Público
Público

Relaciones EEUU-Israel Trump reconoce la soberanía de Israel sobre los Altos del Golán, ocupados desde 1967

Israel arrebató a Siria ese territorio durante la Guerra de los Seis Días y se lo anexionó de forma efectiva en 1981, en un movimiento no reconocido por la comunidad internacional. La decisión supone un espaldarazo a la "alianza irrompible" entre ambos países

Publicidad
Media: 1
Votos: 2

Trump enseña el documento sobre los Altos del Golán ante la evidente satisfacción del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu. (CARLOS BARRIA | EFE)

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha firmado este lunes una proclamación reconociendo la soberanía de Israel sobre los Altos del Golán, ocupados por el Ejército israelí durante la guerra de 1967.

La proclamación ha sido firmada poco después de una comparecencia junto al primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, quien ha agradecido al mandatario estadounidense su apoyo a Israel y ha destacado que Washington ya reconoció Jerusalén como capital del país.

"Es un día realmente histórico", ha subrayado Netanyahu, quien acortará su visita oficial a Estados Unidos para volver a Israel a consecuencia del disparo de un proyectil desde la Franja de Gaza. El cohete ha impactado en una vivienda cerca de Tel Aviv y ha herido a siete personas.

Durante la comparecencia, Trump ha defendido el derecho de Israel a defenderse, mientras que Netanyahu ha recalcado que Israel "no tolerará" los ataques con cohetes contra su territorio y hará "todo lo que sea necesario" para defender a su población.

"Cualquier futuro acuerdo de paz posible tiene que tener en cuenta la necesidad de Israel de defenderse de Siria, Irán y otras amenazas regionales", ha destacado el presidente estadounidense. "No queremos ver otro ataque como el de esta mañana al norte de Tel Aviv", ha añadido.

Así, ha resaltado que durante sus encuentros con Netanyahu abordará varios asuntos, si bien estarán centrados "en defensa, y quizá en ofensivas", sin dar más detalles. En este sentido, ha subrayado que la "alianza irrompible" entre ambos países "nunca ha sido más fuerte".

"Nuestra relación es poderosa. En estos momentos, la Embajada de Estados Unidos está orgullosamente en Jerusalén, la capital del pueblo judío", ha manifestado, antes de agregar que seguirá allí "durante muchos, muchos años, muchas décadas y muchos presidentes".

Por otra parte, ha ensalzado que "se ha derrotado el califato (de Estado Islámico) en Siria, se ha abandonado el horrible acuerdo nuclear con Irán e impuesto las sanciones más duras de la historia sobre el régimen iraní".

El "mejor amigo" de Israel

Tras las declaraciones de Trump, Netanyahu ha tomado la palabra para aplaudir el "increíble apoyo" del mandatario a Israel. "Israel nunca ha tenido un mejor amigo que usted", ha añadido.

"Lo ha demostrado cuando se retiró del desastroso acuerdo con Irán (...), cuando restauró las sanciones contra un régimen genocida que busca destruir el único Estado judío (...), cuando reconoció Jerusalén como capital de Israel y trasladó allí la Embajada estadounidense (...)", ha valorado.

"Lo ha demostrado nuevamente hoy con la proclamación oficial reconociendo la soberanía de Israel sobre los Altos del Golán", ha manifestado el primer ministro israelí, quien ha hablado de "días gloriosos" para describir la "liberación" de la zona en el marco de la guerra en 1967.

Netanyahu ha argumentado que la toma de los Altos del Golán permitió al Ejército contar con una importante plaza militar y controlar las amenazas de seguridad que puedan emanar de las zonas bajas de los alrededores.

Los Altos del Golán son un territorio que Israel arrebató a Siria durante la Guerra de los Seis Días (1967) y la Guerra del Yom Kipur (1973) y que se anexionó de forma efectiva en 1981, en un movimiento no reconocido por la comunidad internacional.
Este reconocimiento colma otra de las aspiraciones israelíes, después de que el Gobierno de Trump trasladara la Embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén, reconociendo así a la Ciudad Santa como capital del país, en contra del consenso internacional sobre la necesidad de que su estatus se acuerde en un eventual diálogo de paz.

La Asamblea General de Naciones Unidas aprobó el pasado mes de diciembre una resolución —con el apoyo de 128 de los 193 estados miembro de la ONU— en la que instó a Estados Unidos a dar marcha atrás, lo que no ha tenido lugar. Israel ya ha dicho en más de una ocasión que nunca devolverá los Altos del Golán a Siria.