Público
Público

ExclusivaLas cloacas de Interior

cloacas Villarejo se confiesa pagador del rescate de periodistas en Siria y benefactor de Corinna

En la declaración ante el juez de la Audiencia Nacional, que desvela 'Público' en exclusiva, el comisario jubilado se despachó con sus enemigos habituales, el ex director del CNI, Félix Sánz, y la periodista de este diario que desveló, por un lado, en 2015, sus negocios con la familia del dictador de Guinea Ecuatorial; por otro lado, a partir de 2017, el chantaje al CNI y a la Casa Real. Recurre a los temas que desde hace cuatro años, utiliza contra ambos, así como contra jueces, fiscales e investigadores que se han interpuesto tanto en sus negocios como en los de su socio Adrián de la Joya o Juan Villalonga: el pago del rescate a los tres periodistas secuestrados en Siria y la información que le facilitó la supuesta amante de Juan Carlos de Borbón, Corinna Zu Sayn-Wittgenstein.

Publicidad
Media: 3.58
Votos: 12

El comisario José Manuel Villarejo (en una captura sacada de un vídeo) y el expresidente de Telefónica, Juan Villalonga.

La dificultad para separar el grano de la paja en la causa Tándem y distribuirlo en la casi treintena de piezas separadas que terminará abriendo la Audiencia Nacional y la Fiscalía Anticorrupción con la documentación de los registros a José Villarejo y sus socios, no viene dada solo por la vacuidad de alguno de los documentos frente a la complejidad de otros. También lo enmarañan todo el gran trabajo que hicieron mezclando lo público y la privado; un esfuerzo desplegado durante años por los trabajadores del grupo Cenit del excomisario, donde había empleados hijos e hijas de otros altos mandos policiales. 

Sin embargo, por ahora, se confirma que dos son los escudos con los que Villarejo ha pretendido mantener su defensa: por un lado, según él, la existencia de una organización criminal formada por una periodista de Público, el CNI, la Fiscalía y los investigadores de la causa del pequeño Nicolás para quedarse con el dinero del rescate que España pagó para que los periodistas secuestrados en Siria (2015) fueran liberados diez meses después.

Por otro, Villarejo se ha defendido apelando a las amenazas de muerte que la amante del rey emérito Juan Carlos I sufrió -también según el comisario- del exdirector del CNI, así como a la documentación sensible que esta le dio cuando la tuvo que asistir haciendo gran servicio a la patria, según él, después de que se lo pidiera su amigo el expresidente de Telefónica. La mujer de Juan Villalonga lleva la imagen de Corinna Zu Sayn-Wittgenstein.

"No sé si me sufragaba con fondos públicos"

Sin embargo, según va avanzando la declaración de la que Público ya ofreció una parte en la información Villarejo confesó trabajos para empresas del Ibex, y "pagos y sobornos" fuera de España, los fiscales siguen intentando diferencias qué trabajos serían incompatibles con su actividad policial y cuáles hay que sacar de la causa, porque corresponderían a sus funciones policiales. Es entonces cuando Villarejo saca de nuevo sus dos líneas de defensa, y así se escucha a continuación:

"Me ofrecí para todos esos documentos y secretos muy importantes, que esa señora [Corinna] tiene porque su pareja [el rey emérito] se la [sic] dio en su día. Pues yo he intentado recuperar esa documentación... Creo que sin éxito"

Fiscal: Ha manifestado que algunas de las actividades que ha desarrollado eran encomendadas por instituciones nacionales, evidentemente. ¿Sufragadas con fondos públicos aunque no le pagaran a usted?

Villarejo: Pues no lo sé, no lo sé,... Mire, yo hice un informe donde sé que parte del pago de un secuestro la mitad se entregó, la mitad se quedó a mitad del camino; y el señor director del CNI creyó que yo le estaba diciendo que se lo habían quedado ellos y esa es una de las razones por la que estoy aquí. Es decir, yo no sé, los fondos reservados como son secretos, como el CNI no tiene que dar explicaciones a nadie [salvo en la comisión de Secretos Oficiales del Congreso de los Diputados, como hizo varias ocasiones el general Félix Sanz Roldán por los asuntos que se tratan en este artículo],... A saber ellos lo que hacen con ese dinero que, teóricamente, a mí ellos decían que me daban. 

F: Se le ha preguntado por mi compañero, por qué se quedaba con esa información. Usted ha dicho que, como recuerdo, en otras ocasiones, que porque es el resultado de su trabajo... 

V: Claro, claro, señor fiscal...

