Público
Público

El PP valenciano defiende sus listas de las críticas de Aguirre

Los conservadores del País Valencià proclaman su "autonomía" para elaborar unas listas "ejemplares"

B. TOLEDO / M. J. GÜEMES

El PP valenciano salió a defenderse ayer con uñas y dientes. Su portavoz en Les Corts, Rafael Blasco, proclamó que su partido es "autónomo" y con "capacidad de decisión" a la hora de elaborar sus listas. La candidatura de los conservadores en el País Valencià incluye a tres imputados, con el president de la Generalitat, Francisco Camps a la cabeza, y varios implicados en diferentes escándalos de corrupción. Pero Blasco la calificó de "ejemplar" y aseguró que está formada por personas "absolutamente dignas".

El dirigente valenciano respondía así a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, quien se había mostrado convencida un día antes de que los ciudadanos agradecían que ella no llevara consigo a cargos salpicados por el caso Gürtel.

La presidenta madrileña lleva diez imputados como cabeza de lista

Blasco vaticinó un "triunfo electoral histórico" de su partido y, preguntado sobre si el nivel de responsabilidad política del PP es diferente en cada comunidad, mantuvo que en su autonomía este "lo fijan los responsables políticos" y estos cuentan con "la confianza de todos los afiliados del PP". "Se ha decidido que Camps sea el número uno de nuestra lista porque es la persona que tiene mayor prestigio de todos los políticos que se presentan en la Comunidad Valenciana y tiene el respaldo de la inmensa mayoría de los ciudadanos", comentó.

También el president de la Diputación de Castellón, Carlos Fabra, que tiene varios temas pendientes con la Justicia, dijo que respetaba la forma de ver las cosas de Aguirre pero que "siempre" había mantenido "la presunción de inocencia" y se posicionó del lado del jefe del Consell.

Las palabras de Aguirre levantaron ampollas entre sus compañeros valencianos pero también en la sede nacional del PP porque con ellas ponía además en evidencia el aval de Rajoy a Camps.

Rajoy irá el próximo 17 de mayo a la plaza de toros de Valencia

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, consideró ayer en Los desayunos de TVE que la opinión de Aguirre era "muy digna" cuando le preguntaron si esta se estaba poniendo una medalla o lanzando un dardo hacia la cúpula conservadora. Pero, a continuación, volvió a dar la cara por los cargos valencianos al recordar que sólo hay dos personas relacionadas con la trama dirigida por Francisco Correa y que es "con un tema muy menor sancionable con multa". "Cuando hay otros que tienen 35 o 50", destacó a modo de excusa. Cospedal sostuvo que se deben depurar responsabilidades políticas "dependiendo de los casos". Fiel a su estilo, Rajoy no habló en todo el día de este tema. Lo podrá hacer personalmente con Camps cuando vaya a la plaza de toros de Valencia el próximo 17 de mayo ya en campaña.

En todo caso, Aguirre no fue la única persona en avivar la polémica. Ayer, el president del PP balear, José Ramón Bauzá, que ha optado por no dejar que ningún encausado le acompañe en su cita con las urnas, también se quiso pronunciar en contra de la doctrina de Rajoy. Bauzá dijo que, si se quiere luchar contra la corrupción, los políticos "deben predicar con el ejemplo" y ser los primeros en mostrarse "contundentes".

Por su parte, la presidenta madrileña, como hace habitualmente tras agitar la controversia, retrocedió un paso. Para evitar que se viera como un ataque, afirmó en la Cope que, por lo que ella conoce de su homólogo valenciano, este no se ha enriquecido a costa de la Gürtel. "Es un señor que, cuando entró en política, tenía un patrimonio y ahora tiene menos", explicó. Aguirre lleva a diez procesados como cabeza de lista por distintos asuntos y en la de la Asamblea cuenta con Íñigo Henríquez de Luna, en el puesto 37º, imputado por los casos Guateque y Becara.

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, expresó que no le parecía el momento" de que Aguirre entrase "en luchas partidarias". Y el responsable de Justicia, Federico Trillo, le envió un recado desde Onda Cero resaltando que él no quería "pensar" que utilizaba "leña del propio granero para quemar a un compañero".

Más noticias de Política y Sociedad