Público
Público

Obama no descarta enviar armas a Ucrania

El presidente de EEUU asegura ante Merkel que todavía no ha tomado una decisión. La canciller descarta una solución militar

Publicidad
Media: 1
Votos: 1

El presidente estadounidense, Barack Obama, y la canciller alemana, Angela Merkel. - EFE

WASHINGTON.- Barack Obama baraja "todas las opciones" ante el conflicto en Ucrania. El presidente de Estados Unidos no descarta enviar armas a Kiev para sus combates contra los grupos prorrusos en el Este del país si "fracasa" la diplomacia.

El mandatario estadounidense ha comparecido este lunes en la Casa Blanca junto a la canciller alemana, Angela Merkel, con quien ha debatido sobre el asunto. Obama defendió que mantendrá consultas con otros países antes de tomar una decisión definitiva.

Por su parte, Merkel ha dejado claro ante su anfitrión que no dará su apoyo a una solución militar, aunque, lejos de querer enfrentar posiciones con EEUU, también ha asegurado que las relaciones entre ambos países seguirán siendo "sólidas" incluso si Washington decide entregar armamento al Gobierno de Kiev.

Medidas "adicionales"

Obama afirmó que el objetivo principal de su Administración es encontrar una solución diplomática.  Sin embargo, también declaró que su Gobierno estudia medidas "adicionales" para "ayudar a Ucrania a reforzar sus defensas frente a la agresión separatista".

Obama: "Una de las cosas por las que estoy muy alentado es por el grado
en que hemos sido capaces
de mantener la unidad
entre EEUU y Europa" 

El mandatario estadounidense acusó a los prorrusos de haber "violado todos los compromisos" establecidos el año pasado para resolver el conflicto y acusó a Rusia de enviar "más tanques" en apoyo de los separatistas.

Rusia "ha pagado un precio muy significativo por sus acciones, primero en Crimea y ahora en el este de Ucrania", recalcó Obama. "Y una de las cosas por las que estoy muy alentado es por el grado en que hemos sido capaces de mantener la unidad entre Estados Unidos y Europa en este tema", añadió.

Reunión en Minsk

Ambos gobernantes se mostraron optimistas respecto a las perspectivas de la cumbre a cuatro bandas que Merkel y Hollande mantendrán el miércoles en Minsk con los presidentes de Rusia, Vladimir Putin, y Ucrania, Petró Poroshenko, con el fin de cerrar un nuevo plan de paz para el conflicto ucraniano, que, según datos de la ONU, ha dejado 5.300 muertos entre combatientes y civiles.

Merkel: "Hay una posibilidad de lograr un alto el fuego y también crear condiciones
en las que no haya todos
los días civiles muertos"

"Hay una posibilidad de lograr un alto el fuego y también crear condiciones en las que no haya todos los días civiles muertos. Estoy segura de que podemos hacer esto juntos", afirmó Merkel. No obstante, reconoció que "no hay un éxito asegurado" del esfuerzo que comparte con Hollande, que, según aseguró, no consiste meramente en un ejercicio de "mediación", sino que también representa "una defensa del orden y la paz en Europa".

La canciller aseveró que Rusia ha violado el principio "esencial" de la integridad territorial en dos ocasiones en Ucrania: con la invasión de la península de Crimea el año pasado, y con su apoyo a los separatistas prorrusos en las regiones del este de Donestk y Lugansk. "Si renunciamos a ese principio, no podremos mantener la paz y el orden en Europa", advirtió la jefa del Gobierno alemán.

Los ministros de Exteriores de la Unión Europea (UE) aprobaron este lunes nuevas sanciones contra rusos y ucranianos por desestabilizar Ucrania, pero acordaron aplazar su entrada en vigor, a la espera del resultado de la cumbre de los gobernantes de Rusia, Ucrania, Francia y Alemania prevista el miércoles en Minsk.