Público
Público

Feijóo arranca el año muy satisfecho por los logros de 2009

El plan de austeridad, la ley eólica, y el decreto "plurilingüe" del gallego figuran entre las principales medidas de la Xunta en 2009

Publicidad
Media: 0
Votos: 0


'La Xunta ha cumplido su papel de gobernar sin derrotismo, pero sin triunfalismos y con el único interés de acertar para que cada gallego tenga más confianza, más bienestar y más libertad que hace un año'. Es el balance que hace el jefe del Ejecutivo gallego, Alberto Núñez Feijóo, satisfecho con el trabajo realizado en sus primeros meses al frente de la Xunta y dispuesto a trabajar 'con ese mismo afán' en el nuevo 2010.

Núñez Feijóo rechaza caer 'en la autocomplacencia' y es consciente de que queda 'mucho por hacer' para situar a Galicia 'en el lugar que merece', pero ve en el año que se inicia hoy 'como una oportunidad histórica para empezar a lograrlo', gracias a un Xacobeo preparado para ser 'el más participativo, espiritual y concurrido de la Historia'.

'Queda mucho por hacer' para situar a Galicia en el lugar que merece'

En cuanto a 2009, 'un año tan difícil como ilusionante', destaca que su Gobierno ha seguido 'el camino marcado en las urnas', donde los gallegos 'dictaron unas prioridades' el 1 de marzo que intenta llevar a la práctica 'con honestidad y dedicación sin límites'.

Uno de los mayores logros, a su juicio, es que la Xunta funciona 'como un Gobierno cohesionado' para construir una Galicia 'única' gracias 'a la austeridad, las infraestructuras, las nuevas tecnologías y las mejoras económicas'.

En este contexto, la Consellería de Facenda fue la encargada de diseñar el plan de austeridad, que se extendió a todos los departamentos. El liderado por Marta Fernández Currás también estuvo detrás de actuaciones como la aprobación de los primeros presupuestos de la legislatura, de la negociación del nuevo modelo de financiación autonómica y juega un papel fundamental en el debate sobre el futuro de las cajas.

Por su parte, la Consellería de Economía e Industria aprobó una nueva ley eólica llamada a sustituir el decreto aprobado por el bipartito. El departamento que dirige Javier Guerra también centró una buena parte de sus esfuerzos en 'ayudar' al sector de la automoción.

Mientras, desde la Consellería de Presidencia, Administracións Públicas e Xustiza, su titular, Alfonso Rueda, destaca las medidas económicas transversales y dentro de su departamento, el impulso dado a la nueva oficina judicial para modernizar la Justicia en Galicia y a la gestión de la Protección Civil.

La Consellería de Educación e Ordenación Universitaria tuvo mucho protagonismo durante el arranque de este mandato, tras la polémica por la supresión de la gratuidad universal de los libros de texto y su modificación por la 'gratuidad solidaria', en virtud de la cual '55.000 escolares pudieron tener, por primera vez, libros gratis o casi totalmente gratis en propiedad', tal y como señalaron a Europa Press fuentes de su gabinete.

Mayor controversia suscitó el decreto del gallego en la enseñanza, que fue presentado en el último Consello de la Xunta del año, el día 30 de diciembre a última hora de la tarde. Persigue reducir a un tercio el porcentaje de horas lectivas que se imparten en gallego, para distribuir los dos tercios restantes entre el castellano y una lengua extranjera.

Más noticias en Política y Sociedad