Público
Público

Campaña 2-D Los políticos se olvidan de los andaluces en la carrera por la presidencia a la Junta

Muchos actos de campaña del Partido Popular y Ciudadanos han girado en torno a Catalunya, al Gobierno de Sánchez o incluso sobre Jair Bolsonaro.

Publicidad
Media: 2.43
Votos: 7

Inés Arrimadas, hoy en Sevilla. Europa Press

La carrera electoral para las próximas elecciones de Andalucía del dos de diciembre en ocasiones se aleja del debate autonómico y girado en torno a cuestiones que quedan a muchos kilómetros del sur de España.

Los partidos políticos aprovechan los atriles y altavoces para seguir hablando de política nacional y dejar de lado las cuestiones que interesan a los andaluces que irán a votar en poco menos de un mes. 

Esta sensación ha quedado más que demostrada en multitud de actos en los que, pudiendo hablar de los problemas y soluciones para Andalucía, han preferido hablar del Gobierno de Sánchez o del conflicto catalán.

"Venimos a hablar de Andalucía, a la vez que vemos como dirigentes estatales vienen a nuestra Comunidad Autónoma a hablar de Catalunya", decía Maíllo en un acto con Iglesias y Garzón, haciendo alusión a aquellos actos electores que poco tienen que ver con Andalucía y sus provincias.

En Jerez, Málaga y Sevilla se habla de Catalunya y Brasil

Prueba de ello son las últimas declaraciones de Inés Arrimadas en un acto electoral en Jerez de la Frontera, en las que se centró en el Gobierno central. "No se puede permitir que aquellos que dieron un golpe contra la democracia y empobrecieron Cataluña tengan encima la llamada de gracia del Gobierno de España para intentar que la Abogacía del Estado rebaje la acusación" dijo Arrimadas en un acto de campaña junto a Juan Marín en Jerez, a más de 1.000 kilómetros de Barcelona.

Esta misma política la seguido Pablo Casado en su campaña de apoyo a Juanma Moreno, candidato del PP por Andalucía. En un acto en Málaga, Casado relacionó al posible Gobierno de Susana Díaz mantenimiento de la tensión independentista en Catalunya.

Susana Díaz durante la campaña./Europa Press

Casado aseguró que los votos del PSOE en Andalucía serán "el pilar en el que se mantenga el chantaje y la cesión de los independentistas y de los de Podemos al Gobierno de España". El presidente del Partido Popular ya empezó su campaña de cara al 2-D hablando de Venezuela.

Susana Díaz incluso ha hecho mención a leyes de igualdad para prevenir posibles gobiernos como el de Bolsonaro en Brasil: "El pasado 8 de marzo (Día Internacional de la Mujer) estábamos felices porque hubo una gran respuesta, pero cuando uno ve cómo dirigentes políticos como Bolsonaro lideran políticas machistas, racistas, xenófobas, se constata la necesidad de leyes como ésta", subrayó en un acto de campaña.

El 16 de noviembre arranca la campaña —de manera oficial— y tal vez los discursos giren más en torno a Andalucía o, sin embargo, se centren de manera definitiva en la política estatal.