Público
Público

"La ocupación del Peñón fue una reivindicación pacífica, no un asalto"

La clase política de Melilla tilda la acción en el Peñón de Vélez de "asalto" perpetrado por "activistas antiespañoles". El Comité alega que no son violentos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Ayer por la mañana, un grupo de cuatro jóvenes magrebíes avanzaron hacia el Peñón de Vélez de la Gomera, de soberanía española, pertrechados con banderas de su país para ondearlas desde lo alto. Y lo consiguieron. Tras diez minutos, que dieron de sí para hacerse fotos y gritar eslóganes como 'Viva el rey' o 'Alá es grande', miembros de los Regulares que resguardan el lugar desalojaron a los cuatro activistas.

El peñón, un islote con una fina manga de tierra que lo une a la costa, tiene apenas 77 metros de altura por 200 de base. Es uno de los pequeños territorios españoles frente a las costas de Marruecos, que consta de un cuartel pero que no está sometido a una vigilancia muy estricta.

De hecho, según asegura Saíd Chramti, vicepresidente del Comité de Coordinación para la Liberación de Ceuta y Melilla, que ha organizado la acción, los soldados españoles 'estaban durmiendo, y no se han dado cuenta de la presencia de los jóvenes hasta que ellos no han empezado a gritar consignas'. Lo cierto es que los militares que se aprecian en las fotografías de los hechos visten ropa civil, o sólo la mitad del uniforme.

A partir de ahí, las versiones se contradicen. Por un lado, la Delegación del Gobierno en Melilla sostiene que los activistas fueron desalojados sin hacer uso de la fuerza, y que estos obedecieron 'voluntariamente' a la solicitud de los militares de abandonar el Peñón. Por otro, Chramti afirma que los jóvenes fueron esposados, empujados contra el suelo, y retenidos durante cinco horas en el cuartel español [aquí puedes ver una fotogalería de los hechos].

A pesar de que la acción reivindicativa se ha reducido a la presencia de cuatro jóvenes marroquíes con banderas, las reacciones en la clase política melillense han sido duras. El PSOE de Melilla la ha calificado de 'asalto', ha condenado los hechos y ha recalcado que la territorialidad de España es 'indiscutible' e 'incuestionable'.

El Comité asegura que tienen preparadas más acciones para las próximas semanas

La Delegación del Gobierno en Melilla también se ha referido a la ocupación con una retórica extrema, acusando a los jóvenes de 'activistas antiespañoles' con la única pretensión de 'tensionar y entorpecer' las relaciones entre España y Marruecos.

Tanto el PP como el PSOE en la ciudad autónoma han coincidido en denunciar que los protagonistas buscan lograr eco mediático mediante este tipo de acciones, algo que ha confirmado el Comité de Coordinación para la Liberación de Ceuta y Melilla.

'Es sólo el principio de una serie', aseguraba ayer Yahya Yahya, presidente de la organización, quien adelantó también que ya preparan nuevas acciones para 'liberar' las islas y peñones españoles que reclama Marruecos.

Chramti explica que el objetivo de su organización es visibilizar el debate por la 'descolonización de Ceuta, Melilla y los islotes y peñones que tiene España en la costa marroquí', por lo que prepararon esta 'reivindicación pacífica, para nada un asalto como están diciendo en los medios'.

'Tenemos la esperanza de que los gobiernos de uno y otro país aprovechen la cumbre hispano-marroquí para tratar el tema', afirma Chramti, que avisa de que 'hasta que llegue la fecha' realizarán más ocupaciones y acciones de este tipo. 'Tenemos la agenda llena', puntualiza.

El vicepresidente del Comité cree que es 'una tomadura de pelo que continúen estos conflictos'. 'Tal y como se presentan las cosas, con España en crisis y con su tasa de paro, y nosotros en Marruecos hundidos como estamos, no es lógico que tengamos que hacer aún estas reivindicaciones', zanja.