F: Pero en ocasiones, es trabajo a nivel nacional o patriota, como usted le quiera llamar. A mí no me ha quedado muy claro si el CNI tiene copia de su trabajo o la tiene el Ministerio del Interior o solamente la tiene usted... 

V: El Ministerio del Interior tiene copia de todas las notas mías de Inteligencia, que les di; por supuesto, de todos los trabajos que he hecho. El CNI, de cada vez que yo les he ofrecido o me han pedido, las tienen e imagino que, con interés, el director del CNI, no el CNI. Yo sé distinguir señor fiscal una institución tan seria y tan honorable como es el CNI, que ha hecho grandes servicios y otra cosa es su director que, por las razones que sea, entiende que para él, su orgullo es más importante que los intereses de España. Lo que quería el director del CNI no era esa información, era lo que le afectaba a él, porque él amenazó de muerte a una princesa y le dijo que la vida suya, la de la princesa y tal... Y luego contrató a una serie de personas para registrar los domicilios...

F: ¿Este es el asunto que ha mencionado antes de una señora amenazada...? 

V: Sí, sí, claro, señor fiscal, sí, sí,... Y además, lo sabe y además me han preguntado 300.000 veces. ¿Y sabe usted lo que hice? Convencer a esa señora de que no denunciara, fíjese, fíjese, fíjese qué mal tipo soy [algo que supone una evidente omisión de su obligación como funcionario policial, que lo era cuando fue a visitar a Corinna en Londres con el expresidente de Telefónica, en 2015]. Y luego cuando volví les dije: "Oye, ¿cómo hacéis esto?"". "No te metas en nuestras cosas, no tal..." Y aún así ,me ofrecí para todos esos documentos y secretos muy importantes que esa señora tiene porque su pareja se la dio en su día [refiriéndose al entonces rey Juan Carlos I] Pues yo he intentado recuperar esa documentación... Creo que sin éxito.

La exvicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría (i), conversa con el exdirector del CNI, Félix Sanz Roldán, en una imagen de archivo. EFE

Villarejo montó sociedades para pagar el rescate de los periodistas secuestrados en Siria (2013-2014)

A tenor del secuestro en 2013 en Siria y de la liberación en 2014 de los periodistas Javier Espinosa, Ricardo García Vilanova y Marc Marginedas, el comisario Villarejo empezó a escribir en 2014 en el blog que regentaba su mujer Gema Alcalá, Información Sensible, que el CNI se había quedado con parte del pago del rescate, lo cual, además, podría suponer un delito de colaboración con banda armada. 

En mayo de 2015, después de que la periodista de Público fuera a declarar como testigo en la causa del pequeño Nicolás donde están imputados Villarejo y su mujer, el comisario puso una querella por organización criminal en la que se acusaba a María Pico, entonces jefa de Gabinete de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría; a agentes del CNi, a fiscales de Anticorrupción, al periodista Javier Ayuso (El País) y al juez, los investigadores y la citada testigo del caso del pequeño Nicolás de haber participado en un delito de ocultación del dinero del rescate de los periodistas liberados en marzo de 2014. 

Querella de 2015 contra el CNI, Fiscalía Anticorrupción, el juez y los investigadores del Caso Nicolás, Javier Ayuso (El País) y Patricia López (Público), desvelada por El Confidencial.

Puso querellas sobre este asunto en todas las instancias posibles y en todas fueron archivadas. Además, como se revela en los audios a continuación, resulta que, según él declara, fue el propio Villarejo quien montó esas sociedades. Con ellas se pagó el rescate a los periodistas y gracias a ellas, continúa, los corresponsables regresaron sanos y salvos de su encierro de varios meses. 

Villarejo: Y yo voy a relatar, con su permiso señor fiscal, digo señoría... Hay una serie de pagos a terroristas para conseguir liberar 'secuestradores' [sic], etc, etc. Una serie de sociedades que se montan por parte de agentes del CNI y que en algunos casos,  yo colaboro, en Burkina, en una serie de estructuras donde obviamente, para liberar a esos 'secuestradores' , a esos secuestrados, a esos periodistas... Pues entonces, de alguna manera hay que contactar con esos terroristas y había que pagarles y yo intento echarles [¿?], porque ante la opinión pública, puede ser entendido como que es una colaboración con banda armada y yo creo que eso no es así. 

El comisario, en prisión en el momento de prestar declaración, debió de olvidarse de que su imagen era pública desde que en los 80, apareció en un programa de televisión junto a Carmen Maura y una impresionante Grace Jones. la imagen la difundieron, entre otros, periodistas afines al comisario, como Eduardo Inda. Según Villarejo, "todo el mundo andaba loco por sacar mi foto" en el momento del secuestro de los periodistas en Siria; y su foto ya estaba en la red junto a Jones y Maura.

