Público
Público

28-A Los senadores cobrarán una indemnización de 8.822 euros por la disolución de las Cortes

Esta retribución estará sujeta a tributación y se dará a los senadores que no sean miembros de la Diputación Permanente.

Imagen de archivo del Senado. / EFE

europa press

El vicepresidente primero del Senado, Pedro Sanz, ha informado este martes de que los senadores que no sean miembros de la Diputación Permanente de la Cámara cobrarán una retribución de 8.822,52 euros por la paga prevista por la disolución de las Cortes.

En declaraciones a los medios, Sanz ha matizado que esa retribución estará sujeta a tributación y que se calcula multiplicando 163,38 euros al día por los 54 días que van del 5 de marzo, fecha de disolución, al 28 de abril, día de las elecciones. No obstante, ha recordado que quien desde el día de la disolución de las Cortes se incorpore a otro puesto de trabajo, deberá devolver dicha indemnización.

Por su parte, los senadores que se incorporen a la Diputación Permanente -cuya mesa se reunirá el 6 de marzo-, comenzarán a cobrar según los cargos y responsabilidades que ostenten dentro de ese órgano. Estos no entran dentro del grupo de los que recibirán la retribución transitoria de los 8.822,52 euros.

Tendrán derecho a una indemnización de un mes por año trabajado, con un máximo de 24 meses

A esto, Sanz ha añadido que una vez celebradas las generales, y en caso de que los senadores dejen de serlo y por alguna circunstancia no tengan retribución de ningún tipo, tendrán derecho a una indemnización de un mes por año trabajado, con un máximo de 24 meses. Esa indemnización se calculará teniendo en cuenta la retribución básica, que es de 2.972,98 euros.

Esa paga única de 8.822,52 euros por la disolución de las Cortes la cobran también los senadores autonómicos (que no sean miembros de la Diputación Permanente), aunque su escaño no dependa de las elecciones generales del 28 de abril. Este grupo de parlamentarios seguirá en su cargo el día 29 y volverán a cobrar su sueldo habitual.

El Iphone, a 518 euros

Por otro lado, Pedro Sanz ha recordado que si los senadores salientes quieren mantener los teléfonos móviles que les facilitó la Cámara, un modelo Iphone, deberán abonar 518 euros, mientras que por la tablet deberán pagar algo menos, 173 euros. Esta diferencia de precio se explica porque las tabletas son de principios de la legislatura, mientras que los móviles son más recientes.

"Si quieren quedarse tras el 28 con el teléfono tendrán que pagar la tasa establecida de acuerdo a las normas", ha recordado Sanz, quien ha apostillado que en el Senado "no se regala nada".

Más noticias de Política y Sociedad