Público
Público

El Guadalquivir quedará bajo gestión andaluza

El Gobierno central aprobará la cesión de los recursos hídricos andaluces a la Junta

IÑIGO ADURIZ

La gestión del cauce del río Guadalquivir que transcurre por Andalucía, lo gestionará la Junta de Andalucía. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el titular de la Junta andaluza, José Antonio Griñán, acordaron ayer las fórmulas con las que garantizarán que la competencia sobre los recursos hídricos del río se mantengan en la citada comunidad autónoma.

La decisión la adoptaron cinco días después de que el Tribunal Constitucional (TC) decretara la inconstitucionalidad del artículo 51 del Estatuto andaluz que establece la exclusividad competencial andaluza sobre los usos del agua del Guadalquivir.

Griñán y Zapatero impulsan un real decreto para superar las trabas del TC

"La Junta de Andalucía acata y respeta la sentencia", recalcó Griñán en rueda de prensa tras su encuentro con Zapatero, sin perjuicio de que el Gobierno andaluz tiene "un sentimiento muy claro y manifiesto de que el Guadalquivir es el gran río andaluz". El presidente del Ejecutivo central y el propio Griñán coincidieron en que "hay margen para que la voz de Andalucía sea predominante en relación al río".

Ambos idearon una triquiñuela administrativa o, como afirmó Griñán, "un ejercicio complejo de arquitectura jurídica", para que el fallo del Constitucional no merme las competencias de Andalucía sobre el río.

El próximo miércoles se reunirá la comisión bilateral Junta-Estado, que dará el visto bueno a un real decreto que, "de forma transitoria", sustituya al Real Decreto de Transferencias que en su día hizo posible la transferencia de las competencias del Guadalquivir que establece el estatuto andaluz. Griñán explicó que el nuevo texto incluiría una "encomienda transitoria de cesión del Estado a la Junta de los recursos" del río, hasta que se adopte una decisión definitiva sobre su gestión.

El dirigente andaluz afirma que el río es «un recurso clave» para su comunidad

Los objetivos de la iniciativa, agregó el presidente andaluz, serán garantizar la unidad de cuenca y la participación de otras comunidades autónomas por las que transcurre el Guadalquivir. Pero, sobre todo, asegurar la "máxima capacidad de gestión de la Junta". Y es que, insistió, el río "es un recurso clave" para la comunidad que dirige, en cuya ribera "vive más de la mitad de la población de Andalucía".

En la reunión del miércoles las administraciones central y andaluza analizarán los puntos que "pueden y deben incluirse en el nuevo modelo de gestión y la normativa que ha de ponerse en marcha", que estará sustentada en los artículos 43 y 50 del estatuto, que son plenamente constitucionales.

El primero establece que "el ejercicio de las competencias autonómicas desplegará su eficacia en el territorio de Andalucía". El segundo, recoge la "competencia exclusiva" de la comunidad autónoma en la gestión de recursos hídricos de las aguas "que transcurran íntegramente por Andalucía".

En todo caso, insistió Griñán, cualquier movimiento normativo se realizará "respetando la sentencia" del Constitucional, "las competencias del Estado, de las comunidades autónomas sobre las que también discurre el Guadalquivir, y la capacidad de gestión de la Junta de Andalucía sobre sus recursos".

En su sentencia, el Tribunal Constitucional afirma que el artículo 51 del texto andaluz "impide que las competencias reservadas al Estado por el artículo 149 de la Constitución desplieguen la función integradora y de reducción a la unidad que les es propia".

Más noticias de Política y Sociedad