Público
Público

La Guardia Civil busca un nuevo zulo de ETA en Guipúzcoa

En los montes de Zegama, a unos 30 kilómetros de distancia de Legorreta, donde se hallaron más de 900 kilos de explosivos

EFE

La Guardia Civil ha culminado el registro del caserío de la familia Esnaola en Legorreta (Guipúzcoa) y a lo largo de hoy está buscando un "zulo" de ETA en los montes de Zegama, a unos 30 kilómetros de distancia, han informado fuentes de la lucha antiterrorista.

La operación policial contra el "comando Erreka" ha continuado hoy con un nuevo registro del caserío Olalde, perteneciente a la familia de los presuntos miembros de ETA Aitor e Igor Esnaola, en concreto en una nave anexa a la casa en la que se han encontrado "cantidades importantes" de polvo de aluminio, pentrita, cordón detonante y un arma.

En este caserío los agentes hallaron 850 kilos de explosivos el pasado martes, el día en el que comenzó la operación con la detención de los hermanos Esnaola.

Este nuevo registro del caserío y la construcción anexa, que se ha efectuado en presencia de Aitor Esnaola, ha culminado a las 12:15 horas, tras lo que dispositivo de la Guardia Civil se ha desplazado al puerto de Otzaurte, que comunica Zegama con la localidad navarra de Alsasua, y se ha adentrado con el detenido en el monte en busca de un "zulo" de la organización terrorista.

Este punto se encuentra a unos 30 kilómetros de Legorreta, en el área del parque natural de Aizkorri, una zona montañosa y abrupta en la que el dispositivo de la Guardia Civil cuenta con el apoyo de un helicóptero.

En el municipio de Zegama fue hallado en enero de 2009 un escondite en el que ETA almacenaba 15 kilos de explosivos (Titadyne), detonadores y temporizadores.

La localización del "zulo" fue posible después del análisis de la documentación intervenida en mayo de 2005 en el domicilio del etarra Jose Segurola Querejeta, entonces lugarteniente del jefe de los comandos de la banda terrorista, Garikoitz Azpiazu, "Txeroki".

Más noticias de Política y Sociedad