Público
Público

Crecen los problemas territoriales en Podemos: dimisiones, gestoras y diferencias con la dirección

La dirección de Castilla-La Mancha ha dimitido en bloque y Podemos nombrará a una gestora, convirtiéndose en el cuarto territorio que tendrá un equipo técnico al mando. Aragón y Andalucía reivindican un "perfil propio" frente a la dirección estatal mientras el resto de territorios sigue analizando los resultados del 26-M y los próximos pasos.  

Publicidad
Media: 1
Votos: 4

Los miembros del Consejo Ciudadano de Podemos en el escenario de la Asamblea Ciudadana Estatal de Vistalegre II. JAIRO VARGAS

La debacle del 26M está teniendo sus primeras consecuencias en los territorios. Podemos reconoce que la falta de estructura territorial es uno de los motivos del  desplome de votos en todas las Comunidades Autónomas. El efecto más claro es el de Castilla-La Mancha donde la dirección ha dimitido en bloque, convirtiéndose en el cuarto territorio que se regirá por una gestora decidida desde Madrid. El líder de Castilla y León también ha puesto su cargo a disposición del partido. Además, Aragón y Andalucía han levantado el hacha y defienden un "perfil propio" frente a la Ejecutiva. Un cruce de culpas con la dirección estatal por los resultados en la que, al menos de momento, no entran el resto de territorios que están a la espera de celebrar sus Consejos Autonómicos. 

Pablo Iglesias reconoció el pasado lunes en una entrevista en La Sexta que la "implantación territorial" es un gran desafío del partido que tendrá que debatirse en los próximos meses. No es para menos: hasta cuatro Comunidades Autónomas se rigen ahora por gestoras decididas desde Madrid. El último caso es Castilla-La Mancha. "La dirección pondrá en marcha un equipo técnico", indican fuentes de Podemos tras la dimisión en bloque. Pero ya desde antes de las elecciones Madrid, Cantabria y La Rioja también se regían por gestoras.

En La Rioja se ha vivido una de las mayores crisis territoriales que ha roto el grupo parlamentario en dos, ha acabado en los juzgados y se ha llevado por delante las primarias del partido. Los candidatos autonómicos al Parlamento riojano fueron nombrados directamente por el Consejo de Coordinación Estatal durante una reunión telemática y el grupo continúa al mando de una gestora. 

Cantabria tiene una gestora desde el pasado mes de enero. El Consejo de Coordinación Estatal de Podemos decidió nombrar este equipo técnico tras meses de conflictos internos y ha sido uno de los territorios en los que se han quedado sin representación parlamentaria. Mientras que es otra gestora la que está al mando de la Comunidad de Madrid desde la dimisión de Ramón Espinar tras la alianza de Íñigo Errejón y Manuela Carmena

Andalucía y Aragón protagonizan las críticas

Aragón y Andalucía han protagonizado las críticas a Iglesias desde el 26-M. La organización que lidera Teresa Rodríguez salió al día siguiente de las elecciones a destacar que Andalucía era la Comunidad en la que se habían conseguido mejores resultados, destacando el éxito de 'Kichi' en Cádiz que se quedó a un concejal de lograr la mayoría absoluta. "Esto nos da la responsabilidad de empujar desde el sur el renacer de esta fuerza política en el Estado", aseguró el portavoz regional Pablo Ganfornina. 

Rodríguez tuvo un duro enfrentamiento con la dirección estatal por defender la marca Adelante Andalucía frente a la de Podemos. Ahora esta reivindicación vuelve con más fuerza y marcará la postura de los futuros debates de la organización. 

El coordinador y candidato de Aragón, Nacho Escartín, también ha culpado a los dirigentes estatales de los malos resultados de las municipales y autonómicas. Tras una reunión del grupo, el dirigente achacó la debacle al "efecto arrastre de la marca". La dirección de Podemos Aragón no asume las palabras de Escartín, pero el grupo está dividido entre afines y críticos de Iglesias. Los más críticos quieren marcar un perfil propio "más allá de Podemos", siguiendo el ejemplo de 'Kichi' y a las plataformas de Ada Colau y Manuela Carmena.

El líder de CyL pone su cargo a disposición del partido

Puede que la dimisión de José García Molina y del resto de dirección de Castilla-La Mancha no sea la única. El secretario general de Podemos Castilla y León, Pablo Fernández, ha puesto su cargo a disposición del partido tras el "fracaso rotundo" de los resultados al pasar de nueve a un procurador. “Tendremos que estudiar qué hemos hecho mal o en qué hemos enfocado mal la campaña, aunque trabajar, hemos trabajado de forma ingente. Es evidente que tendremos que reflexionar y pensar. Ahora mismo estoy en estado de shock el fracaso es enorme yo lo asumo como máximo responsable”, explicó Fernández en rueda de prensa. Durante esta semana se espera que se reúnan la ejecutiva y el Consejo Autonómico y Fernández pondrá sus cargos a su disposición.

A la espera del CCE y próximas decisiones territoriales

El resto de territorios se reunirán a lo largo de la semana en sus consejos autonómicos y seguirán analizando los resultados y la hoja de ruta. Hay un punto en común: no buscar culpables y remar en la misma dirección. También comparten que los resultados son mejores allá donde se han presentado bajo una candidatura unitaria que en los sitios que no. Es el caso de Asturias, que tendrá su reunión el próximo sábado pero que ya concluyen que, sobre todo en circunscripciones pequeñas, hubieran conseguido superar las barreras para tener representación o conseguir más diputados si hubieran ido juntos Podemos e IU. Fuentes de la dirección territorial también apuntan a que tiene que haber "cambios y línea estratégica propia" en Asturias, pero también una reflexión estatal y de todo el espacio de la izquierda "sin buscar culpables". Asturias, a pesar del descenso de votos, es uno de los territorios en los que han salvado los muebles al tener margen de influencia en el futuro gobierno socialista.

En Navarra también asumen que los resultados son malos, pero destacan su voluntad de participar en la gobernabilidad a partir de un acuerdo programático que sea "estable". Los dirigentes creen que se tiene que abrir un espacio de "reflexión" y "autocrítica" propia territorial y estatal ya que señalan que ha habido un voto útil al PSOE que ha presentado las elecciones como una segunda vuelta electoral.

El líder de Podemos en la Región de Murcia, Óscar Urralburu, también ha explicado que los resultados son "muy malos" y atribuyó lo ocurrido al efecto de las elecciones generales del 28 de abril que trasladó gran parte de su voto hacia el PSOE. Aún así, pide hacer una reflexión a todo el partido para explicar que el voto progresista que confió en ellos en los años 2015 y 2016 los hayan abandonado ahora. El Consejo Ciudadano Autonómico también se reunirá "pronto"

En Baleares y en Extremadura tampoco ha habido buenos resultados, pero son las Comunidades en las que menos han bajado en número de ediles. Dos en cada una. En la isla la buena noticia es que podrán revalidar el pacto de izquierdas que preside Francina Armengol en Baleares con el Més y Podemos podría reeditarse, el objetivo del grupo ante estas elecciones. En Extremadura no podrán hacerlo ya que el PSOE ha obtenido mayoría absoluta.

En el resto de Comunidades Autónomas el efecto interno ha sido menor. En  Catalunya, Galicia, País Vasco y en la Comunidad Valenciana no ha habido autonómicas, aunque la pérdida en ciudades y municipios también ha sido muy grande. Como línea general, las direcciones apuntan a la falta de unidad aunque los análisis locales tardarán más en llegar. 

Más noticias en Política y Sociedad