza.

Los actos pacíficos pueden "incomodar o impedir de forma temporal actividades a terceros"

Además, Amnistía Internacional señala que las acampadas se incluyen dentro del abanico de opciones de protesta, ya que una manifestación pacífica "puede incluir conductas que incomoden, dificulten, impidan u obstruyan temporalmente actividades de terceros". Un criterio que es compartido por organismos como la Comisión Europea para la Democracia del Consejo de Europa o la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa.

En este sentido, las acampadas serían una "legítima manera de protestar", según Amnistía Internacional. "El derecho a la reunión pacífica puede incluir acciones que de manera temporal pueden causar molestias u obstrucciones a los demás. El Tribunal Europeo de Derechos Humanos ha sido claro en señalar que los manifestantes deben tener la suficiente oportunidad de demostrar sus opiniones", señaló Esteban Beltrán.

Amnistía Internacional cita otras referencias, como las Directrices sobre la Libertad de Reunión de la OSCE, que establecen que "los organizadores de manifestaciones no serán responsables de los actos de cada participante", sino que las personas presuntamente infractoras deberán responder a título individual.

Amnistía pide que se investigue el uso excesivo de la fuerza por parte de la policía

Además, la organización pro derechos humanos ha vuelto a expresar su "preocupación" por la reforma del Código penal que penaliza la "resistencia pasiva" como delito, que puede transformarse en "un intento de limitar derechos tan fundamentales como la libertad de reunión y manifestación pacíficas".

Asimismo, Amnistía Internacional ha pedido que se investigue el posible uso excesivo de la fuerza por parte de la policía a lo largo del primer año del movimiento 15-M. Es necesario iniciar "actuaciones penales contra los agentes que hubieran hecho uso excesivo de la fuerza, y que actos similares no se repitan nunca mas".

El alcalde de Barcelona, Xavier Trias, se ha mostrado este viernes confiado en que será posible pactar con el movimiento 15-M una ocupación pacífica y no prolongada de la plaza de Catalunya, en Barcelona, tras advertir de nuevo que el Ayuntamiento no aceptará acampadas que se alarguen en exceso.

"Si todos tenemos buena voluntad, no habrá problemas, hallaremos un punto de encuentro y Barcelona podrá demostrar que es una ciudad democrática en la que se respeta el derecho a la manifestación y el del uso del espacio público", ha apuntado.

"Van a acampar y a quedarse dos días. Pues bien, pero lo que no se puede ser de ninguna manera es admitir que estén tiempo y tiempo ocupando una plaza pública", ha dicho, sin concretar cuál sería la duración admisible de la ocupación.

Trias se ha mostrado confiado en que será posible pactar con el movimiento 15M "cuándo empiezan y cuándo acaban" las acciones que tienen previsto realizar, y en que ese acuerdo "se cumplirá".

Más noticias de Política y Sociedad