Público
Público

El código ético del PSOE prohíbe la "asignación económica" por "el ejercicio profesional de actividades privadas"

El anuncio de la publicación por parte del grupo Planeta de 'Manual de resistencia', a cargo del Presidente del Gobierno, abre el debate sobre si esta decisión entra conflicto con los estatutos y reglamentos de su partido. 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.- EFE

Con Manual de resistencia Pedro Sánchez se convierte en el primer jefe del Ejecutivo español que publica un libro durante el desempeño de sus funciones. Un volumen que plasma ese vertiginoso periplo que le lleva, en cuestión de un año, de batirse en unas primarias con el aparato del PSOE a alcanzar La Moncloa en junio y contra todo pronóstico por medio de una inesperada moción de censura a Rajoy. El libro, publicado por la editorial Península –perteneciente al grupo Planeta– verá la luz el próximo día 19.

Se trata de una «actividad privada» que, tal y como indica el Código Ético del PSOE –impulsado por el propio Sánchez– prohíbe expresamente que «los representantes del PSOE en las Cortes Generales» reciban cualquier tipo de remuneración por ellas, aunque estén relacionadas con la política.

"Este libro es fruto de largas horas de conversación con Irene Lozano, escritora, pensadora, política y amiga. Ella les dio forma literaria a las grabaciones, prestándome una ayuda decisiva. Sirvan estas líneas de agradecimiento", confiesa Sánchez en los prolegómenos de esta edición. El líder socialista reconoce de este modo que la exdiputada del PSOE y de UPyD –nombrada por Sánchez como secretaria de Estado de España Global–, Irene Lozano, ha sido la responsable de empalabrar sus reflexiones. Por el momento se desconoce si el mandatario recibirá algún tipo de remuneración al respecto. Fuentes de La Moncloa no han precisado ese dato, y tampoco la editorial ha aclarado nada al respecto.

Sí se sabe, por contra, que la ley de 2015 que regula el ejercicio de los altos cargos permite compatibilizar el puesto en la Administración General del Estado con actividades privadas de producción y creación literaria, “siempre que con su ejercicio no se comprometa la imparcialidad o independencia del alto cargo en el ejercicio de su función”. Esto implicaría forzosamente que el Presidente se inhibiera de decisiones que pudiera afectar al Grupo Planeta.

La editorial, por su parte, se jacta en la nota de prensa de la capacidad de Sánchez para “derribar, uno tras otro, los lugares comunes de nuestra vida política”. Una afirmación que sostiene a través de una sucesión de citas textuales: «Nunca una moción de censura ha triunfado en España»; «es imposible ganarle unas primarias al aparato de un partido»; «aquí nadie dimite para ser fiel a su palabra»…

Sobra decir que la decisión de Sánchez de publicar estas memorias ha suscitado polémica. Por un lado, y pese a que desde Moncloa aleguen que el libro fue escrito antes de llegar a la presidencia, sería la primera vez que un mandatario español publica unas memorias durante el ejercicio del poder. Sus predecesores publicaron obras similares pero siempre habiendo abandonado el cargo de Presidente del Gobierno.

En segundo lugar, no se puede desdeñar el hecho de que sea Planeta el grupo editorial elegido para su publicación. No olvidemos que se trata de un importante conglomerado de medios de comunicación, por lo que la pregunta sobre si el Presidente debe vincularse contractualmente con uno de los principales actores mediáticos del país, está sobre la mesa y no es baladí.

Más noticias en Política y Sociedad