Público
Público

Elecciones 2019 Los partidos recibirán más de 66 millones por sus resultados en el Congreso en el 28-A

Las formaciones obtendrán varias subvenciones de los Presupuestos Generales y del Presupuesto del Congreso de los Diputados para sufragar sus gastos electorales y en función de los parlamentarios obtenidos en las elecciones.

Publicidad
Media: 4.25
Votos: 4

Vista del pleno del Congreso de los Diputados. REUTERS

Los resultados de las elecciones generales del 28 de abril no solo han servido para distribuir el poder político de cada una de las formaciones, sino que también marcarán su futuro económico. El normal funcionamiento de los partidos se garantiza, en gran medida, a través de las subvenciones que reciben por parte del Estado, que les permite desarrollar su actividad, pagar los salarios de sus trabajadores, disponer de espacios de trabajo (sedes) u organizar actos públicos.

Aunque una parte de la financiación difiere en función de cada partido y de la fórmula utilizada (donaciones privadas, microcréditos, cuotas de los afiliados...) la parte pública, la que proviene de la administración, se guía por unas reglas generales para todas las fuerzas políticas. Los partidos se nutren de una asignación que depende directamente de los Presupuestos Generales del Estado, destinada a cubrir su actividad diaria.

Pero, además, reciben otro tipo de subvenciones relacionadas con sus resultados electorales y que van destinadas a cubrir los gastos de las campañas. Estas asignaciones tienen dos tipos de fuentes: el Ministerio de Hacienda (Presupuestos Generales del Estado) y el Presupuesto del Congreso de los Diputados. Además, algunas de estas subvenciones varían en función de los resultados obtenidos por cada formación, tanto en el Congreso como en el Senado.

Una orden del Ministerio de Hacienda, de marzo de 2019, fija las cantidades de
las subvenciones a los gastos originados por actividades electorales para las
elecciones generales de 28-A. La disposición establece una subvención de 21.167,64 euros por cada escaño obtenido en el Congreso de los Diputados o en el Senado; además, también se fija una asignación de 0,81 euros por cada uno de los votos obtenidos por cada candidatura en el Congreso y 0,32 euros por cada uno de los votos obtenidos por cada candidato que hubiera obtenido escaño de senador.

En el Senado, la cuantía definitiva de las subvenciones se podrá determinar cuando se elijan los senadores por designación territorial, tras las elecciones autonómicas del 26 de mayo. Es en el Congreso donde ya se puede realizar un cálculo en función de la representación obtenida por cada formación (en número de votos y de escaños). Además, el Régimen Económico de los Diputados de la Cámara Baja fija una subvención de 29.026,04 euros mensuales para cada grupo parlamentario y otra de 1.670,17 euros mensuales por cada diputado.

Con estos datos, el PSOE, ganador de las elecciones generales con casi 7,5 millones de votos y 123 escaños, percibirá unos 8,6 millones de los Presupuestos para sus gastos electorales. Además, de agotar la legislatura (cuatro años de asignación por grupo y por diputado), recibirá unos 11 millones de euros con cargo al Presupuesto del Congreso. En total, los socialistas recibirán casi 20 millones de euros si se completan los cuatro años de legislatura.

Una asignación fija para cada grupo parlamentario

En el caso del PP, los conservadores se harán con casi 5 millones de euros vía Presupuestos y con unos 6,5 millones de la Cámara Alta (11,6 millones entre las dos fuentes de financiación pública). Los de Casado obtuvieron casi 4,5 millones de votos y 66 escaños en los comicios de abril). Ciudadanos obtuvo algo más de 4 millones de votos y 57 escaños en las elecciones; por ello percibirá más de 4,5 millones de euros para gastos electorales y más de 6 millones en el Congreso. Los de Rivera recibirán más de 10,5 millones por su representación en la Cámara Baja.

Unidas Podemos percibirá más de 8,6 millones por sus resultados:casi 4 millones de euros para sufragar sus gastos electorales y casi 5 millones vía Presupuestos del Congreso por sus 42 escaños (más de 3,5 millones de votos). También Vox, que ha entrado como quinta fuerza política al Parlamento, recibirá ayudas económicas de la administración pública. La ultraderecha percibirá casi 6 millones de euros por sus 24 diputados (algo más de 2,5 millones de votos). Del Presupuesto general percibirá 2,6 millones, y de las cuentas del Congreso, algo más de 3 millones.

ERC y Bildu, que a priori compartirán grupo parlamentario en el Congreso percibirán algo más de 4 millones de las dos fuentes de financiación públicas; entre las dos suman 19 escaños y más de 1,2 millones de votos. El PNV, con seis escaños y casi 400.000 sufragios, obtendrá unos 2,3 millones de euros. El resto de partidos (Junts per Catalunya, Compromís, Coalición Canaria, Navarra Suma y el Partido Regionalista de Cantabria), que previsiblemente conformarán el Grupo Mixto, recibirán unos 3,5 millones. En total, los partidos se repartirán 66.590.850 euros por su representación en el Congreso.

Más noticias en Política y Sociedad