Público
Público

Consejo de Ministros Enfrentamiento sin precedentes entre el Ejecutivo y Legislativo por la labor de la Mesa

Celáa acusa a la presidenta Ana Pastor, de "saltarse" normas importantes de "neutralidad e imparcialidad" e insiste en preguntar por qué se niega a que se pida un informe a los letrados del Congreso para que se pronuncien sobre este asunto

Publicidad
Media: 5
Votos: 3

El ministro de Fomento José Luis Ábalos, y la ministra portavoz Isabel Celaá, a su llegada a la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros en el Palacio de La Moncloa.- EFE/Emilio Naranjo

No hay precedentes en toda la etapa democrática de un enfrentamiento tan abierto entre el Poder Ejecutivo y el Poder Legislativo como el que se vio este viernes entre la decisión de la Mesa del Congreso de negarse a tramitar por vía de urgencia la reforma de la Ley de Estabilidad, y la contestación recibida desde la tribuna del Consejo de Gobierno.

La portavoz del Ejecutivo, Isabel Celáa, tras ser informada del nuevo bloqueo de la Mesa, acusó a este órgano de estar "traspasando todos los límites, más allá de lo tolerable", con las decisiones que están adoptando en torno a este asunto.

Celáa indicó que la Presidencia de Mesa, en manos de la ex ministra Ana Pastor, "está saltándose normas importantes de neutralidad e imparcialidad", y se volvió a preguntar por qué no pide a los letrados de la Cámara Baja un informe jurídico para dirimir esta cuestión.

En este sentido, en el Gobierno y en el PSOE existe el pleno convencimiento de que los letrados le darán la razón en su informe, y es por ello que Pastor se niega a pedir ese informe que, de ser así, no le quedaría más remedio que acatarlo.

La portavoz del Gobierno también hizo suyas las acusaciones ya vertidas por el Grupo Socialista, en las que calificaba el acuerdo de la Mesa de la Cámara Baja como "arbitrario, inaudito e inaceptable".

Para Celáa produce "bochorno" la actitud del Partido Popular y Ciudadanos de no dejarles gobernar y, sobre este caso en concreto, recordó que lo que está en juego es poder disponer de 6.000 millones de euros más para reconstruir el Estado del Bienestar.

Celáa indicó que el Grupo Socialista volvió a exigir la reunión de la Mesa del Congreso este viernes porque tenían "razonables expectativas" de que se pudiera corregir el rumbo, "pero está claro que están bloqueando la acción del Gobierno", apunto.

La portavoz del Gobierno también recordó que la Mesa del Congreso no sólo está bloqueando al Gobierno sino también a la propia mayoría parlamentaria que hay en la Cámara, y no ocultó la gravedad de las serias discrepancias que hay entre la Mesa y la Junta de Portavoces, lo que tampoco había ocurrido nunca.

Más allá de la denuncia, el Gobierno tiene prácticamente cerradas todas la posibilidades de que pueda ser tramitada a tiempo esta reforma, ya que el recurso al Tribunal Constitucional no será una vía para que solucione el problema en los plazos que necesita el Ejecutivo. Por tanto, los Presupuestos Generales del Estado para 2019 vuelven a estar en el aire.

Más noticias en Política y Sociedad