Público
Público

Consejo de Ministros Montero advierte de que las amenazas en el 4M "merecen la condena unánime, sin excusas ni matices"

La portavoz del Gobierno manda un mensaje de apoyo a los dirigentes amenazados en el marco de la campaña electoral madrileña y afirma que "ninguna amenaza ni intimidación va a hacer retroceder a la democracia".

Consejo de Ministros
La portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, este martes en La Moncloa. Juan Carlos Hidalgo / EFE

El Gobierno ha querido mandar un mensaje contundente sobre las amenazas de muerte que varios dirigentes políticos y cargos públicos han recibido en el contexto de la campaña electoral que está en curso en la Comunidad de Madrid. A través de la portavoz del Ejecutivo, María Jesús Montero, y en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, se ha advertido de que no puede haber "matices" en la "condena" a las amenazas, una condena que, a juicio del Gobierno, debe ser "unánime".

"Hemos visto sucesos e incidentes que no queríamos que sucedieran nunca", ha comenzado la portavoz del Ejecutivo, en referencia a las cartas con amenazas de muerte recibidas el jueves de la pasada semana por varios dirigentes y altos cargos de la administración.

El jueves de la pasada semana, el líder de Podemos y candidato de Unidas Podemos a presidir la Comunidad de Madrid, Pablo Iglesias; el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, y la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, recibieron misivas con amenazas de muerte y balas de fusil en su interior.

El lunes, la ministra de Industria, Reyes Maroto (que acompañará a Ángel Gabilondo como vicepresidenta en un eventual gobierno madrileño, si el PSOE logra llegar al Ejecutivo), recibió otra misiva con un cuchillo aparentemente ensangrentado en su interior. En el caso de la titular de Industria, y a diferencia de lo que ha pasado con las otras tres amenazas, las autoridades ya han identificado al responsable.

"Los demócratas tenemos que defender nuestras ideas con la palabra. Creemos en la tolerancia, el respeto, la opinión y el contraste de ideas y rechazamos que alguien se quiera alimentar del odio dando lugar a discursos excluyentes y totalitarios que no pueden tener cabida en nuestra sociedad", ha defendido la portavoz del Gobierno.

En este sentido, ha advertido de que las amenazas de muerte recibidas en los últimos días "merecen la condena unánime, sin excusas ni matices. Ninguna amenaza ni intimidación va a hacer retroceder a la democracia", ha concluido.

El pasado viernes, el líder de Podemos abandonó un debate electoral tras reiterar en varias ocasiones la candidata de Vox, Rocío Monasterio, que dudaba de la veracidad de las amenazas que habían recibido él, el ministro del Interior y la directora general de la Guardia Civil. Posteriormente, y tras una pausa en el debate, también abandonaron los candidatos socialista y de Más Madrid, Ángel Gabilondo y Mónica García, lo que forzó la suspensión del debate.

Más noticias