Público
Público

Un popular rapero de Italia denuncia intentos de censura de la RAI por criticar posturas "homófobas" del partido de Salvini

Fedez subió al escenario en un evento televisado por la cadena pública y denunció el bloqueo en el Senado de una esperada ley contra la homofobia y la transfobia debido a las reticencias de la Liga de Salvini.

Fedez en una imagen en televisión.
Fedez en una imagen en televisión.

El popular rapero italiano Fedez acusó a la televisión pública RAI de intentar vetar -sin éxito- su discurso en un concierto contra las posturas "homófobas" del partido ultraderechista Liga del ex ministro del Interior Matteo Salvini y el bloqueo de una ley contra la homofobia.

"La RAI desmiente la censura. Aquí está la llamada en la que la vicedirectora de RAI3 Ilaria Capitani y sus colaboradores me piden amoldarme a un sistema diciendo que sobre el escenario no puedo dar nombres y apellidos", denunció esta noche en sus redes sociales el cantante, marido de la "influencer" Chiara Ferragni.

Los hechos, muy comentados hoy en Italia, tuvieron lugar en el tradicional concierto del Primero de Mayo en el auditorio de Roma, en esta ocasión con pocos asistentes por la pandemia pero retransmitido por el tercer canal de la televisión pública.

Fedez subió al escenario y denunció el bloqueo en el Senado de una esperada ley contra la homofobia y la transfobia debido a las reticencias de la Liga de Salvini y del presidente de la Comisión de Justicia de la Cámara Alta, Andrea Ostellari

El rapero empezó entonces a leer en público una serie de declaraciones homófobas de líderes del partido ultraderechista, lo que provocó el enfado del propio Salvini.

El político consideró que Italia ya protege a los homosexuales, a pesar de que el colectivo insiste en que la actual legislación no es suficiente, e invitó a tomar un café y "hablar de libertad y derechos" al rapero.

"Para mi también el derecho de un niño a tener una mamá y un papá es sagrado", defendió Salvini. Fedez enseguida se situó en el centro de la polémica por dar un discurso político en el concierto del Día del Trabajador y acabó enzarzándose con la televisión pública, a la que acusó de haber querido vetar sus palabras.

La RAI negó estas acusaciones y el rapero ha colgado en sus redes sociales la llamada en la que, entre otras cosas, se escucha a un dirigente del ente avisar al rapero que su discurso era "editorialmente inoportuno".

"Yo soy un artista y subo al escenario para decir lo que quiero asumiendo toda responsabilidad. Las frases que llevo en mi discurso son declaraciones de consejeros de la Liga que dicen que 'si tuvieran un hijo gay lo quemarían en el horno'", criticó el músico en la llamada, notablemente irritado.

Tras la polémica, su esposa y madre de sus dos hijos, Chiara Ferragni, una de las "influencers" más famosas del mundo, expresó el "orgullo" que siente por el rapero.

Más noticias de Internacional