Público
Público

Un consejo popular de ministros para desmontar las políticas del Gobierno

Paralelamente al Consejo de Ministros celebrado en la Llotja de Mar, Òmnium Cultural ha organizado un Consejo Popular de Ministros, en el que han participado una quincena de entidades vinculadas a diferentes ámbitos y que han ejercido de ministros del ramo para denunciar las problemáticas de los sectores respectivos.

El vicepresidente de Omnium Marcel Maura, durante el acto convocado por la organización soberanista como altenativa al Consejo de Ministros celebrado en la Llotja de Mar de Barcelona. EFE/Alejandro García

A los gritos de "Fora las forces d'ocupació” y “Independència!” y mientras en la Llotja de Mar el Consejo de Ministros presidido por Pedro Sánchez debatía con una multitud crítica movilizada afuera, en la Estació de França, Òmnium Cultural celebraba un Consejo Popular de Ministros paralelo, con asociaciones catalanas de diferentes sectores que han representado los diversos ministerios.

De esta manera se ha querido visualizar el rechazo a la celebración de una reunión del Gobierno en Barcelona el día que se cumplía un año de las elecciones del 21 de diciembre, ya que se considera "una vergüenza y un desprecio que un gobierno pretendidamente democrático, que permite que haya presos políticos y exiliados, venga a Barcelona a hacer bandera del no-diálogo".

"En base a los grandes consensos que unen a la mayoría de la población catalana, es intolerable que el gobierno español no detenga inmediatamente la represión sobre la sociedad civil y el recorte de derechos civiles, sociales y políticos", ha asegurado el presidente de la entidad, Jordi Cuixart, en una carta enviada desde la prisión de Lledoners.

Un mensaje clave que se ha repetido durante todo el acto ha sido "somos gente pacífica". Marcel Mauri, vicepresidente de Òmnium, ha querido destacar las movilizaciones pacíficas: "Hoy hemos demostrado una vez más que somos un pueblo de paz. La única violencia es la del Estado que aprisiona nuestra gente (...) Que no nos den lecciones de paz aquellos que incrementan un 10% el presupuesto en gasto militar. Se acabó su relato de la violencia, porque nosotros hemos decidido ser no violentos en un Estado de violencia (...) Tenemos el deber de salir a la calle para construir un país mejor".

Mauri ha animado a la ciudadanía a continuar saliendo a la calle si se siguen vulnerando los derechos fundamentales. "Señor Pedro Sánchez, si lo único que nos ofrece es humillación, si continúa yendo de la mano de VOX y si no reconoce con valentía el derecho a la autodeterminación, usted tiene un problema y este problema es el 80% de la gente de este país. Ya tenemos bastante de una monarquía que persigue la disidencia. ¿Cómo se atreven a venir a Barcelona un año después de unas elecciones impuestas? ¿Cómo se atreven a venir como si no pasara nada? No tienen ninguna propuesta. ¿Para decirnos que tenemos que cambiar el nombre del aeropuerto de El Prat a Aeropuerto Josep Tarradellas? Son unos irresponsables que nos quieren vasallos, pero nos hemos vuelto a despertar con la no violencia como estandarte".

Los 'ministerios' de las principales entidades catalanas

Elisenda Rovira, vicepresidenta del Grup de Periodistes Ramon Barnils, ha denunciado como las fuerzas de seguridad y el Estado español vulneran el derecho a la información cuando no dejan trabajar a los periodistas y ha subrayado como se utiliza desde el Estado el delito de odio para acallar a las voces críticas.

La Associació Catalana pels Drets Civils, formada por familiares de los dirigentes presos y exiliados, ha representado al Ministerio de Justicia. "Exigimos que los jueces dejen de hacer de políticos", ha dicho Montserrat Puigdemont, hermana del ex-presidente Puigdemont. "En pocos días comenzará un juicio sin precedentes en la Europa democrática (...) ¿La unidad de España está por encima de los derechos de la población? ¿Dónde queda la libertad de expresión y el derecha la discrepancia política? Montserrat Puigdemont ha terminado su intervención haciendo un llamamiento a la lucha pacífica.

Toni Borrell, de Stop Madre Mortum, en representación del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, ha criticado la acción exterior del Estado Español, su política de gasto militar y su política migratoria, usada "como herramienta de represión (...) El control migratorio pasa por encima del derecho a la vida y provoca miles de muertos" y ha tenido un recuerdo para las 12 personas que ayer mismo murieron en la frontera sur intentando llegar a Europa. "Hay una falta de voluntad política y dejadez. Las muertes en el Mediterráneo no son una tragedia porque las tragedias no se pueden evitar y las muertes en el Mediterráneo si se pueden evitar ".

Al mencionar al ministro Josep Borrell, los cientos de personas agrupadas en el acto han mostrado su rechazo a su política y sus declaraciones habituales en contra de la independencia de Catalunya.

También han hablado la Federació de Moviments de Renovació Pedagògica i els Escoltes Catalans (Educación), Unió de Pagesos, (Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación), representantes del Front d'Alliberament Gay de Catalunya y el Movimiento Feminista, SOS Racisme ( Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social), Universitats per la República (Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades), l'Associació Catalana d'Escriptors en Llengua catalana y la Federació d'Entitats Excursionistes de Catalunya (Ministerio de Cultura y Deportes).

Especialmente aplaudida ha sido Elisenda Paluzie, presidenta de la ANC, que ha hecho hincapié en el "trato de colonia que nos da el gobierno español. Ni el nombre del aeropuerto nnos dejan elegir!", ha exclamado. "Hemos conseguido un efecto de huelga general y hemos paralizado al país, porque hoy no es un día normal (...) Esperamos que el acuerdo que se firmó ayer sea el inicio de un verdadero diálogo político basado en el paro de la represión y la aceptación del derecho de autodeterminación de Catalunya".

También ha tenido mucho eco el discurso de Gabriela Serra, ex diputada de la CUP y representante del Ministerio de Defensa Popular, que ha dado cifras sobre el gasto militar y ha denunciado la gran cantidad de material armamentístico que se fabrica en España y que se destina a guerras como la de Siria y Yemen. "Queremos contribuir a la paz mundial desmilitarizándonos”, ha dicho.

En un ambiente distendido, donde se ha insistido en la necesidad de la no violencia, el Consejo Popular de Ministros ha sido amenizado por la música de los grupos Pirat's Sound Sistema, Ju y Ebri Knight.

Más noticias de Política y Sociedad