Público
Público

La Policía interroga a los dos titiriteros detenidos por enaltecer el terrorismo en el Carnaval de Madrid

Están acusados de exhibir una pancarta en la que podía leerse "Gora Alka ETA". Además, representaron escenas en las que un personaje acuchillaba a una monja, ahorcaba a un juez y pegaba a un policía y a una embarazada.

Publicidad
Media: 2.50
Votos: 2

Cartel de la representación.-

MADRID.- La Policía Nacional está tomando declaración a los dos titiriteros detenidos ayer por enaltecimiento del terrorismo por haber exhibido una pancarta donde se leía "Gora ALKA-ETA" durante el espectáculo infantil que representaban en un plaza de Madrid con motivo de las fiestas de Carnaval.

Los dos detenidos, que tienen antecedentes por robo con fuerza en 2002, se encuentran desde ayer por la tarde en las dependencias de la Brigada Provincial de Información de la Policía en Moratalaz y tras prestar declaración serán puestos a disposición judicial, han informado fuentes policiales.

El suceso tuvo lugar sobre las 17:00 horas de ayer en la plaza del Canal de Isabel II, en el distrito de Tetuán, donde se estaba representando un espectáculo infantil de títeres programado por el Ayuntamiento de Madrid con motivo de los Carnavales.

En el espectáculo se representaron escenas en las que un personaje acuchillaba a una monja, ahorcaba a un juez y pegaba a un policía y a una embarazada, lo que alertó a los padres de los niños que asistían a la representación, que llamaron a la Policía.

Además, en una de las últimas escenas del espectáculo, uno de los muñecos portaba una pequeña pancarta, en la que podía leerse "Gora ALKA-ETA", lo que podría ser constitutivo de un delito de enaltecimiento del terrorismo.

Tras la denuncia de los padres, agentes de la Policía Municipal y Nacional acudieron al lugar de la representación y arrestaron a los dos titiriteros. En un comunicado, el Ayuntamiento de Madrid ha asegurado que tomará medidas legales contra los artistas que han realizado "actos ofensivos" en el Carnaval.

Además, explica que la Dirección de Programas y Actividades Culturales del Ayuntamiento designó a un director artístico para que diseñara la programación del Carnaval, que ha elegido según su criterio 15 actividades, y admite que esa obra no había sido visionada con antelación.

El Ayuntamiento lamenta lo ocurrido y considera que los artistas contratados han realizado "acciones ofensivas, completamente fuera de lugar en cualquier contexto y totalmente irrespetuosas con los valores de convivencia, respeto y diversidad propuestos por el Ayuntamiento de Madrid".

Los responsables de Madrid Destino (del Ayuntamiento de Madrid) presentes han paralizado la representación en cuanto han sucedido los hechos ofensivos y después han presentado una denuncia en los juzgados de la plaza de Castilla.

Así mismo, la Concejalía de Cultura y Deportes se ha sumado a la denuncia contra la compañía teatral y está estudiando la depuración de responsabilidades sobre la programación de este evento.

Más noticias en Política y Sociedad