Público
Público

Caza de elefantes Botsuana vuelve a abrir la temporada de caza de elefantes después de un año 

El Gobierno africano ha autorizado 287 permisos de caza para este año, siendo más de la mitad autorizaciones atrasadas por la pandemia de covid-19. La población de elefantes se ha visto reducida desde principios de 2020 debido a causas desconocidas.

Una manada de elefantes.
Una manada de elefantes. Reuters

El Gobierno de Botsuana ha reabierto la temporada de caza de elefantes un año después de que decidiera suspender dicha actividad ante el avance de la pandemia de covid-19 en el país. Desde el 6 de abril hasta el próximo mes de septiembre 287 ejemplares de este animal morirán a causa de los disparos de los cazadores que hayan conseguido, previamente, la autorización expresa de las autoridades.

Debido a la suspensión durante el pasado año, el Gobierno de Botsuana decidió guardar las 187 licencias concedidas en 2020 y sumarlas a las otras 100 autorizaciones registradas para 2021. Las autoridades aún no han decidido si los cazadores extranjeros deberán tomar alguna medida concreta ante el riesgo de contagio de la covid-19.

La nueva temporada de caza llega en un momento delicado para la población de elefantes, que se ha visto drásticamente reducida desde hace varios meses por causas que aún se investigan. Desde principios de año, cerca de 40 elefantes han muerto en circunstancias desconocidas en los alrededores de Mombo, en la reserva de Moremi. Dichas circunstancias parecen ser las mismas detrás de las más de 300 muertes contabilizadas durante 2020 en todo el país. 

Las investigaciones realizadas al respecto han descartado el envenenamiento por ántrax y la infección bacteriana como causa de muerte de estos animales. El país africano acoge cerca de un tercio de la población de elefantes de África, viviendo en el delta del Okavango alrededor del 10% del total de paquidermos identificados en Botsuana.

El Gobierno de Botsuana suspendió la caza de elefantes de forma permanente en 2014, pero ante la presión ejercida por parte del turismo extranjero, interesado en la caza del paquidermo, y los grupos de agricultores afectados por los destrozos ocasionados en sus terrenos de cultivo producto de la sobrepoblación de estos animales, decidió volver a autorizar su caza de forma limitada a partir de 2019.

Más noticias de Internacional