Público
Público

OMS Solo una de cada diez personas fallecidas se computa en África, cuatro de cada diez en todo el mundo

Un informe revela las deficiencias en los sistemas de conteo de personas muertas en todo el mundo, con especial incidencia en los países con menos recursos. 

Una residencia por coronavirus
Fotografía tomada en una residencia gallega. Brais Lorenzo / EFE

Hasta cuatro de cada 10 muertes en el mundo no se registran, y en África solo se computa 1 de cada 10. Esta ha sido la conclusión principal de la primera evaluación mundial de los sistemas de información sanitaria publicada el pasado lunes por la Organización Mundial de la Salud (OMS) en colaboración con Bloomberg Philanthropies.

Este informe, titulado Score, pone de manifiesto la "urgente necesidad de reforzar estos sistemas para ayudar al mundo a responder a las emergencias sanitarias y a seguir los avances hacia los objetivos sanitarios mundiales".

"La pandemia ha puesto a prueba la capacidad de los sistemas de información sanitaria de los países de todo el mundo, ya que deben hacer un seguimiento tanto de la enfermedad como de otras tendencias sanitarias críticas. El informe Score es un paso importante hacia la obtención de mejores datos, para tomar mejores decisiones y mejorar la salud", ha comentado el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Para el organismo sanitario internacional de Naciones Unidas, la pandemia de covid-19 "ha puesto de manifiesto que incluso los sistemas sanitarios y de datos más avanzados siguen teniendo dificultades para proporcionar datos casi en tiempo real para poder actuar con rapidez". "La falta de datos en todo el mundo limita la comprensión del verdadero impacto de la pandemia de covid-19 en la mortalidad, lo que socava la planificación de la respuesta", apuntan.

Desigualdades abismales entre los países analizados

Apenas el 32% de los países sondeados tiene una buena capacidad para una estrategia nacional de salud digital basada en las normas recomendadas. "Con Score al alcance de la mano, la OMS apoyará a los países de todo el mundo para que aborden las carencias de datos y refuercen sus sistemas de datos e información sanitaria", ha resaltado la subdirectora general de Datos, Análisis y Prestación de Servicios de la OMS, Samira Asma.

"El informe orienta a los países para que inviertan en las áreas prioritarias con mayor impacto en la recopilación, el análisis y el uso de los datos sanitarios. Entre otras recomendaciones, el informe insta a los países a reforzar sus sistemas generales de datos sanitarios, a mejorar sus sistemas de registro de datos de defunciones y a recopilar más datos y de mejor calidad para hacer frente a las desigualdades", ha añadido Michael Bloomberg, embajador mundial de la OMS para las enfermedades no transmisibles y los traumatismos.

Más noticias de Internacional