Público
Público

El Senado se ahorra un 26% en la reforma de su web

La renovación de la página se adjudicó a tres empresas por un importe total de 370.925 euros, frente a los 500.000 euros del presupuesto máximo de licitación. Los portavoces destacan la utilidad del nuevo portal, que

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Mucho se ha hablado en la última semana de la reforma de la web del Senado. Inevitable. Hablar de la friolera de casi medio millón de euros en tiempos de crisis parece levantar sarpullidos. Pero los datos se pueden mirar de otra manera. Y así lo ha hecho este martes la Cámara alta en la presentación a los periodistas de su nueva página, la que estará operativa a partir del próximo lunes, 12 de noviembre: realmente se ha ahorrado un 26% respecto al presupuesto máximo inicial. De los 500.000 euros (sin IVA) de la licitación se pasó a los 370.925 euros de la adjudicación.

Vayamos por partes. La web actual, con un look típico de los primeros años de Internet, es de 1997. Se había quedado obsoleta, de modo que entre septiembre de 2009 y septiembre de 2010 –esto es, en la segunda legislatura del socialista Javier Rojo– se hicieron trabajos de análisis y propuesta, que partieron de los servicios de la Casa. A partir de esa fecha, se sacó la cabeza fuera. En octubre de 2010 se convocó y publicó el concurso, con un presupuesto máximo de 500.000 euros sin IVA [ver aquí]. Fueron admitidas a licitación 31 empresas, algunas con software libre y otras con software licenciado, pues en los pliegos de condiciones se admitían las dos posibilidades.

El 14 de julio de 2011 se adjudicaron los tres lotes del contrato a tres empresas diferentes. El rediseño recayó en Vass Consultoría de Sistemas, SL, por un importe de 232.500 euros (sin IVA). El buscador se concedió a Grupo Corporativo GFI Informática, SA, por 97.800 euros (de nuevo sin IVA. El último paquete, la página temática para jóvenes y la visita virtual, se firmó con Ibermática, SA, por 40.625 euros (sin IVA). Total: 370.925 euros sin IVA. Un 25,81% menos que el presupuesto licitado. Si se cuenta el 21% de IVA, la factura salió por 448.819,25 euros. 

El nuevo sitio se lanzará oficialmente el próximo lunes, 12 de noviembre

El proyecto se tenía que haber tenido listo en seis meses, pero se fue retrasando hasta que el resultado se juzgó oportuno. Pese a que hubo unas elecciones generales de por medio, y un cambio en la presidencia de la institución –ahora en manos del conservador Pío García-Escudero–, no hubo opciones de rebajar el coste, porque así lo impide la Ley de Contratos del Sector Público, según explicó a los periodistas el director de Tecnologías de la Información y Comunicaciones del Senado, José Ángel Alonso. Se podría haber suprimido el proceso, añadió, pero no se estimó oportuno porque el precio concordaba con los parámetros del mercado, informa Efe. 

Con su renovada web, disponible en castellano y en las demás lenguas cooficiales del Estado y en inglés, el Senado pretende 'potenciar la comunicación con la sociedad' y 'dar cauce a las crecientes demandas de transparencia y participación'. Para ello, ha sido necesario no sólo 'mejorar el diseño y la presentación de la información, sino acometer una profunda renovación tecnológica, de procedimientos y de cultura organizativa en el Senado', explica la nota oficial de la institución. 

El proyecto arrancó en 2010 y la firma de los contratos se hizo antes de las elecciones generales

En la presentación de la web estuvieron presentes todos los portavoces parlamentarios excepto el canario Narvay Quintero, de viaje. Todos reconocieron el 'elevado' coste del proyecto, pero también su 'complejidad'. Así, el senador del PP José María Chiquillo enfatizó que se trata de una 'inversión en democracia' que espera tenga una 'máxima rentabilidad'. Para el socialista Ander Gil García, el gasto puede ser 'excesivo y discutible', pero hay que tener en cuenta que el site de 1997 era anacrónico. 'Es algo más que una web, es una sede más del Senado', remarcó, para agregar que los senadores han sido muy activos en el proceso de elaboración del portal. 

Jordi Vilajoana, portavoz de CiU, destacó que la web permitirá a los parlamentarios escuchar a los ciudadanos y estos, a su vez, podrán 'reprender' a sus representantes, o hacerles sugerencias. 'Esto vale lo que vale', reivindicó. Mònica Almiñana (PSC, Entesa pel Progrés de Catalunya) y José María Cazalis (PNV) recalcaron la 'modernización' que supone la nueva herramienta y la 'visibilidad' que se confiere al Senado, una de las instituciones que sufre 'mayor desafección', informa Europa Press.

'Es una inversión en demoracia', alaba el conservador José María Chiquillo

Desde la portada se podrá acceder a cuatro bloques de contenido principales: actividad parlamentaria, composición y organización, conocer el Senado y relaciones con los ciudadanos. Justo desde este último enlace los usuarios podrán comunicar con la Cámara alta, pedir información, plantear propuestas... Todos los textos se recepcionarán en un contenedor central que luego se irá distribuyendo al departamento afectado. El Senado también gana peso en las redes sociales: se crea un perfil institucional en Twitter, @SenadoEsp, y se tendrá acceso directo a los perfiles y blogs de los senadores y los grupos parlamentarios en Twitter, Facebook, Tuenti o LinkedIn. 

Asimismo, se habilita un espacio para los niños, El Pequeño Senado, para acercar la institución a los más jovenes. El Senado en directo permitirá el seguimiento de la actividad de la Cámara 'en tiempo real. Se podrán seguir simultáneamente cuatro retransmisiones y estarán disponible al cabo de pocos minutos los cortes de vídeo, que podrán intercambiarse en la Red. 

Habrá un espacio para niños y acceso a los blogs y perfiles de los senadores

El portal 2012 quiere encauzar 'las nuevas demandas de transparencia' y facilitar la 'participación' de los internautas, proclama la nota de prensa. Todo ello lo envuelve con un diseño 'accesible y amigable', con una presentación 'más intuitiva' y de mayor carga visual (más imágenes y más contenido multimedia).  

Todavía queda la puesta de largo. Será el próximo lunes, 12 de noviembre, y a las 9.30. La campanada de salida corresponderá al presidente, a García-Escudero. Sólo entonces se sabrá si la nueva web responde a las expectativas... y al coste.

Más noticias en Política y Sociedad