Público
Público

Al menos 5 muertos y 10 heridos en Mali en el atentado contra un restaurante de europeos

Entre los fallecidos hay un ciudadano francés y un belga.  Hay ocho heridos graves, dos de ellos militares suizos en estado crítico. Los encapuchados lanzaron varias granadas antes de disparar de forma indiscriminada a los asistentes.

EFE


BAMAKO.- Al menos cinco personas han muerto y una decena más están heridos, varios de gravedad, tras un atentado contra un bar-restaurante de Bamako, muy popular entre los occidentales establecidos en la ciudad, según fuentes policiales.

Según las primeras informaciones, hay un francés y un belga entre los muertos, y tal vez un tercer occidental. Una de las víctimas fallecidas trabajaba en la delegación de la Unión Europea en Mali.

Los heridos, ocho de ellos en estado grave, han sido trasladados al Hospital Gabriel Touré. Dos de ellos son dos militares suizos que se encuentran "en estado crítico", han revelado las autoridades helvéticas.

El atentado fue perpetrado por un grupo de hombres encapuchados, que entraron en el restaurante La Terrasse, en el barrio de L'Hypodrome, poco después de la medianoche y lanzaron varias granadas entre los asistentes, antes de comenzar a disparar indiscriminadamente con armas automáticas y darse a la fuga.

Este bar-restaurante es muy frecuentado por expatriados occidentales jóvenes, ya que se convierte en un night-club al caer la noche.

La polícia ha detenido a dos sospechosos del atentado, que están siendo interrogados en la comisaría. Además, mantiene rodeado el lugar porque teme que queden granadas todavía sin explotar, mientras continúa en una frenética búsqueda de los asesinos.

Se sospecha que los autores puedan ser algún grupo yihadista de los que actúan con cierta frecuencia en el convulso noreste del país, y que eligen como blanco las fuerzas de estabilización de la ONU (Minusma) o el ejército maliense.

La Unión Europea está presente en Mali para asistir a las fuerzas de seguridad del país después de que a mediados de 2012 varios grupos radicales islámicos y terroristas se hicieran con el control de las tres provincias del norte de Mali (Gao, Tumbuctu y Kidal).

A pesar de que fueron expulsados gracias a una intervención militar internacional encabezada por Francia en enero de 2013, estos grupos han continuado perpetrando ataques y atentados, muchos de ellos dirigidos contra las fuerzas de la ONU.

Condenas a la masacre

La presidencia de la Unión Europea (UE) expresó este sábado sus condolencias a los familiares de los cinco fallecidos anoche en el atentado, y pidió "no dar por sentada" la estabilización de Mali.

El ministro letón de Asuntos Exteriores, Edgards Rinkevics, cuyo país preside este semestre la UE, aseguró a través de Twitter que este ataque terrorista en Bamako "muestra que no podemos dar por sentado el proceso de estabilización en Mali", por lo que pidió "continuar los esfuerzos".

Rinkevics, que hoy preside una reunión informal de ministros de Exteriores de la UE en Riga, envió sus "condolencias a todos los afectados".


El presidente francés, François Hollande, condenó "con la mayor firmeza" el "atentado cobarde" perpetrado en Bamako y confirmó que una de las víctimas es un ciudadano francés.

El jefe del Estado francés insistió en que su país está "al lado de los malienses" en esta situación, y recordó que el presidente Ibrahim Bubacar Keita había acudido a la gran manifestación de París tras los atentados yihadistas de comienzos de enero.

El primer ministro francés, Manuel Valls, se declaró por su parte "horrorizado por este "abyecto ataque terrorista" en Bamako, mostró su respaldo a Keita y aseguró que "no cederemos nunca".

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores de Bélgica, Didier Reynders, confirmó que entre los fallecidos hay un belga y condenó "el terror innoble que de nuevo ha golpeado cobardemente Bamako".

Misiones europeas en Mali

Actualmente la UE prepara la misión EUCAP Mali, enmarcada en la Política de Seguridad y Defensa Común comunitaria, que se dedicará a la formación y asesoramiento de las fuerzas de seguridad malienses.

Esta misión ayudará a las autoridades del país a garantizar el orden democrático y constitucional, crear las condiciones para una paz duradera y mantener su autoridad en todo el territorio.

Además, desde enero de 2013 está en marcha el programa EUTM Mali, con unos propósitos similares de entrenar a los militares malienses.

Más noticias de Internacional