Grace Jones hace ademán de sentarse encima de Villarejo en una entrevista que hizo Carmen Maura, tras el golpe del 23-F. Villarejo era portavoz de un sindicato policial, un personaje conocido entre los miles de agentes de Policía. 

Villarejo entregó a Inda y a Cerdán un material que "afecta a la seguridad del Estado", en lugar de al CNI

La copia de seguridad desencriptada sobre el rey emérito y Corinna fue hallada en Estepona (Málaga), y según el comisario, contenía todos los pendrives, documentos, etc. en su poder. Entonces, los fiscales le piden los contactos de los supuestos hackers del CNI, que le habrían ayudado a encriptar la información que no quiere facilitar al procedimiento y que, según él mismo, afecta a la seguridad del Estado. 

Esa información, sin embargo, había sido ya entregada a medios y tertulianos afines, como la que hace referencia a Corinna y sus negocios con el abdicado rey Juan Carlos I y que fue publicada por Eduardo Inda y Manuel Cerdán a principios de 2017, antes de ser detenido el comisario Villarejo y cuando éste estaba imputado únicamente en la causa del pequeño Nicolás, como desveló Público en enero de ese año tras grabar al comisario Enrique García Castaño confesando el retorcido plan (La 'brigada política' de la Policía chantajea al CNI y a la Casa Real con tirar de la manta del 'caso Corinna')

Es sorprendente que cuando en agosto de 2018, Inda y Cerdán hicieron pública la grabación de uno de los encuentros de Corinna y Villalonga con Villarejo -en Londres en 2015-, ninguno de los dos personajes de negocios (Villalonga y/o Corinna) se quejara, se asustara o emprendiera acciones contra el comisario por violar su intimidad. 

Fiscal: Esa situación que usted describe puede tener sentido con relación a una determinada operación en la que participara, en la que usted provisionalmente tuviera este material. Pero usted está diciendo que tiene este material desde que usted trabaja, como usted dice, encubiertamente...

Villarejo: Como ha ocurrido, señor fiscal, con todos los respetos. 

Fiscal: Yo no digo que lo que esté diciendo no sea verdad, pero para mí, simplemente, es su manifestación. Eso significa que usted ha almacenado la documentación relativa al material sobre el que trabajaba, durante todo el tiempo sin devolverlo. 

V: Claro, señor fiscal; usted dice que no revele más cosas, pero si hay una señora que está amenazada de muerte, que es la amiga muy personal de una alta personalidad del Estado [refiriéndose a Corinna y su relación con el entonces rey Juan Carlos I, a quien fue a visitar a Londres con Juan Villonga para que le diera toda la documentación sobre sus relaciones y negocios] y me pide ayuda porque la han amenazado de muerte, y me da una serie de datos, y esos datos los transmito al CNI, pero al mismo tiempo me pide la custodia para que si le pasa algo, "Por favor, tal"... Oiga, yo no estoy vulnerando, creo, ningún secreto oficial porque yo, esos datos queme los ha dado a mi, los guarde y le doy la promesa a esta señora de que no le va a pasar nada. Dígame, ¿qué delito estoy cometiendo? 

Juez: Yo creo que la pregunta está contestada. 

Fiscal: ¿Por qué entonces pone usted condiciones al CNI, en el modo, en el lugar y el tiempo de entrega de ese material al CNI, que es del CNI?  

V: Perdona, no es un material del CNI, es un material que afecta a la seguridad del Estado

El rey Juan Carlos I y Corinna zu Sayn-Wittgenstein, en una imagen de archivo.

Villarejo tiene derecho a mentir y vuelve a incidir en las amenazas de muerte de Sanz Roldán a Corinna, en su presunta voluntad de mediar entre los dos bandos y a pesar de llevar desde 2014, difundiendo toda esta información sobre el CNI y quien era su director, y a pesar de haber sido grabado por Público reconociendo con una frase muy contundente: "Si quieres amenazar a alguien de muerte, coges a un tío como yo, que no se le conoce la cara", y que casi repite literalmente en el interrogatorio.  

Esta actitud de Villarejo ante el juez provocó, como se puede escuchar, una gran bronca en la que tuvo que intervenir el propio magistrado: 

Según Villarejo, el exdirector del CNI dijo a Corinna: "O vuelves con él o devuelves la pasta o tu seguridad está en peligro"

F: Usted, a través de sus abogados, ha manifestado que el material intervenido puede afectar a material sensible relativo a la seguridad del Estado, que es del que venimos hablando toda la mañana. Pero yo le voy a preguntar por otros dos tipos de material que usted también ha mencionado: altas instituciones del Estado e intimidad de otras personas. En este caso la pregunta es lo mismo que para los demás. ¿Por qué lo tiene usted?

