Público
Público

Caso Villarejo Citan a tres policías por el uso de fondos reservados en la 'operación Kitchen'

El magistrado pretende conocer con sus testimonios el mecanismo en la utilización de los fondos y si desde la Secretaría de Estado de Interior se autorizaron los pagos para los seguimientos a Bárcenas a través del que entonces era su chófer, quien se cree que percibió hasta 48.000 euros.

Publicidad
Media: 5
Votos: 2

El extesorero del PP Luis Bárcenas. Europa Press

El juez del caso Villarejo, Manuel García Castellón, ha llamado a declarar este martes como testigos al facultativo adscrito a la Policía Nacional Miguel Ángel Bayo y a dos exsecretarios de la Dirección Adjunta Operativa de la Policía Nacional (DAO) en relación al uso de fondos reservados en la operación Kitchen, sobre el presunto espionaje al extesorero del PP Luis Bárcenas.

Según han confirmado a Efe fuentes jurídicas y publica El Independiente, el magistrado pretende conocer con sus testimonios el mecanismo en la utilización de los fondos y si desde la Secretaría de Estado de Interior se autorizaron los pagos para los seguimientos a Bárcenas a través del que entonces era su chófer, Sergio Ríos, quien se cree que percibió hasta 48.000 euros de fondos reservados por este servicio, por lo que está imputado por estos hechos.

La citación de Miguel Bayo, al que se conoce como "el hombre del maletín", se produce después de que el exjefe de la Unidad de Apoyo Operativo de la Policía Enrique García Castaño, también investigado en el caso Villarejo, confesara que cobró cerca de medio millón de euros en efectivo a lo largo de más de una década de fondos reservados de la Comisaría General de Información y de "otra partida" diseñada para "determinadas cuestiones operativas".

Sergio Ríos, antiguo chófer del ex tesorero del PP Luis Bárcenas, abandonando la Audiencia Nacional en una imagen de archivo. EFE

Según la declaración de García Castaño, le entregaba dinero personalmente el director adjunto operativo  

Según su confesión, de esa última partida, vigente entre octubre de 2005 y noviembre de 2011 y que no pasaba por el control de la Comisaría General de Información, le entregaba dinero personalmente el director adjunto operativo (DAO), puesto que ocupaba entonces Miguel Ángel Fernández Chico, ya fallecido, y antecesor de Eugenio Pino, también imputado en el caso Villarejo.

Para acreditar estos hechos, la defensa de García Castaño pidió citar a declarar a Miguel Ángel Bayo Herranz, un funcionario adscrito a la Policía que, según las citadas informaciones, recogía dinero en metálico de los fondos en la Secretaría de Estado de Seguridad y lo llevaba a la Dirección Adjunta Operativa de la Policía.

Los tres agentes ahora citados ya declararon ante el juez

Los tres agentes ahora citados ya declararon ante el juez el pasado 26 de febrero, pero la Fiscalía Anticorrupción y el instructor consideran que deben aportar mucha más información de la que ofrecieron sobre el manejo de los fondos reservados.

En aquella comparecencia Bayo aseguró que estuvo durante un año asignado a la gestión de los fondos reservados y que, además, desconocía que con ellos se hubiese pagado una operación de espionaje a Bárcenas.

García Castaño confesó en junio su participación en la operación Kitchen y aportó los nombres de los policías que le ayudaron en la clonación de los móviles del extesorero Luis Bárcenas y cuyo contenido se grabó en un "pendrive" que él mismo entregó al número 2 de Interior Francisco Martínez, quien al conocer lo declarado calificó de falsedad esas afirmaciones.

Más noticias en Política y Sociedad