Público
Público

Disturbios en EEUU Trump llama al Pentágono para reprimir los disturbios raciales en Minesota

La policía militar está preparada para actuar por primera vez desde los disturbios de Los Ángeles en el 92. El gobernador del estado también despliega miles de efectivos de la Guardia Nacional para contener las protestas tras el asesinato de George Floyd a manos de la Policía. Una decisión sin precedente en los 164 años de historia de este cuerpo en el estado.

Un manifestante delante de una edificio ardiendo durante los disturbios desatados en Minesota tras la muerte de George Floyd, un ciudadano negro, a manos de la policía.- REUTERS
Un manifestante delante de una edificio ardiendo durante los disturbios desatados en Minesota tras la muerte de George Floyd, un ciudadano negro, a manos de la policía.- REUTERS

agencias

Los disturbios en las calles de varias grandes ciudades de EEUU, estallidos raciales a raíz de los continuos abusos policiales que acaban con la muerte de ciudadanos de raza negra, han provocado una escalada de la represión gubernamental que ha movilizado incluso al Pentágono, por primera vez desde 1992.

El gobernador de Minesota, Tim Walz, ha anunciado este sábado la movilización de la Guardia Nacional del estado para contener futuras protestas por la muerte en Mineápolis del ciudadano afroamericano George Floyd durante una detención policial —por la que ha sido imputado por asesinato uno de los agentes— en una decisión sin precedentes en los 164 años de historia de este cuerpo en el estado.

Al mismo tiempo, según ha publicado el diario The New York Times, el Departamento de Defensa de EEUU prepara el despliegue en Mineápolis de unidades en activo de la policía militar para frenar los disturbios.

Según el rotativo, el Pentágono ha puesto sobre aviso a unidades en servicio activo en todo el país, a petición del presidente estadounidense, Donald Trump, que ha estado buscando opciones con sus asesores de seguridad nacional, incluido el secretario de Defensa, Mark Esper, sobre cómo abordar los altercados en decenas de ciudades.

La muerte esta semana de George Floyd tras pasarse casi nueve minutos con su cuello aprisionado por la rodilla del agente de Policía Derek Chauvin ha desatado protestas, disturbios y saqueos en la ciudad más poblada del estado de Minesota, ahora bajo estado de emergencia, y se han extendido a otras ciudades como Louisville, en Kentucky, donde el pasado marzo murió otra mujer afroamericana por disparos de varios agentes de paisano que allanaron su propia casa sin orden judicial.

"Se trata de que impere el miedo"

El gobernador de Minesota ha informado este sábado de que la situación en Mineápolis "ya no se trata del asesinato de George Floyd, sino de un ataque a la sociedad civil".

"Se trata de que impere el miedo y se trata de provocar la disrupción en nuestras grandes ciudades", ha añadido en rueda de prensa recogida por la cadena CNN.

En este sentido, el máximo responsable de la Guardia Nacional de Minesota, Jon Jensen, ha confirmado el despliegue aproximado de 2.500 efectivos en las calles de Mineápolis, la ciudad más poblada del estado, y donde se encuentran ya desplegados más de 2.000 agentes ante la posibilidad de nuevos disturbios.

Funcionarios citados por The New York Times indicaron que el Ejército emitió instrucciones de "preparativos para despliegue" a unidades de la policía militar en varias bases.

La Guardia Nacional ya ha sido activada no solo en Minesota sino también en otras partes de EEUU, como Kentucky, como se suele hacer cuando hay disturbios, pero el despliegue de la policía militar supondría una escalada en la respuesta de las autoridades.

Tensión a la altura del caso Rodney King en el 92

El rotativo recordó que la policía militar fue empleada en 1992 durante los disturbios en Los Ángeles (California) que siguieron la absolución de cuatro agentes de policía que dieron una paliza al afroamericano Rodney King.

De producirse el despliegue en Mineápolis es posible que las primeras unidades en hacerlo serían las de Fort Bragg de Carolina del Norte y la de Fort Drum en Nueva York, indicaron las fuentes consultadas por el periódico, que, no obstante, matizaron que la orden actual de "prepararse para desplegarse" no significa que vayan a ser activadas seguro, aunque se trata de un primer paso.

A lo largo de la pasada noche se han registrado protestas y disturbios en una treintena de ciudades del país, que se han saldado con dos muertos  —un joven de 19 años en Detroit y un agente federal en Oakland, donde ha resultado herido de bala un compañero suyo— y al menos 250 detenidos.

Las protestas han llegado a unos pocos metros de la Casa Blanca, donde agentes del Servicio Secreto y de la Policía estatal expulsaron a los manifestantes en plena madrugada.

Más noticias de Internacional