Público
Público

Los conservadores presentan una querella por los falsos ERE

Arenas piensa que los socialistas están "acorralados por sus propias mentiras"

Y. G.

Los conservadores han dado un paso más en sus actuaciones contra el caso de los ERE falsos de la Junta de Andalucía. El PP convocó ayer una rueda de prensa en Madrid para anunciar la presentación, esta semana, de una querella en Sevilla contra la Junta de Andalucía "por el monumental fraude de los ERE y pensiones ilegales", según declaró Esteban González Pons, vicesecretario de Comunicación del partido.

Según explicó el secretario general del PP andaluz, también presente en la rueda de prensa, la querella que plantea su formación va dirigida, en principio, a los ex directores generales de Trabajo y Seguridad Social de la Consejería de Empleo, Francisco Javier Guerrero y Juan Márquez; al delegado provincial de la Consejería de Empleo, Antonio Rivas; al dirigente de UGT en Jaén, Juan Lanzas, que el PP considera el intermediario de "la mayoría de los informes de generación de empleo"; y contra las posibles empresas intermediarias.

El PP entiende que estos responsables pueden estar involucrados en la comisión de delitos como "malversación de caudales públicos, cohecho, tráfico de influencias, prevaricación, uso de información privilegiada y fraude en subvenciones".

Una vez más, Pons, que aprovechó para pedir la dimisión de Chaves y de Griñán, acusó a la Fiscalía de tener una doble vara de medir a la hora de tratar los escándalos del PSOE y los del PP.

Por su parte, la secretaria de Organización del PSOE de Andalucía, Susana Díaz, critico qué el PP busque "el amplificador de una rueda de prensa a nivel nacional". "Hemos remitido toda la información a la Justicia", ya que el Partido Socialista "es el primer interesado en llegar hasta el final en una investigación que busca la transparencia y la verdad", dijo.