Público
Público

Temporal Al menos nueve muertos por los fuertes vientos y lluvias torrenciales en Italia

Los desbordamientos de ríos y las caídas de árboles están causando estragos. La emergencia continúa en seis regiones. Cerca 20.000 personas están sin energía eléctrica. Los colegios siguen cerrados en Venecia, Génova, Nápoles y Roma.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Vista de la terraza destrozada durante una tormenta del hotel London en el muelle de San Marco en Venecia. /EFE

Nueve personas han fallecido en Italia a causa del temporal de fuertes vientos y lluvias torrenciales que mantiene en alerta a varias regiones del país, después de la caída de árboles y el desbordamiento de algunos ríos, según los medios italianos.

En las últimas horas se hallaron los cuerpos de una mujer que se ahogó al desbordarse el torrente Meladrio en la localidad de Dimaro, en la región del Trentino (norte), el de un navegante en Catanzaro (sur) y el de un hombre en San Giovanni in Marignano, en Rimini (centro).

Durante la jornada de ayer perdieron la vida seis personas principalmente por la caída de árboles. En el municipio de Castrocielo, en la provincia de Frosinone (centro de Italia), dos personas perdieron la vida al caer un árbol sobre el coche en el que viajaban, el mismo modo en que murió una tercera en la cercana Terracina, mientras que otras dos resultaron heridas graves.

Una más perdió la vida en Albisola, en Savona (norte), al ser golpeada por un objeto arrastrado por el viento. Otro árbol acabó con la vida de una persona en la provincia de Caserta, cerca de Nápoles (sur del país), y de otra en provincia de Belluno, Véneto (nordeste).

La emergencia continúa en seis regiones que se encuentran aún en alerta roja: Lombardía, Veneto, Friuli Venecia Julia, Liguria y Trentino Alto Adige (norte) y Abruzos (centro) y la alerta naranja continúa en buena parte del resto del país y la isla meridional de Sicilia.

20.000 personas sin luz y ciudades sin colegio

La situación es particularmente crítica en Liguria, donde cerca 20.000 personas están sin energía eléctrica y en Génova sigue cerrado desde ayer el aeropuerto por los fuertes vientos. Los colegios siguen cerrados en muchas ciudades entre ellas Venecia, Génova, Nápoles y Roma.

En la capital italiana, los bomberos tuvieron que intervenir en 100 emergencias sobre todo por la caída de ramas y árboles.

En Venecia la marea subió hasta los 156 centímetros sobre el nivel del mar -el máximo desde 2008-, lo que ha provocado la conocida como "agua alta", la inundación de sus calles y de la Plaza de San Marcos, así como la suspensión de la red de transporte público urbano, los "vaporetti".

Las previsiones para hoy son que comience a bajar la marea en Venecia y se sitúe en los 130 centímetros.