Público
Público

José Couso La Audiencia Nacional ordena indemnizar con 182.000 euros a la familia Couso

La Sala de lo Contencioso-Administrativo entiende que hubo omisión de protección diplomática en relación con el fallecimiento del reportero durante la toma de Bagdad el 8 de abril de 2003.

Publicidad
Media: 4
Votos: 7

Imagen de archivo de José Couso.

La Audiencia Nacional ha reconocido el derecho de la familia del cámara de televisión José Couso a recibir una indemnización de 182.000 euros por la omisión de protección diplomática en relación con su asesinato durante la toma de Bagdad (Irak) el 8 de abril de 2003.

La Sala de lo Contencioso-Administrativo de este tribunal ha adoptado esta decisión en una resolución en la que estima el recurso que interpuso la mujer de Couso contra la desestimación por silencio administrativo de la reclamación de responsabilidad patrimonial de la Administración, a causa de la omisión de protección diplomática en relación con el fallecimiento de su marido.

La sentencia, de la que ha sido ponente el magistrado Ignacio De la Cueva, establece que el Estado deberá indemnizar con 100.000 euros a la viuda de Couso y con 41.000 euros a cada uno de sus dos hijos, aún menores de edad cuando ocurrieron los hechos, por no haber emprendido "acciones ante otro Estado que ha incurrido en un ilícito internacional" a fin de conseguir reparación del daño causado por esa conducta.

Esta sentencia de la Audiencia Nacional supone un éxito judicial para la familia del cámara, después de 16 años litigando para tratar de traer ante la justicia a los responsables del ataque al Hotel Palestina de Bagdad. Paralelamente, los familiares ya han presentado un recurso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) para tratar de reactivar el caso, después de haber agotado todas las vías ante los tribunales españoles, el último el Constitucional el pasado mes de junio.

El objetivo de la familia es "buscar el respaldo ante la violación de Derechos Humanos y la pérdida de protección ante las modificaciones de la legislación española", que les ha dejado, afirma, "incapacitados para buscar justicia ante el asesinato de José Couso".

Con esta reforma de la ley se refieren a la restricción de la justicia universal y lo que denuncia la familia ante el tribunal con sede en Estrasburgo es que esta circunstancia les ha "privado de la posibilidad de articular un recurso efectivo que permita la investigación y enjuiciamiento del crimen".

Por su parte, Javier Couso, hermano del cámara, que su intención siempre ha sido que se juzgara a los responsables del asesinato, por lo que ha anunciado que no cejarán en su empeño. "Nuestra máxima nunca ha sido la vía 'legal', queremos sentar a los asesinos de José, queremos un juicio, queremos sentar un precedente. El dinero compra voluntades, cosa que con nosotros no casa. No pararemos", ha afirmado Javier Couso en su cuenta personal de Twitter tras conocer la resolución.

Más noticias en Política y Sociedad