Público
Público

El Gobierno avala el modelo territorial por su "pluralidad"

Jáuregui pide a Rajoy que aclare si comparte la visión de Aznar sobre el Estado

C. M.

"España sólo se puede construir reconociendo su pluralidad y diversidad", afirmó ayer el ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui, en un acto de partido en Elche (Alicante). Con estas palabras y una defensa cerrada de la coordinación y la cooperación entre comunidades como fórmula para hacer más eficiente el sistema, el dirigente socialista respondió a las críticas al Estado de las autonomías vertidas por el ex presidente del Gobierno José María Aznar el pasado viernes en León.

El ex presidente no sólo calificó de "inviable" la configuración del Estado actual desde el punto de vista político y económico, sino que planteó la necesidad de acometer una nueva ordenación de competencias porque "España no da para tener 17 instituciones que hacen las mismas cosas".

El ministro aboga por la coordinación para superarlas duplicidades

Jáuregui retó ayer al líder de los conservadores, Mariano Rajoy, a pronunciarse públicamente sobre si comparte los planteamientos de Aznar, a la vista del silencio que ha mantenido en los últimos días: "Tiene la obligación de decirlo y tenemos derecho a saberlo", subrayó durante la clausura de un foro de políticas de inmigración.

En su opinión, la respuesta a las duplicidades que se producen "no es cuestionar el modelo sino una política de coordinación entre las comunidades". Rajoy y otros líderes del PP, sin embargo, vienen reclamando en las últimas semanas una "actualización" del modelo territorial ante los "excesos" que han cometido la comunidades autónomas para hacerlo "racional y viable". E incluso se han mostrado abiertos a que la Administración central recupere competencias o recursos de las comunidades.

Al mismo tiempo, José Luis Rodríguez Zapatero ha abierto la puerta a futuras "concertaciones" entre comunidades, en relación a posibles medidas de armonización de las diferentes legislaciones. Una propuesta que no ha sido muy bien recibida en Catalunya.

El debate territorial comienza a despertar recelos entre comunidades

Ante la velada amenaza que hizo el sábado Artur Mas de responder a un posible intento armonizador de PSOE y PP, el secretario de organización del PSC, José Zaragoza, criticó ayer que el president busque "enemigos exteriores" donde no los hay. En otra dirección apuntó el presidente de ERC, Joan Puigcercós, que cuestionó la capacidad del Govern para "plantar cara" a un plan de homogeneización de las comunidades autónomas.

Además de confrontación entre PSOE y PP, y de estos con los nacionalistas, el debate territorial empieza a despertar susceptibilidades entre las propias comunidades. "Hay cantidad de autonomías que están subsidiadas y son dependientes", denunciaba el fin de semana el portavoz parlamentario del PNV, Joseba Egibar, en alusión a Andalucía y Extremadura. Un mensaje al que respondió ayer el presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, en su blog. Sorprendido de que Aznar y Egibar coin-cidiesen en responsabilizar a algunas autonomías de la crisis, Vara ironizó con las inversiones extraordinarias que trajo la reconversión industrial al País Vasco, mientras que "lo de Extremadura y Andalucía" es visto como "subsidio".

Más noticias de Política y Sociedad