Público
Público

El PSOE resiste pese a su caída en todas las provincias andaluzas

Aumenta su apoyo porcentual en el Centro y el Oriente de Asturias aunque pierde votos en las tres circunscripciones del Principado por la fuerte abstención

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El PSOE esquivó las encuestas y no sufrió la debacle que esperaba en Andalucía. Esto le permitirá volver a formar Gobierno con la ayuda de Izquierda Unida. Pero el análisis de sus resultados por provincias constata la importante pérdida de respaldo electoral que encajaron los socialistas en todas ellas.

La fuerte caída en las urnas en esa comunidad -654.000 sufragios y 8,8 puntos porcentuales menos que hace cuatro años- no puede ser atribuíble únicamente a la abstención. La decisión de 1,7 millones de andaluces de no acudir a las urnas hizo que el PP también perdiera votos en todas las provincias andaluzas, a excepción de Jaén. Pero, a diferencia de los socialistas, los conservadores repuntaron su porcentaje de voto.

Cádiz, donde lograron seis diputados -dos menos que hace cuatro años-, fue la provincia en la que los socialistas sufrieron una mayor caída en el porcentaje de voto. El PSOE bajó allí 12,2 puntos respecto a 2008, pasando del 47,8% de ese año al 35,5% de ayer. Es el castigo al Gobierno socialista de la Junta por parte de la circunscripción que sufre con más crudeza las consecuencias de la crisis económica. Cádiz desborda las cifras de desempleo de todo el estado con una tasa de paro del 35,3%.

En el segundo puesto del ránking de las provincias en las que más pierde el partido liderado por José Antonio Griñán está su talismán, Sevilla. La circunscripción se ha convertido en las últimas semanas en el centro del cisma interno de los socialistas andaluces. Y es que en el proceso de configuración de listas para las elecciones de ayer dimitió el secretario general del PSOE en esa provincia por discrepancias con Griñán. 

Allí los socialistas pasaron del 54,4% de los votos que registraron en 2008 al 43,1% de ayer. Pero esta caída, que se tradujo únicamente en la pérdida de dos representantes, no fue suficiente para poner fin a la hegemonía del PSOE en Sevilla que se sucede desde hace tres décadas. Además de esta circunscripción, los socialistas ganaron en Huelva y en Jaén.

Almería, territorio en el que vence el PP desde hace años, fue en cambio la provincia en la que menos respaldo perdieron los socialistas. La diferencia respecto a 2008 fue de tan sólo 3,8 puntos porcentuales al pasar del 39,1% de hace cuatro años al 35,2% de ayer. Córdoba, donde perdieron 7,7 puntos, y Huelva, donde bajaron 8,6 fueron los otros dos territorios en los que menos notaron la debacle socialista.

El escenario que se presenta en Asturias es completamente antagónico. Pese a perder 19.000 votos, los socialistas incrementan su porcentaje de apoyo respecto a las elecciones de hace tan sólo diez meses. Han sabido rentabilizar la división de la derecha del Principado al pasar del 29,9% de los sufragios que registraron en mayo de 2011, al 32% del domingo.

El PSOE sube en dos de las tres circunscripciones de la comunidad autónoma en porcentaje de votos. El principal repunte se da en el Centro, donde los socialistas aumentan en 2,8 puntos porcentuales al pasar del 28,3% de mayo del año pasado al 31,2% de ayer. 

En Oriente el incremento es mínimo, de sólo 0,3 puntos respecto a los comicios de hace diez meses que encumbraron a Francisco Álvarez Cascos a la Presidencia del Principado. Allí el PSOE pasa del 35,3% de mayo al 35,6. La tendencia se invierte en Occidente donde pierde casi un punto al pasar del 36,5 de hace diez meses al 35,6.

 

 

Más noticias en Política y Sociedad