Público
Público

CUP de Barcelona se abstendrá en los Presupuestos de Colau, permitiendo su aprobación

Los anticapitalistas dicen que, aunque no han logrado "ni el 40%% de sus propuestas, las bases han decidido "no impedir" dar luz verde a las cuentas, lo que evita el bloqueo institucional

Publicidad
Media: 5
Votos: 2

La líder de la CUP Capgirem Barcelona en el Ayuntamiento de la capital catalana, Maria José Lecha. E.P.

BARCELONA.- La portavoz del grupo municipal de la CUP en el Ayuntamiento de Barcelona, María José Lecha, ha anunciado que su formación se abstendrá en el pleno de este jueves para permitir ampliar el presupuesto de la ciudad, después de que las asambleas del partido decidieran anoche "no impedir" la aprobación de las cuentas.

En rueda de prensa este jueves junto a los concejales del grupo Josep Garganté y Maria Rovira, Lecha ha anunciado su posicionamiento para facilitar la aprobación de la modificación presupuestaria (que añade más de 275 millones a las cuentas), que previsiblemente contará con el apoyo de BComú, ERC y PSC y el rechazo de CiU y PP, mientras que C's no se ha posicionado. Lecha ha asegurado que la militancia de la CUP-Capgirem ha "debatido de manera serena, pese a las presiones recibidas" y ha señalado que estaban "muy lejos del sí, ni a un 40%" de lo que proponían.

La incorporación de 5,2 millones de euros en partidas sociales y para atajar la femenización de la pobreza son algunos de los acuerdos que el gobierno municipal ha alcanzado con la CUP para conseguir sacar adelante la ampliación del presupuesto municipal.

Tras recordar que los núcleos de la CUP apostaron por rechazar la modificación presupuestaria hace dos semanas (tras lo que se desconvocó un pleno previsto para el siguiente lunes), Lecha ha dicho que han negociando siendo conscientes de que se trataba de las "migajas de las migajas", pero que éstas pueden contribuir a mejorar las condiciones de vida de los vecinos con medidas incorporadas a propuesta suya, que representan cinco millones de euros.

Por ello, los núcleos de la CUP se vieron "lejos" de votar a favor porque no se han logrado diversas de las exigencias del grupo, que pedía también la disolución de la Unidad de Apoyo Policial (USP) de la Guardia Urbana, que cuenta con funciones de antidisturbios, algo que el Gobierno de Ada Colau prevé suprimir en el Plan Director de la Urbana, que previsiblemente se presentará en el pleno de mayo.

En el pleno convocado para las 15.30 horas de , Ada Colau ya cuenta con los votos favorables del grupo del PSC y de ERC, por lo que la abstención de los tres concejales de la CUP le permitiría sacar adelante su propuesta presupuestaria. 

Más noticias en Política y Sociedad