V: Señor fiscal, con todos los respetos, hay una señora... Le pongo un ejemplo, hay muchos, hay fuentes de inteligencia de tema terrorista que me han dicho que el contacto del CNI me ha pedido que la mitad de lo que me paga se lo dé a él; por lo tanto, te lo doy a ti y tal y pascual... Y entonces yo le he dicho al CNI, "Oye, no hagáis esto, que este tipo tal". O sea, podría darle... Le estaba haciendo un relato cuando su compañero me ha cortado. Entonces, en un caso en concreto de temas delicados: hay una señora que convive unos años con una alta instancia del Estado, un hombre muy importante. Y este señor, por las razones que sea, le da información... ¡muy importante! De sus cuentas corrientes, de sus negocios, de sus sociedades, etc, etc. La señora lo guarda y en un momento determinado, alguien le va a visitar -el director del CNI, que no manda a un cualquiera, a un señor anónimo como yo... ¡No, él en persona! Porque quiere quedar muy bien...-. Y le dice: "O vuelves con este señor o devuelves la pasta o devuelves la documentación o la seguridad tuya, la de tus hijos, está en peligro". Como quien la amenaza es nada menos que el director del CNI pues, obviamente, se lo toma en serio, y como consecuencia de eso, está horrorizada y, por las razones que sea, contacta conmigo. Y yo, pues le ayudo y le digo que esté tranquila, que no se preocupe, que tal, etcétera, etcétera. 

F: Perdone, pero siempre se refiere al mismo caso. Hay alguna institución más alta del Estado... 

V: Señoría, yo estaba dando una relación amplia de tal y el señor fiscal me ha cortado, me ha dicho: "No siga usted, no se qué"... 

Juez: Mire, señor, es su declaración, responda a las preguntas...

Las denuncias falsas contra la periodista de 'Público'

En esta declaración del comisario Villarejo, que se produjo tres años después de que Público comenzara a escribir sobre él en enero de 2015 -por su vinculación en la causa del pequeño Nicolás, tras una presunta una operación de blanqueo de capitales con la familia Obiang- y de haber sido acusados de mentir, de participar en una organización criminal que se quedó con parte del pago del rescate de los periodistas secuestrados en Siria entre 2013 y 2014 (rescate el cual, según su declaración, habría ejecutado el propio comisario); tras haber sido difamados por Inda o Cerdán por destapar el chantaje al CNI y la Casa Real, en el que, junto al comisario Villarejo, estaban siendo cómplices, el policía, una vez más, vuelve a acusar a la periodista de Público de ser el origen de los males que le han llevado a prisión:

Villarejo: Si me permite, señor fiscal, hace dos años una publicación que se llama Público, una señora, una periodista a la que le he metido varias querellas por calumnias y tal [el comisario las ha perdido todas] publica y dice: "Hay una investigación y tal relacionada con Guinea que el CNI está haciendo sobre Villarejo y tal...". Lo leo, y con el coronel con el que había estado, le digo: "Oye, ¿esto no se referirá al tema de Guinea? ¿Que tenéis una investigación sobre mí, sobre Guinea?" Y me dijo: "¡Ah, no le hagas caso al periodista, Pepe; de ti no hay nada, por favor". ¿Entiende? En todo momento, vuelvo a repetir, ésa es la razón por la que luego el CNI estructura la famosa denuncia esa anónima, que le llega a ustedes y todo eso, ¿no?

De cómo supo Público de esa operación de blanqueo de capitales, que hemos explicado en varios artículos, fue tan sencillo como escuchar con atención la grabación ilegal a Asuntos Internos y a agentes del CNI que, presuntamente, realizó un periodista al servicio del comisario, mientras su mujer y él se encargaban de difundirla. Hasta que llegó a manos del pequeño Nicolás.

En ella, los investigadores hablaban de Guinea, de blanqueo, de dos jueces... Y daban las suficientes pistas como para tirar del hilo, seguir leyendo el resto del sumario y hablar con más personas implicadas.

Respecto a la denuncia anónima que cita Villarejo, es verdad que es todo un misterio, resuelto al menos para Público, y que aunque se le ha atribuido a un exmiembro del CNI con relaciones en Guinea Ecuatorial, que no tiene reserva en conceder entrevistas -algo muy extraño entre las personas que han pasado por los servicios de inteligencia-, es posible que el denunciante esté mucho más cerca del comisario de lo que quiere hacer creer.

CONTINUARÁ...

Más noticias en Política y Sociedad